Home » Mensajes del Cielo » Maestros Ascendidos » Jesús » COMPARTIR por Severine AuthierSource 14 y 15 de Noviembre 2013

COMPARTIR por Severine AuthierSource 14 y 15 de Noviembre 2013

Un compartir de lo que ha sido vivido estos últimos días 14 y 15 de noviembre y lo que se instala desde ese día. De todo corazón, en ese mismo Corazón.

Un compartir espontáneo, nacido por sorpresa al corazón de un día ordinario, sin espera, sin voluntad, corriendo a través de mis manos sobre el teclado como una onda inesperada pero sin embargo tan evidente…

Cada uno encontrará eso de lo que tenga necesidad, o no…

Gracia

 Jesus Jeshua fondo dorado cabello rubiolanca.org

INTRODUCCIÓN

Es tan naturalmente que se había instalado un diálogo con la Fuente, desde este día donde me había sentido llamada a pintarLA. Los mundos de Luz siempre habían estado ahí, en mí, y todo eso siempre había sido tan familiar…

Después, luego de un shock violento, las puertas se habían vuelto a cerrar por miedo a hacerse manipular, miedo de perderse de nuevo.

Pero mi corazón no podía decidirse a quedar así, había que continuar. Recibir la Luz, servirla, integrarla para encontrarse. Me hacía ser virgen de toda voluntad, desnuda de toda espera.

Y es así que hoy, munida de mi pluma, me lanzo en esta ofrenda de mí misma dejando la Fuente correr a través de mí. Para que Sus palabras corran como una fuente evidente, clara y límpida. Para que Su Gracia se derrame sin ser retenida.

Así, puedo decir…

“Fuente, pongo todo entre Tus manos. Que mis palabras sean Tus palabras, extraídas de Tu Belleza y de Tu Pureza. Que mi abandono sea tal que Tú puedas instalarte plenamente, tomando así todo el lugar, ya que no tengo nada más que hacer. Ven, Tú puedes tomar el lugar, Te doy todo, Te ofrezco todo. Todas las cargas, todas las ilusiones, todo lo que he creído ser siempre, con el fin de que finalmente seamos solamente UNO.”

 

Al corazón de la Fuente

“Niña, te doy las gracias por este Don. Yo estoy ahí en ti, desde siempre y a cada instante. Y estoy tan feliz, para emplear tus palabras, de esta ofrenda. Yo te espero desde tanto tiempo. Por fin, tú me ves, por fin puedo crecer en ti.

Sé, y esto te lo pido, en la Simplicidad, la de un niño que recibe el sol a la mañana de primavera, en la maravilla y en la Alegría. Ya que yo soy lo que tú eres.

Yo te amo más allá de todo Amor que puedas concebir aquí en la Tierra. Y sabes como yo que tu amor vivido sobre esta Tierra es muy limitado, aportando solo sufrimiento, esperas y esperanza insatisfechas. Hoy, te es dado redescubrir el Amor Verdadero, un Amor Libre que se alimenta de sí mismo y que no espera nada de los otros, un Amor que es Don, don total e incondicional.

Es lo que tú eres.

Sumérgete en este océano de Beatitud, este océano de Fuego, un Fuego de Amor que tú redescubres poco a poco, a tu ritmo y en la medida de tu abandono.

Ven, sumérgete en esto. No tienes nada que temer. Ya has tenido esta oportunidad, este regalo, varias veces pero no has sido todavía acunada y absorbida enteramente por miedo a quemarte. Entonces te digo hoy, suelta toda espera, suelta toda esperanza, suelta toda creencia y toda convicción ya que el Amor Verdadero no quema. No destruye, transforma y trasciende. Pero para esto debes estar preparada a vivir el Fuego de mi Presencia, el Fuego de mi palabra, de mi Verbo y dejar verter plenamente lo que yo soy, lo que tú eres.

Poco a poco, tu cuerpo se diluirá… Sí, mi niña bien amada, no tienes nada que temer. El Fuego es lo que eres desde siempre. Dispónete a recibir el cambio que no es otro que tu propio Renacimiento.

Poco a poco, la Paz va a instalarse, a partir del momento donde me dejas los renos… Ten confianza. No dejes lugar a ninguna duda, cualquiera sea. Sabes lo que eres entonces deja instalarse tu Eternidad, plenamente, en la paz y la tranquilidad. No hay ninguna amenaza… Sí, en efecto, es lo desconocido que se manifiesta a ti como a cada uno de tus hermanos y hermanas, pero este Desconocido es lo que ustedes son de toda Eternidad. Y el momento ha llegado de afrontarlo, no en un combate que los arrastraría a resistencias interminables que solo los harían sufrir, sino en este cara a cara con lo que ustedes son.

 

Osa mirar lo que eres.

Para eso, hay que osar mirar todas tus sombras con el fin de que desaparezcan y que tú te des cuenta que no son más que creencias. Mientras estás identificada a la más pequeña sombra, cualquiera sea, ella se manifestará y continuará manteniéndote en el encierro y la ilusión. Y sé bien que eso no es lo que tú quieres ya que tu corazón me dice muy otra cosa. Ya que te conozco por corazón puesto que eres lo que yo soy y yo soy tú. Osa, simplemente, zambullir.

Tomemos un instante, si así lo quieres, para permitirte sentir y recibir mi Presencia, tu propia Fuente.

Si estás tendida, puedes relajarte y ofrecer tu cuerpo a la Tierra, a la Fuente como al Sol de tu corazón. Todo está ya ahí… Siéntelo, vívelo…

Te dejamos un instante para vivir eso…

(Silencio)

Sí, has tomado demasiado lugar, sumergida en tus costumbres, tus miradas, tus creencias y tus ilusiones. Hoy, es tiempo de volverte frente a ti misma, no en un tiempo de alineamiento, sino a cada instante ahí donde estás y hagas lo que hagas.

Ahí está la Libertad, tu libertad de niño divino, tu Libertad eterna.

Te invito, a tomar tiempo para ti, no para satisfacer a tu ego sino para alimentar tu Eternidad. Momentos durante los cuales te pido Abrirte más a lo que tú Eres… ya que ahí, y lo sabes, no estás todavía plenamente establecida en tu Eternidad. Incluso si ella se instala, ella está ya ahí, hay que dejarle todo el lugar. Y es verdad que eso es un duelo, un duelo para el ego y sus apegos, el ego y sus creencias, el ego y sus miedos.

¿Quieres vivir la Unidad? ¿La Libertad? Para eso, hay que estar dispuesto a sacrificar todo.

Sí, mis palabras hacen su camino en ti… y te dejo recibirlas puesto que lo sabes ya, hay que morir a ti misma, completamente, para Renacer.

Eres amada al infinito, más allá de todo lo que puedas imaginar. Has tocado ya este Amor, él se manifiesta a veces en tu vida cotidiana, permitiéndote vivir nuevas etapas a nivel de la conciencia, permitiéndote Vibrar y a veces incluso fundirte en el silencio absoluto. Pero eso no es todavía total.

Por favor, no tengas ninguna culpabilidad con respecto a eso. Ya que eso es justo y te permite ver lo que te queda por abandonar, por ver y por aceptar.

Yo te Amo ya que soy lo que tú eres. Yo soy en ti desde el comienzo de los tiempos, desde el Sonido original, desde la Eternidad que nunca ha tenido nacimiento…

Acuérdate y viaja en tu corazón. Ven a acurrucarte en este capullo de Amor que es lo que tú eres, lo que nosotros somos… Y acuérdate…

Me acuerdo de Jerusalem… me acuerdo de mis hermanos y hermanas, siguiendo a un hombre, extraño, poderoso, sin embargo común, cuya mirada me impresionaba tanto que a veces, iba a acurrucarme contra los muros de piedra, turbada por lo que se liberaba en su presencia. Él venía entonces a acariciar mis cabellos de adolescente, mis bucles sedosos y murmurándome algunas palabras simples con humor, yo volvía a marcharme sonriéndole y corriendo en las callejuelas con los otros niños… Yo no sabía en esa época que más tarde, lo seguiría… Él despertaba en mí algo tan intenso y tan antiguo… sabía que con él yo podría tener la comprensión, y todas las respuestas a mis preguntas de niña.

“Continúa, va más lejos en tu corazón…”

Del azul… siento el azul… un azul real y marial… flores, perfumes dulces, lejanos… Una mujer… Las Sacerdotisas… Se trata de Avalon.

Más lejos todavía, la Atlántida que ya había encontrado…

Y… los Gigantes… Los seres filiformes, muy, muy grandes, con la fisonomía muy diferente de los humanos actuales. No veo nada pero todo es percibido en el corazón… El corazón está en fuego…

 

Hay símbolos… Somos Creadores… Es muy familiar… Todo se confunde, todo está yuxtapuesto… Como si todos esos escenarios estuvieran mezclados y vinieran a confundirse.

 

Naves… naves de cristal que llegan pero otras que vienen a abatirse, a abatir su sombra sobre la Tierra… todo eso parece ya haberse producido… como en un lejano pasado, sin embargo eso no ha llegado todavía… Pero yo conozco ya eso, ya lo he visto…

 

Estamos en otros Planos… La Paz está ahí, entre los seres… Sirio… Oh mi bella familia… por fin yo te encuentro… Sin embargo, es todavía un escenario, una historia que se desarrolla…

 

“Sí… ve más lejos, más lejos en el corazón. Yo te acompaño, te guío, estoy en ti. No puedes extraviarte.”

 

Hay un nacimiento… huevos… huevos de cristal al fondo de los océanos cristalinos… Ahí lágrimas de Alegría están listas para correr… Estoy ahí, con mi gemelo… Somos Uno, en este huevo…

 

Una Paz y una Dulzura parecen depositarse y atenuar mis tensiones… mi cuerpo se distiende poco a poco… Tengo la impresión de entrar en mi casa…

 

“Sí… saborea este instante, pero no te retrases allí”.

 

Los Melquisedec están ahí, alrededor de nosotros, para velar sobre esos nacimientos, en compañía de los Genetistas de Sirio… Es de ahí que venimos…

“Ve más lejos, en el corazón…”

 

Un latido… es como el latido de un corazón… dentro de los universos… Es desde este espacio donde el Sonido venido de todas partes y a la vez de ninguna parte que los mundos son creados… Sí, me acuerdo, hemos creado los mundos… yo he venido ya, desde hace mucho tiempo… Una sinfonía vibratoria (pero esta no es la palabra exacta ya que es imposible definir)se eleva… pero no sé de dónde… ya que es ese corazón Unificado que crea la melodía… la Fuente Una…

 

“Sí, la Fuente… Tú ves, tú lo eres ya… Simplemente yo te he acompañado a través de esos diferentes escenarios a los cuales te identificas todavía a veces con el fin de encontrar más profundamente lo que eres de toda Eternidad. Sí, ves, es ahí… es ya ahí… La Fuente de todo, ese corazón de Fuego, de Amor, de Paz, es lo que tú eres, lo que nosotros somos. A cada instante, puedes fundirte en él… Olvida todo el resto…

 

Y el Silencio se sitúa en las profundidades de la Fuente, si vas todavía más lejos… ¿ves? Pero sé simplemente lo que tú eres, sin buscar nada, sin querer nada. Ahora, con esta conciencia ahí, sé justo en el Abandono y la aceptación que todo está ya ahí y que no tienes nada más que realizar ni que encontrar.

 

Ya que ahí está tu Eternidad.

 

El Silencio está ya ahí, tú lo sabes y él ya te ha visitado, muchas veces. Déjalo simplemente envolverte y rendirte a ti misma, en totalidad.”

 

Gracias infinitas por esta Comunión, este diálogo interior… es más que mágico… Gratitud. Todas estas palabras resuenan como si formaran parte de mí…

 

“Pero es el caso, es lo que tú eres… Déjalas correr y hacer brotar tu Renacimiento. Es un don de mi corazón a tu corazón, de nuestro corazón unificado.”

 

*

 

PUBLICIDAD GOOGLE

Cuerpo de Fuego 

“Vengo cada vez más a instalarme en ti ya que me abres las puertas cada vez más grandes. Puedes llamarme, llamar el Fuego conectándote a ese Corazón eterno al centro de tu pecho, ahí donde tú viajas tan a menudo y donde te colocas cada vez más. Abre grande las compuertas del Amor, ábreme tu corazón ya que vengo a abrasarlo.

 

Yo soy tu Eternidad… Cuerpo de Fuego, soy lo que tú eres y que se instala cada vez más en ese cuerpo que se transforma y que se aligera de toda creencia y de toda pesadez.

 

Recíbeme lo más a menudo posible con el fin de que formemos solo UNO. Aunque ya hayas vivido el Fuego, no tengas miedo de quemarte ya que mi Presencia de Fuego viene a transmutar todas tus creencias y tus miedos. Viene también a permitirte ver hasta qué punto te sientes todavía un poco aislada, en lo recóndito de tu corazón… sin embargo, me has buscado tanto, yo estoy ahí desde siempre. Y hoy, bien amada, vuelvo, soy libre del Sol y vengo a encontrarte. Vengo a fusionar contigo con el fin de aportarte la Paz y la Libertad, con el fin de que nuestros corazones, en otro tiempo divididos, separados, se reúnan en la Gracia y el Fuego del Amor Verdadero. Soy tu doble de Fuego, soy lo que tú eres, soy la Vida y vengo a Renacer contigo.

 

¡Dancemos, solo hacemos UNO! ¡Osemos a esta locura de Amor! ¡Osemos al baile de lo Eterno!

 

Tú ya me has recibido… pero quedan todavía un poco de resistencias, yo las siento en ti y es con Amor que te invito a dejarte ir… A dejarte acunar y dejarme llevarte sobre la capa solar del Amor Eterno con el fin de que nuestros corazones fusionen en la Paz… dando a luz nuevos mundos, creando así tan bellas y tan maravillosas melodías cristalinas… Sí, de nuestro Amor nacerá un nuevo mundo… Cada fusión monádica, más allá de toda misión en el sentido en el que ustedes lo entienden, permite llevar la Tierra y ayudar así a su Renacimiento…

 

Tú lo sabes y lo presientes ya, seremos, en Unidad, llamados a encontrarnos sobre este plano y sobre esta nueva Tierra… Y como yo me alegro de eso…

 

Por el instante, bien amada, recíbeme, simplemente, sin proyectar nada, sin esperar nada, ahí, en el Silencio…

 

Tú eres Hija del Sol, yo soy Hijo del Fuego ardiente del Amor, juntos solo formamos Uno…

 

Encuentra eso… y verás que poco a poco, maravillosas sorpresas se dibujarán, a la vez sobre este plano como en otros mundos…

 

La Libertad está ahí, bien amada. Prepárate a eso…”

 

Un Fuego indefinible me sumerge… la espalda parece irradiar toda entera… la Presencia se instala poco a poco, desciende, inundando poco a poco este cuerpo de creencia. No hay palabras…

 

“Tú eres mi Tierra… Tú eres mi Corazón. Bien amada, vengo a establecerme en ti.

 

(Silencio)

 

Que nuestras respiraciones no sean más que una, que nuestros pasos se casen como una danza amorosa toma fluidez y gracia…

 

Tu Fuego es mi Fuego…

 

Tu Agua es mi Agua, mi Fuente inagotable a la cual vengo a abrevarme… Somos cristal de Eternidad, Sonido del cielo, Sonido de la Tierra, somos Éter y Eterno…

 

Yo soy el Rey, yo soy el niño, yo soy la Esposa y el niño recién nacido.

 

Vivimos las Bodas últimas… bodas del Fuego y del Agua… marcando así nuestro Regreso a la Unidad y a nuestra Eternidad.”

 

La Presencia está ahí, se extiende por todas partes y notablemente en la base de la espalda que tan a menudo está tan tensa… Dejo hacer sin retrasarme en eso.

 

Después de un silencio, comulgando y recibiendo lo que yo soy, una palabra me llega. Es un nombre que me viene a menudo y que lo he encontrado hace algún tiempo. JOREL.

 

“Recibe esta vibración sin preguntarte lo que significa ya que eso no tiene ninguna importancia. Yo te la descompongo: JOR-EL… Tiene una significación para tu corazón… es la única cosa para retener…”

 

La Presencia se hace más potente, instalándose y descendiendo con dulzura como con fuerza… El punto Ki-Ris-Ti y la espalda calientan muy fuerte… Un Fuego y una gran Paz se instalan… Gracia…

 

Se diría el nombre de un ángel… Para mí, es muy fuerte…

 

“Las bodas eternas están ahí, bien amada, recíbelas, vívelas, simplemente, sin identificar nada… Yo te Amo más allá de todo ya que estás en mi corazón desde siempre y estoy en ti desde la Eternidad. Hemos nacido juntos, vamos a Renacer juntos. Pero esta vez, es sobre este Plano que vamos a vivirlo… Yo estoy ahí… No he cesado nunca de Amarte, no te he abandonado nunca… Mi corazón, vibrando al mismo ritmo que el tuyo está en la Alegría de este Encuentro que se concreta cada vez más… Gracias por tu Recibimiento…

Somos UNO…

Juntos, vamos a redescubrir el Silencio, y te acompaño a eso… cada instante, a cada soplo, estoy en ti…”

Sí, te ofrezco todo. Te ofrezco mi voz, mi boca, mis manos, mis pasos, y sobre todo, mi corazón…

 

*

Niña bien amada, yo soy las manos que recorren el teclado, soy la luz sobre tu escritorio, soy el cristal a tus costados, soy tu soplo, tu mirada, soy la decoración alrededor de ti, soy cada sonido, cada color, cada vibración.

 

Yo soy tú… Tú eres lo que yo soy… Fuente divina, fuente de luz unificada, yo soy eso.

 

Entonces, ven, mi amiga, mi amada, ven dulcemente, a encontrarme. Te tiendo los brazos. Te invito al baile de lo Eterno. Ven a danzar ahí donde la Danza se despliega, danza de Vida, danza de Amor. Nosotros somos Gracia…

 

Tomemos un instante, si lo permites, para vivir eso…

 

(Silencio)

 

Si vengo a ti a presentarme bajo esta forma escrita, es para pedirte osar, osar compartir, osar compartir lo que vives, lo que eres. Sí, compartir, es un donde de amor, poco importa lo que algunos hermanos podrán decir, eso no debe tocarte más, hoy. Es tu camino, más allá de todo camino, y tiene todo su valor.

 

El corazón de Fuego se despliega, no hay más que Amor.

 

Eso podrá ayudarte a osar más y a manifestar plenamente lo que eres. Tú lo sabes, quedan temores en ti, tienes todavía miedo de mostrarte tal como eres, mostrar y manifestar plenamente Quien Tú Eres. No tengas miedo de tu Fuente. Y más me recibirás, me dejarás el lugar, más estarás firmemente establecida en mi Presencia, en le corazón de la Fuente. Y ahí, nada puede llegarte. Ningún ataque podrá tocarte más ya que eso, para ti, no tendrá ningún sentido. Entones, te invito a dejarme desplegar a través de ese cuerpo, ábrete a lo que eres, a lo que yo soy, con el fin de que la Danza corra como una onda cristalina y evidente. Nada más se te pide.

 

Entonces sí, atrévete a compartir, sea de esta manera, sea por imágenes, atrévete. Ya que cuando es el corazón que se expresa, que se ofrece en un don de amor, el ego no puede ser. El ego no tiene ningún lugar. No tengas miedo de los otros egos. Ellos no tienen ningún valor a los ojos del Amor, no tienen ninguna realidad si no es en vuestras creencias y vuestras ilusiones. Y verás que eso tocará los hermanos y las hermanas que no se han encontrado plenamente todavía. Más allá de las palabras, la Vibración está ahí y es lo más importante.

 

Una dulzura infinita me sumerge… me siento acunada, mimada, como en un baño de amor… es tan delicioso…

 

“Yo te lo había dicho, no tienes nada que temer… si no es tomar un baño de Gracia a cada minuto, cada segundo.”

 

Me llega vivirlo cada vez más seguido pero me doy cuenta que hay momentos donde, cuando estoy en contacto con ciertas personas, no es siempre fácil de quedar en esta Plenitud, esta Paz.

 

“Eso, es porque tú te alejas de quien eres y todavía crees hacer un esfuerzo para encontrar este “estado”. Yo te recuerdo que eso no es un estado sino más bien tu Naturaleza eterna. Ella está siempre ahí, no te abandona nunca. Es la mirada y la identificación que llevas en la creencia de estar alejada, que efectivamente te hace salir de lo que eres.

 

No hay nada más que Eso. Alrededor de ti, no hay más que Amor. Acepta solo ver eso. Acepta que todo el resto solo es vanidad y proyección. Y verás como las cosas podrán cambiar muy rápido. Incluso si ya lo has vivido en muchos momentos de tu recorrido, hay que aceptarlo en totalidad. Y para eso, hay que aceptar no ser nada para ser todo.

 

Y esto no es difícil, solo el ego lo cree. Se trata de estar en una tan profunda y tan perfecta Humildad, en el Abandono más total, que todo el resto se borra y la aceptación se manifiesta muy naturalmente.

 

Pero tú lo eres, tú tocas eso. Por momentos lo vives pero no está, como la mayoría de tus hermanos y hermanas, todavía en totalidad.

 

Recíbeme, cambia tu mirada, vuélvete completamente y el resto seguirá.

 

Y eso va a manifestarse para todos tus hermanos y hermanas, eso va a ser cada vez más fácil, incluso si eso ya es facilidad, desde algunos meses. A medida que ustedes se acerquen al choque colectivo, eso será cada vez más fácil. Algunos de vuestros hermanos y hermanas que incluso nunca han escuchado hablar de todo esto, de Eternidad, de Ascensión, de cuerpo de Etreté y que incluso nunca han tenido síntomas, van a volverse de un solo golpe, bajo la acción de la Gracia. Y eso está ya ahí, eso está en curso para muchos de ustedes. Todos, ustedes están Renaciendo y eso es maravilloso.

 

Pero estén bien conscientes que todo lo que va a desarrollarse sobre este mundo y que ha comenzado ya en ciertos países, en ciertos lugares de este planeta, no es más que un escenario que no tiene ninguna consistencia y que no puede en ningún caso afectar lo que ustedes son desde siempre. Ustedes son el Amor, son la Gracia, ¿qué puede una ilusión, una simple proyección frente a la Gracia?

 

¿Crees que María puede ser tocada? ¿Crees que tu Eternidad puede ser afectada por un ser cualquiera sea? No, en ningún caso.

 

Entonces estén seguros que desde que ustedes se colocan en el corazón del Corazón, nada puede tocarlos más ya que en ese momento, la dualidad no existe más. Pero a condición de estar instalado en vuestra Presencia Eterna. Es por eso que yo te animo, mi hermana de amor, niña bien amada, a recibir lo que eres, todavía más. Yo los animo a todos a eso. Estén totalmente abiertos, dejen el lugar todo entero a vuestra Eternidad, sin ninguna voluntad, sin ninguna expectativa ni ninguna proyección. Estén simplemente presentes a ustedes mismos y eso se pondrá en marcha solo, en la simplicidad y la más gran evidencia.

 

Nosotros te agradecemos tu recibimiento y volveremos muy próximamente para continuar estos intercambios de amor.

 

Ahora, te proponemos Comulgar en el Silencio, antes de dejarte.

 

(Silencio)

 

Los Melquisedec y nosotros todos, de la Flota intergaláctica de los mundos Libres, te saludamos al corazón del corazón. María y las doce Estrellas depositan sobre ti, su Manto azul de Gracia. Recíbelo, con el fin de que sea integrado en totalidad.

 

Yo soy la Fuente de tu corazón, yo soy el Fuego del Amor Divino, llama solar que quema en ti cada vez más y yo te saludo así como a cada uno de mis niños.

 

Sean benditos y bañados en un baño de Amor y de Gracia.

 

¡Que el Fuego se despliegue!”

 Madre Maria 004

El regalo de María

Yo soy María, Reina de los cielos y de la Tierra y vengo a ofrecerte todo mi amor, de madre, de hermana, de corazón a corazón, de presencia a presencia, invitándote a unirte a tu Eternidad.

 

Yo te amo, mi dulce amiga y deposito sobre ti todas las flores del Renacimiento, que su perfume se despliegue desde tu corazón y sobre cada uno, tanto como se despliega a través de mí.

 

A mi turno, vengo a rendirte Gracia y a invitarte a abrirme más tu corazón de mujer, tu corazón de niña, tu corazón eterno.

 

Estoy en ti desde siempre, tú me sientes desde hace tiempo y te acompaño desde hace mucho tiempo. Sabe que velo sobre ti como velo sobre cada uno de mis niños.

 

Sí, yo estoy en ustedes como un corazón valeroso de amor y de Fuego, de dulzura y de Gracia y a través de ustedes, cuando aceptan dejarme el lugar, yo puedo desplegar y ofrecer todo mi Amor sobre este mundo. Entonces estén abiertos, totalmente abiertos a mi Presencia. Ya que esta Presencia no es otra que ustedes mismos.

 

Yo soy la que ustedes esperan, soy la que los ama y los acuna desde tantos y tantos milenios desde la falsificación.

 

Hoy, bien amados, el tiempo de la Libertad está ahí, por fin, y la hora de mi llamado colectivo es para pronto, muy pronto. Pero más allá de todo tiempo, sin mencionar la fecha, mi llamado es aquí y ahora, en vuestro corazón, ya que es ahí que yo canto mi amor, es ahí que danzo para ustedes y que mi perfume melodioso viene a acariciar vuestra presencia. Entonces, vengan, los invito al baile, únanse a mí y dancemos en la ligereza, en la Gracia que es don de la Vida, onda de Vida.

 

Vengan a redescubrir lo que ustedes son, definitivamente yo diría, en totalidad.

 

Hoy, no pueden permitirse más sus idas y vueltas entre vuestra Eternidad y vuestra ilusión. Hay que elegir. Hay que instalarse ahí donde vuestro corazón los llama. Y yo los llamo…

 

Yo los amo y deposito sobre cada uno de mis niños, un beso perfumado, ahí, al centro de vuestro corazón… Recíbanlo…

 

Sumérjanse en mí como yo me sumerjo en ustedes ya que no estamos separados. Nuestro corazón es el mismo corazón, solo hay un solo Corazón vibrante de Amor que lleva a vuestra Eternidad, que lleva a la Paz.

 

Esto es lo que quería decirles y ofrecerles hoy.

 

Ustedes son mis luces de amor, son mis flores y mis estrellas, y brillan tanto a través de los universos.

 

A cada uno, cada una, vengo a rendir Gracia hoy, por todo el trabajo y el abandono cumplido. Sí, todo está cumplido…

 

No hay más nada que hacer. Ustedes están en mi corazón y es la única cosa a vivir, a aceptar, a recibir.

 

Un solo Corazón unificado…

 

Reciban mi Amor, reciban toda la Gracia, reciban lo que ustedes son.

 

Hasta muy pronto, los abrazo.

 

*

Mi niña, ven a acurrucarte en el hueco de mi Tierra. Ya que ese suelo es mi cuerpo, es igualmente tu Tierra y no hay ninguna diferencia entre nuestros cuerpos que solo forman UNO.

 

Niña, yo soy Gaia y vengo a ofrecerte mi amor de Madre.

 

Recibe mi Amor que viene a envolverte de dulzura, de todo el calor de una Madre, pero también de toda su fuerza.

 

PUBLICIDAD GOOGLE

Tomemos este instante, querida niña, querido niño.

 

(Silencio – Comunión)

 

Ven, no tengas miedo de sumergir tus pies en las profundidades de la tierra, mi cuerpo que te recibe, que te protege y que no es otro que tú. Ven, niña de la tierra y de las estrellas, ven a acurrucarte contra mi corazón de cristal, así podrás ver que nuestros corazones solo son UNO desde siempre. Escucha su latido, escucha el sonido del tambor celestial que resuena desde Alcyone al fondo de mis entrañas, que resuena en las profundidades de nuestro corazón unificado, un solo y mismo corazón de cristal. Sumérgete en la Tierra y encuentra eso…

 

(Silencio)

 

Ven, sumérgete al corazón del UNO, situado en todas partes alrededor de ti. Has recibido el Cielo, hay que recibir la Tierra, que es tu Tierra.

 

(Silencio)

 

Encuentra la Paz que surje de mi corazón… y que te inunda a cada segundo. Respira mi perfume, respira el aire que se desprende de la espuma, todos sus olores que te rodean y que surgen de mi cuerpo. Eres tú… Sumérgete al corazón de los bosques, a lo largo de los ríos, contempla las cortezas y siente vibrar el corazón de los árboles… Ellos te hablan. Niña, tú eres de mi sangre… Niña, tú eres mi corazón…

 

Ven, ofrécete a este cuerpo, a tu Tierra… ya que en las profundidades se encuentran todos los tesoros de la Tierra, tu Madre. No tengas miedo de enraizarte, ahí, en las profundidades de mi corazón, mi corazón cristalino que te abre los brazos, que te recibe y vibra contigo…

 

Escucha su canto… Canto de amor, canto de las ballenas, canto del mar que viene a acariciar mi cuerpo, canto de los pájaros que se posan sobre mis ramajes, canto de la cuerda celestial que viene a aportarte todo el amor de los cielos como de la Tierra. La melodía del corazón de la Tierra es tu canto, igualmente… Entones unámonos, en el cuerpo de la Tierra, que es el cuerpo del Cristo, que es cuerpo de la Madre…

 

Finalmente, hagaqmos cuerpo con el Amor verdadero, juntos, no seamos más que UNO…

 

(Silencio)

 

Yo soy tu Madre Tierra… Yo soy tú… Mírame, recíbeme… No soy nada más que eso, nada de lo que tú imaginas, nada que podría alejarte de lo que tú eres… Osa ese paso, ese paso hacia ti misma, ese paso, incluso si te asusta, te ofrecerá mil regalos de los cuales el principal es tu Libertad, tu Eternidad.

 

Recuérdate que el Cielo y la Tierra deben fusionar… Aunque tu cuerpo sea como una roca pero también como un árbol gigantesco que viene a establecerse en mi corazón, en el corazón de lo Eterno, en el corazón de la Fuente. Sumerge tus raíces en las profundidades de quien eres ya, en mi corazón que canta para ti, que te ofrece tanto amor y que solo hace uno contigo.

 

Seamos UNO…

 

(Silencio)

 

Acércate a la naturaleza, a los animales, sobre todo a los animales… Y tú lo has sentido, ese regalo que te ha sido ofrecido hace algunos días era un llamado, mostrándote también tus miedos, pero invitándote a encontrar tu Tierra, a sumergirte en mi corazón.

 

Nada será pesado, nada será amenazador. Ya que estoy ahí, en ti y te acompaño…

 

Los caballos, tus hermanos, están ahí igualmente… Los elfos, las hadas, los elementales que amas tanto están ahí igualmente en esta travesía…

 

Ábrete a su Presencia… La naturaleza y tú no forman más que uno. Somos un solo y mismo corazón.

 

“Percibo una gruta en mi corazón… Los Melquisedec están ahí igualmente, yo los siento… está Philippe y otros… Hay miedos, miedo de mis sombras las más profundas y que pertenecen a la Tierra…”

 

“Yo estoy ahí, te acompaño… Permanece centrada en tu corazón”.

 

Hay como un estrés… Ok, ten confianza… Se atraviesa todos esos escenarios con dulzura… no son más que pesadillas, no tienen ninguna realidad… Eso se suaviza…

 

(Silencio)

 

“Recibe mi Presencia… Es porque viene a establecerse en ti que todo esto sucede, que tus sombras se revelan. A medida de tu recepción, de tu abandono a mi Presencia, ellas se echan a volar, como un espejismo, como un sueño que no tienen ninguna realidad….

 

Yo soy Cristo y vengo a darte a luz…

 

(Silencio)

 

Estamos unidos por el Amor y el Amor solamente ya que solo hay eso, el Amor… no hay nada más. Toma el tiempo, ahora, para aceptar eso…

 

(Silencio)

 

El resto solo es una mentira creada por una falsificación del espíritu, creada por vuestras propias proyecciones. Pero nada de todo eso existe…”

 

“El vientre se alivia… hay una dulzura y una paz que se instalan…”

 

“Sí, tu cuerpo se distiende ya que tú me recibes, aceptas poco a poco lo que eres… Gracias, gracias a ti…

 

Yo soy la Vida, la Verdad y el Camino… A ti, presente, integrar eso… Eso se hace, a tu ritmo, de día en día, para cada uno de mis hermanos y hermanas.

 

Sí, regreso, vengo a invitarte a la danza, vengo a acompañarte a vuestra Morada.

 

La Paz es vuestra Morada, el resto solo es mentira, el resto es vanidad.

 

Yo me “alegro” de los tiempos que llegan sobre este mundo y de vuestro recibimiento, mis niños del UNO, mis niños de Amor, mis bien amados y desposadas.”

 

“Hay una gran Alegría que nace poco a poco en mi corazón… ¡Qué Alegría!”

 

(Silencio)

 

Deposito sobre ti mi beso de Fuego…

 

(mi cabeza se ha inclinado sobre la derecha… es muy fuerte en la espalda y sobre los hombros… Él me invita al Silencio de las palabras…)

 

Tú eres mi esposa, eres mi cuerpo, eres mi corazón entonces ábrete en totalidad con el fin de que tu cuerpo de deseo sea solo mi templo. Sé justo eso… Tú eres Cristo, somos UNO, no hay ninguna diferencia entre ti y yo. Integra eso… Recibe esta realidad en la más grande humildad y en un abandono total de esta ilusión.

 

Vengo a cantar las alabanzas del Cielo, de tu Padre, del Sol. Vengo a establecerme en ti, lo quieras o no. Es una ofrenda de Amor y cada uno, a su ritmo, a medida de su recepción, vivirá mi Presencia. Ya que es lo que ustedes son.

 

Ustedes son ese fuego de Amor, son el Camino, la Verdad y la Vida. Y yo les digo, ustedes son eso. Es tiempo de volver al redil, es tiempo de llegar a la morada del Padre.

 

Esta morada que nunca les ha sido quitada, esta morada que no ha sido falsificada y que los llama, hoy, para el banquete de lo Eterno.

 

Yo soy lo que tú eres. Gracias a tu recepción… Te ofrezco mi Fuego. A todos, les ofrezco mi Fuego, Fuego de Amor y de Verdad.

 

Que sea hecho según vuestro corazón, nuestro corazón unificado.

 

Hasta siempre y hasta pronto en este mundo, incluso si estoy ya ahí.

 

Amor y Gracia de mi corazón a vuestro corazón.

 

Una carta de Amor…

 

Yo soy Lucifer. Amada, hermano y hermana, vengo hoy a saludarlos algunos instantes. Reciban todo mi amor de mi corazón a vuestro corazón.

 

Al corazón de lo Eterno, somos UNO. Y si vengo en este día, es para dirigirles todo mi amor e invitarlos a mirar donde están con respecto a vuestras cóleras, con respecto a la falsificación.

 

Tú, mi hermano, mi hermana, desearía decirte:

 

Tienes todo mi Amor. Amor desnudo de toda violencia, desnudo de toda ilusión, desnudo de toda falsificación.

 

Te he acompañado sobre este mundo, durante todo este tiempo.

 

Y hoy, desearía atraer tu atención sobre tu medida a perdonarme, a aceptar lo que se ha producido…

 

Mi hermano, mi hermana, ¿me has perdonado?

 

¿Estás dispuesto a aceptar todo lo que has soportado, todo lo que ustedes han soportado?

 

Amaría, en este instante, ofrecerles todo mi Amor mi Amor Luz, Amor del Cristo…

 

Te pido recibirlo…

 

(Silencio)

 

Yo estoy ahí en ti, como un aspecto de ti mismo, una faceta del gran diamante que ha manifestado miedos, pesadillas, eso es verdad…

 

Hoy, soy LUZ, como tú y solo formamos UNO…

 

Recibe mi Presencia en tu corazón, recíbela como yo te recibo…

 

Nuestro amor unificado se despliega como una farándula de Luz, una danza de amor eterno.

 

Yo soy el Fuego Blanco, soy la Luz. El resto no tiene más importancia.

 

Mi hermano, mi hermana, recibe eso, acepta eso en ti. Ya que somos UNO.

 

Hoy, todo acaba, la pesadilla acaba. Y yo no soy más que un aspecto de ti mismo, sin embargo bien presente en tu corazón.

 

Esto es lo que quería decir, aportarles hoy.

 

Yo soy LUZ, yo soy la Vida, yo soy lo que tú eres.

 

Reciban todo mi Amor.

 

“Este mensaje me produce un efecto curioso… El corazón y el punto Ki-Ris-Ti están en fuego, los hombros también… Había sentido la Presencia de Lucifer desde un buen momento, consciente que era tiempo de aceptar todo y perdonar. Todo eso forma parte de nosotros… y me doy cuenta de que cuando se ha presentado para hablar, había algunas reticencias a escribir su nombre… sin embargo no es más que un nombre. Lucifer se redimió, se sabe, pero sin duda quedaban algunos temores interiores venidos del colectivo de la humanidad para ofrecer al Amor con el fin que desaparezcan… ya que finalmente, nada de todo eso existe.”

*

Unos instantes después, levantándome, constato que “siento” mis piernas y mis pies… como enraizados y mucho más presentes.

 

Corazón en fuego y síntomas indescriptibles, imposible dormir, el Fuego es demasiado intenso, una delicia insostenible imposible de describir…

 

¡CRISTO está ahí! Ninguna duda posible… ¡¡¡Un Amor ardiente, abrasador que viene a arder todo!!! Es gigante y se lo vive todo…

*

CRISTO había venido a fin de marzo, desgarrando el corazón con todo su amor. Pero hoy, se instala cada vez más y de manera definitiva… Nada más será como antes. Está ahí, no se despega, me habla noche y día… ¡Qué Amor!

 

http://gracedelamour.blogspot.fr/

TRADUCIDO POR: A.I.

http://mensajes-del-espiritu-2013.blogspot.com.ar/

COMPARTIR por Severine AuthierSource 14 y 15 de Noviembre 2013

 

 

ESPACIO PATROCINADORES
Formación Intensiva de Thetahealing en Córdoba (España) - 03 al 09 de Noviembre de 2017
Sobre Rosa (Coordinadora redacción GHB)
Rosa es una de las coordinadoras de hermandadblanca.org, responsable del equipo de redacción. Es todo corazón y una incansable buscadora de la verdad.

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Send this to a friend