Home » Sabiduria y Conocimiento » Ciclos Cósmicos y Eras

Ciclos Cósmicos y Eras

Dicen las profecías que estamos a punto de iniciar una nueva Edad dorada. Cabe la posibilidad de que la anterior Edad dorada se alcanzara justo antes del deshielo, durante el último máximo glacial, hace ahora 20 mil años. Veamos pues que pudo suceder entonces… 

Introducción

LA VERSIÓN OFICIAL de la historia afirma que hace 20 mil años aún vivíamos de la caza y la recolección. Dice que los primeros centros urbanos no nacieron hasta hace entre 5 y 10 mil años. En cambio otros hablan de Atlantis o Lemuria, como si en esa época el mundo estuviera dividido en dos naciones, una en medio del océano atlántico (Atlantis) y la otra en el Pacífico (Lemuria). Constituyen dos interpretaciones extremas del pasado, y como suele suceder, la verdad debe estar en un punto intermedio entre ambas.

25 mil años atrás: Edad Dorada

PUBLICIDAD GOOGLE

Así, según mi parecer, durante la anterior Edad dorada, vivíamos en ciudades-estado, y aquéllos que no estaban organizados de tal manera, lo hacían en comunidades tribales. Eran ciudades que todo y conservar su independencia, formaban una red. Ciudades que se solidarizaban y ayudaban las unas a las otras al más puro estilo acuario. Ello sucedió durante la anterior Era de Acuario, hace 25 mil años. Por aquel entonces aun estábamos inmersos en un periodo glacial.

La gran mayoría de las ciudades-estado estaban ubicadas junto al mar, por las siguientes razones:

  • Por encontrarnos en un periodo glacial, hacía más frío a altas latitudes y altitudes, mientras que las temperaturas cerca de los trópicos y al nivel del mar eran muy parecidas a las actuales. De ahí que el clima cerca del mar fuera mucho más agradable.
  • A parte, el nivel de las aguas se había mantenido relativamente estable durante miles de años. Tal estabilidad ha causado que la antigua linea de costa aún sea apreciable desde cualquier foto satélite. En dichas fotos observamos una franja azul celeste, ubicada entre el azul marino de las mayores profundidades y la linea de costa actual. Tal franja señala el área que no estuvo sumergida durante los más de dos millones de años que se dice duró la glaciación. La erosión causada por el mar durante esos dos millones de años dio profundidad a la franja azul marino. Mientras, la escasa erosión sufrida durante los últimos 10 a 15 mil años hace que las tierras recientemente sumergidas sean aún poco profundas.
  • En tercer lugar, el mar constituye una importante fuente de alimento.
  • Y finalmente, el océano permite la movilidad utilizando la energía del viento, sin necesidad de construir infraestructura especial como carreteras, ni de utilizar la rueda.

20 mil años atrás: Declive

Pero vivir en zonas costeras hizo que la población fuera mucho más vulnerable a un eventual incremento en el nivel de las aguas. Aparte, quienes no vivían en la costa lo hacían en los grandes valles fluviales, los cuales también quedaron inundados al derretirse los glaciares que alimentaban los ríos. Por ello, cuando hace 20 mil años se alcanzó el último máximo glacial y el hielo empezó a derretirse y el nivel del mar a ascender, la población del momento intuyó que se acababa de producir un cambio de tendencia y que algo terrible se estaba gestando.

Las ciudades-estado del momento debieron entrar en declive. La población seguramente empezó a desplazarse, buscando nuevas tierras que ocupar en las zonas más altas. Ello creó tensiones que causaron el regreso de los conflictos bélicos, los cuales habían estado ausentes durante la Edad dorada. Las ciudades-estado empezaron a luchar entre sí, o se agruparon constituyendo naciones, para declarar la guerra a un tercero. Dejaron de gobernar los sabios, quienes lo hacen con el ejemplo, por medio del llamado gobierno magisterial, y empezaron a aparecer líderes más autocráticos, que acabaron por dar el mando a sus descendientes, muchos de ellos ineptos. Cinco mil años después, al final de esa Era, el mapa político del mundo había cambiado totalmente. Cuando se habla de Atlantis, seguramente se esté haciendo referencia a una de las naciones que surgieron de la agrupación de varias ciudades – estado.

15 mil años atrás: Era del Diluvio

Entonces, hace unos 15 mil años, se inició la Era del Diluvio, con su inestabilidad climática aún más acusada, el deshielo acelerado y, tal vez, fenómenos sísmicos de importancia. Los periodos de rápido deshielo anegaron los valles e incrementaron súbitamente el nivel de las aguas, sumergiendo aún más las zonas costeras. Por entonces ya poco quedaba de aquella Edad dorada. Las escasas ciudades–estado ubicadas lejos de la costa y en tierras que tampoco quedaron anegadas por los ríos, sufrieron el acoso de los refugiados, por lo que éstas fueron destruidas por verdaderos maremotos humanos.

Leyendas de la India nos cuentan cómo Manu, con siete sabios, tomó muestras de semillas y se refugió en las altas montañas del Himalaya. Las leyendas griegas nos narran como Deucalión y Pirra también lograron escapar, para continuar la civilización griega en otra parte. Las leyendas inkas nos explican cómo Manco Cápac y Mama Ocllo fueron enviados por el Padre Sol para sacar a los supervivientes del diluvio del estado de penuria en el que habían quedado. La Biblia nos habla de Noé. Leyendas sumerias nos hablan de Ziusura. Leyendas chinas lo hacen de Yu el Grande, hijo de Gun, quien construyó diques para protegerse de la subida de los ríos. Muchos son los relatos y las culturas que nos narran sucesos similares.

10 mil años atrás: Revolución Neolítica

PUBLICIDAD GOOGLE

Los que sobrevivieron se refugiaron donde pudieron para, regresada la calma, iniciar la cuarta Era, aquélla que ha sido interpretada por los historiadores como la revolución neolítica. Tal revolución no hubiera sido posible de no ser por las semillas y conocimientos que aún se conservaban. Es decir, muchos cultivos reaparecen de forma súbita, hace unos 10 mil años, sin que sea apreciable una linea evolutiva clara desde su forma silvestre a la domesticada. Un ejemplo de dicha aparición súbita de conocimiento lo tenemos en la ciudad de Çatalhöyük, al sur de la península de Anatolia. Y muchos conocimientos, tanto artesanales como arquitectónicos, también aparecen de la misma manera.

Hecho por Joey Roe y distribuido bajo licencia de documentación libre GNU. Modificado para añadir la zona del amazonas, en la que se ha hallado terra preta, y las posibles migraciones desde Atlantis y Lemuria.

Mientras tanto, en los Andes…

Algunos de los supervivientes se refugiaron en las altas cordilleras de los Andes. A juzgar por las leyendas, éstos se establecieron primero en la zona del lago Titicaca, si bien se desconoce su punto de origen anterior. Tal vez procedieran de aquella franja del continente sudamericano que había quedado hundida bajo las aguas. Tal vez lo hicieran de los valles fluviales bajos, que todo y no quedar cubiertos por el mar, si fueron inundados por el deshielo de los glaciares andinos. O, tal vez, lo hicieran de tierras más lejanas.

Lo que si parece seguro es que eran iniciados que habían conservado algunos de los conocimientos alcanzados durante la anterior Edad dorada. Por ello, conscientes de que 10 mil años después, de ellos sólo quedaría el recuerdo de las piedras, construyeron lugares como Sacsauhuaman para dejar testimonio de su existencia.

Durante las dos Eras siguientes, la zona Andina experimentó la alternancia e inversión cíclica de culturas. Unas llegaron, otras se fueron, y si atendemos a su interpretación del tiempo en ciclos de quinientos años, es de suponer que tal fue la pauta aproximada que rigió el proceso. Sin embargo, por ser conscientes de la ley de la alternancia y la de la inversión cíclica, la cultura conquistadora en vez de destruir el mundo de la conquistada, construyó sobre sus bases. Tal reacción queda clara cuando el noveno Inca, Pachacútec, en vez de suprimir y reinventar la historia de los territorios conquistados, la respeta para incluso realzarla, cómo nos cuentan las crónicas de Pedro Sarmiento de Gamboa.

De ahí que cuando hablamos de los inkas, uno pueda estarse refiriendo únicamente a esas dos dinastías y trece gobernantes que reinaron durante el octavo pachacuti (1000 d. C. al 1500 d. C.). Pero cuando hablamos de cosmovisión inka o andina, tenemos necesariamente que hacer referencia a los 10 mil años de historia que la gestaron, para incluso ir más lejos. Ir al tiempo anterior al diluvio, hasta la última Edad dorada, posiblemente iniciada hará ahora 25 mil años.

 2011, Marc Torra (Urus) para mastay.info


ESPACIO PATROCINADORES
ESPACIO PATROCINADORES
Sobre Marc Torra (Colaborador GHB)

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Send this to a friend