Home » Vida Consciente » Desarrollo Transpersonal » Desarrollo Interior » Diagnóstico vocacional para los trabajadores de la luz

Diagnóstico vocacional para los trabajadores de la luz

Circulo RIASEC

Invocación y evocación son dos palabras que describen ese algo misterioso -emanación, demanda silenciosa, impulso innato hacia la luz, que produce interacción y relación, siendo la causa de la penetración en la luz y de todo progreso o avance, en el sendero de la conciencia en expansión. Lo mismo sucede en la planta que se abre camino de la oscuridad del suelo a la luz del sol; en el niño que se desprende por impulso de la vida, de la matriz de la madre; en el ser humano que se esfuerza por ir hacia los reinos de mayor conocimiento y hacia una vida física efectiva; en el aspirante que pasa del Aula del Aprendizaje al Aula de la Sabiduría; en el discípulo que penetra en el reino de la luz y vida del alma.

Todo el proceso de invocación-evocación está relacionado con la expresión de la fuerza de voluntad. La invocación es el llamado que se hace de las potencias superiores. La evocación es el resultado de aquello con lo que se ha entrado en contacto. La tensión de lo inferior evoca la atención de lo superior. La vocación es la respuesta al llamado que sentimos para el servicio.

 

La Condición Humana: labor, trabajo y acción.

 

La existencia humana no es el trabajo de un día, ni siquiera de un ciclo, sino la totalidad de las acciones realizadas durante incontables existencias anteriores. En todo ese tiempo hemos conocido diferentes denominaciones previas al homo sapiens: el homo ludens, el homo faber, el homo laborans, palabras que lo relacionan con la acción y ésta a su vez con el pensamiento. Un diagnóstico vocacional comenzaría por identificar el nivel de existencia en el que se encuentra un individuo, así como su motivación.

La labor está en relación con el hacer y con aquellas actividades del hogar que, por ser rutinarias, han sido relegadas al trabajo de las máquinas: la lavadora, aspiradora, etc, permitiendo al ser humano dedicar su tiempo a labores más mentales.

Desde la revolución industrial las máquinas fueron usadas para aplicar energía a la materia y el trabajo llegó a concebirse como la aplicación de la energía a la materia para cambiar sus propiedades.

Desde la revolución informática se desarrollan dispositivos que realizan trabajo mental: artefactos que observan (generan símbolos), comunican (transmiten símbolos) y piensan (procesan símbolos lógicamente). La acción llegó a concebirse como la aplicación de la sabiduría sobre el conocimiento para lograr su comprensión intuitiva. El conocimiento aplicado es fuerza que se expresa a sí misma, la sabiduría aplicada es energía en actividad, la comprensión intuitiva es la participación incluyente en la actividad creadora de la Divinidad.

El origen de la acción está oculto tras los propósitos de cualquier vida, su comportamiento será comprendido al realizar un análisis-síntesis-evaluación  de sus procesos mentales.

Los niveles en que se va alcanzando la sabiduría terrena son:

  1. El conocimiento de objetos y procesos.
  2. La comprensión de los significados
  3. La apreciación de los valores
  4. La nobleza del trabajo: el deber.
  5. La motivación de las metas: la moralidad.
  6. El amor al servicio: el carácter.
  7. La visión cósmica: el discernimiento espiritual.

 

De intereses, aptitudes y actitudes.

Para realizar un diagnóstico vocacional se hace necesario establecer una relación triangular entre los intereses, las aptitudes y las actitudes de las personas.

Mientras que la aptitud es la capacidad  para realizar adecuadamente una labor o tarea, la actitud es el comportamiento propio del individuo en la realización de esas tareas. El interés hace referencia al sentimiento que  centra la atención en un objeto, acontecimiento o proceso, por lo que se relaciona con la curiosidad o la sorpresa.

John Holland diferencia entre seis modelos de ambientes coincidentes con seis tipos de personalidad, conocidos según el acrónimo RIASEC:

 

Tipo Realista. Personas que se enfrentan a su ambiente de forma objetiva y concreta. Se inclinan a ocupaciones relacionadas con el manejo de instrumentos, máquinas, etc… Prefieren actividades que impliquen dinamismo, capacidad manual y motora.

Tipo Intelectual. Se enfrentan al ambiente mediante el uso de la inteligencia, resuelven los problemas a través de las ideas, lenguaje, los símbolos y evitan las situaciones que requieren poner en práctica actividades físicas, sociales y comerciales. Prefieren profesiones de tipo científico relacionadas con problemas teóricos.

Tipo Artístico. Emplean los sentimientos, intuición e imaginación. Evitan situaciones convencionales. Interesan por el contenido artístico. Dan poco valor a las profesiones de tipo económico o realista.

Tipo Social. Se enfrenta a su entorno a través de destrezas que favorecen la comunicación y el entendimiento con los otros, muestran sus deseos de prestar ayuda. Poseen habilidades sociales y necesitan interactuar. Tienen una autoimagen positiva y se consideran líderes.

Tipo Emprendedor. Actitud audaz, dominante, enérgica e impulsiva. Evita situaciones de tipo intelectual y estético. Le da gran valor a situaciones arriesgadas como pueden ser el liderazgo, los aspectos políticos y económicos.

Tipo Convencional. Escogen objetivos con aprobación social en lugar de los de tipo ético o estético. Prefieren actividades pasivas, ordenadas y muy organizadas. Prefieren tareas administrativas, de oficina y de asuntos económicos.

Tabla RIASEC

PUBLICIDAD GOOGLE

 

 

 

De labores, ocupaciones y profesiones.

Los seres humanos nacen en culturas que agrupan variedad de ámbitos laborales: emprendimientos, ocupaciones y disciplinas que podemos aprender. La mayoría de ellos requieren destreza en un conjunto de inteligencias.

Las competencias laborales contribuyen al desarrollo de cada una de las siete inteligencias, son aquellas que habilitan a las personas para ingresar a un trabajo mantenerse en él y aprender posteriormente los elementos específicos propios de la actividad.

Las competencias laborales generales cobran especial importancia en la actualidad en virtud de los cambios que se han dado en la organización del trabajo. Las organizaciones actualmente exigen mayor coordinación entre las personas para emprender acciones, polivalencia (posibilidad de asumir distinto tipo de funciones o puestos de trabajo), orientación al servicio y al mejoramiento continuo, capacidad para enfrentar cambios, anticiparse a las situaciones y crear alternativas novedosas para la solución de problemas

El campo ocupacional comprende a la gente, las instituciones, los incentivos y todo lo que hace posible emitir juicios acerca de la calidad del desempeño ocupacional. En la medida en que  un campo juzga competente a una persona es probable que la persona tenga éxito en él y quiera profesionalizarse.

Toda sociedad compleja tiene entre cien y doscientas ocupaciones distintas como mínimo, y cualquier universidad importante ofrece, como mínimo, cincuenta áreas diferentes de estudio. Discípulo es aquel que sigue una disciplina, entonces surgen dos  preguntas ¿Cómo abordará  los estudios disciplinarios  el discípulo? ¿Cuáles serán las disciplinas de su preferencia?

Una profesión es una actividad especializada del trabajo dentro de la sociedad. Las profesiones son ocupaciones que requieren de conocimiento especializado, formación profesional (capacitación educativa de diferente nivel -básica, media o superior- según cada caso), control sobre el contenido del trabajo, autorregulación (gremios), espíritu de servicio a la comunidad (altruismo), y elevadas normas éticas (deontología).

La Organización Internacional del Trabajo dividió los puestos de trabajo en 10 grupos principales:

1 Directores y gerentes

2 Profesionales científicos e intelectuales

3 Técnicos y profesionales de nivel medio

4 Personal de apoyo administrativo

5 Trabajadores de los servicios y vendedores de comercios y mercados

6 Agricultores y trabajadores calificados agropecuarios, forestales y pesqueros

7 Oficiales, operarios y artesanos de artes mecánicas y de otros oficios

8 Operadores de instalaciones y máquinas y ensambladores

9 Ocupaciones elementales

0 Ocupaciones militares

Estas ocupaciones están distribuidas de forma vertical en cinco niveles ocupacionales, desde el semicalificado hasta el de alta dirección y gerencia. Cada una de las nueve áreas ocupacionales contiene un número de ocupaciones en los cinco niveles, a los que yo agregaría dos más: el de los tejedores (fusión de filosofía con psicología) y el de los terapeutas (fusión de arte con medicina). El siguiente es un ejemplo de niveles y ocupaciones en el sector salud.

 

  1. Semicalificado: ayudantes de cocina, vigilantes, aseadores.
  2. Calificado: auxiliares de enfermería, de odontología, promotores de salud.
  3. Técnico: enfermeras, técnicos dentales, técnicos ópticos, terapia respiratoria.
  4. Tecnológico: terapeutas en todos los campos.
  5. Profesional: médicos, odontólogos, optómetras, dentistas.
  6. Maestría: tejedores psicosociales.
  7. Directivos: gerentes de servicios de salud.

 

 

 Los trabajadores de la luz empezarían a reconocerse desde el cuarto nivel.

 

eneagrama-eneatipos

 

De creatividad, conciencia y servicio.

 

Otro criterio a tener en cuenta en el diagnóstico vocacional es determinar si el individuo se expresa como personalidad o ya ha logrado su fusión con el alma, si le da más importancia al cerebro o al corazón, si sigue el método del mago blanco o del mago negro.

Dos ciencias que nos ayudan a lograrlo ni siquiera existían en el momento que fueron diseñados los test de inteligencia: la ciencia cognitiva (el estudio de la mente) y la neurociencia (el estudio del cerebro). Existe una diferencia entre la orientación vocacional dada  a los aspirantes y el entrenamiento realizado a los discípulos. La orientación vocacional se centra en el desarrollo de la personalidad, el entrenamiento a discípulos implica la fusión con el alma. La terapia ocupacional es uno de los métodos para integrar la personalidad.

El verdadero conocimiento es amor inteligente porque es la fusión del intelecto y la devoción. La unidad se siente en el corazón; su aplicación inteligente a la vida ha de ser desarrollada mediante el conocimiento, así surge la creatividad.

La creatividad implica la función del cerebro, el corazón y la garganta. La creatividad surge de la interacción de estos tres nodos:

  1. El individuo con su propio perfil de intereses, aptitudes y valores.
  2. Los ámbitos para estudiar y dominar algo en una cultura.
  3. Los juicios emitidos por el campo profesional que considera a alguien competente dentro de esa cultura. En la medida en que el campo acepta las innovaciones, una persona, o su obra, puede ser considerada creativa.

 

La conciencia está en relación con la metacognición, como la capacidad de la persona para identificar cuáles son las estrategias que hacen más eficiente el aprendizaje. Un objetivo fundamental del aprendizaje es el de facilitar la selección y persecución de los objetivos. Las habilidades requeridas por el trabajador de la luz son aquellas que requieren para fortalecer la frecuencia de su línea de rayo: su inteligencia.

Servicio es la capacidad que tiene una persona para reconocer cómo sus acciones y procesos inciden y aportan a la satisfacción de las necesidades de los otros, es la actitud para garantizar la satisfacción de esas necesidades de manera oportuna y permanente, es la cualidad de ayudar a otros de manera pertinente.

 

Trabajadores, Constructores y Tejedores.

En la actualidad no hay personajes sobresalientes como en el pasado, sino grupos que representan ciertas ideas, ya que hacia el año 1500 los Maestros de Sabiduría determinaron entrenar las mentes de los hombres con mayor rapidez, la formación de unidades grupales que trajo la aparición de un nuevo grupo de trabajadores y pensadores. Los Trabajadores de la luz fueron parte de un experimento para inaugurar ciertas técnicas nuevas de trabajo y de métodos de comunicación. Tales grupos tuvieron por objeto facilitar la mutua interrelación o comunicación:

1 Los Organizadores políticos

2 Los Educadores constructivistas

3 Los Psicólogos cognitivos

4 Los Trabajadores creadores

5 Los Servidores científicos

PUBLICIDAD GOOGLE

6 Los Trabajadores religiosos

7 Los Economistas financieros

8 Los Curadores magnéticos

9 Los Comunicadores telepáticos

10 Los Observadores entrenados

 

Durante los últimos cuatro siglos, ha aparecido un grupo tras otro desempeñando su parte y hoy cosechamos el fruto de su esfuerzo. En el grupo cultural encontramos el surgimiento de la era Isabelina, los músicos de Alemania y de la era Victoriana. Además hay grupos de artistas pintores, fundadores de las famosas escuelas que son la gloria de Europa. Dos grupos reconocidos, uno cultural y otro político, también desempeñaron su parte, trayendo uno el Renacimiento, y el otro la Revolución Francesa. Los filósofos siempre han estado pero la mayoría eran unidades aisladas que fundaron escuelas caracterizadas por el partidismo y la separatividad. Se considera que Kant fue quien dio origen a la idea del constructivismo.

Los grupos religiosos también han sido muchos, están los místicos católicos, los protestantes, luteranos, calvinistas y metodistas, los Padres Peregrinos, los hugonotes y los mártires moravos.

Los investigadores científicos trabajan con las fuerzas y energías que constituyen la idea divina. Allí encontramos a los biólogos verdaderos iniciados en los misterios que aportaron al mundo los fundamentos de la trama de la vida, así como una nueva ciencia: la cibernética.

Los dos grupos más modernos son el de los psicólogos que trabajan bajo el mandato délfico “Hombre conócete a ti mismo” , y el de los financistas, custodios de los medios con los cuales el hombre puede vivir en la materialidad.

Los psicólogos cognitivos empezaron a darle importancia a la mente y la percepción.  Jerome Bruner considera que tres titanes de la ciencia cognitiva fueron Freud, Piaget y Vygostky.

Los economistas financieros son tan antiguos como el comercio, la compañía de propiedad privada en manos de inversionistas se convirtió en una corporación. El movimiento obrero ha luchado por la calidad de vida laboral.

Los Trabajadores creadores surgieron como fusión del grupo cultural y el grupo de filósofos, agregándole al arte, la técnica necesaria en su elaboración. La creatividad implica la función del cerebro, el corazón y la garganta. La creatividad surge de la interacción de estos tres nodos:

  1. El individuo con su propio perfil de intereses, aptitudes y valores.
  2. Los ámbitos para estudiar y dominar algo en una cultura.
  3. Los juicios emitidos por el campo profesional que considera a alguien competente dentro de esa cultura. En la medida en que el campo acepta las innovaciones, una persona, o su obra, puede ser considerada creativa.

Los ingenieros fusionaron lo mejor del arte y  la ciencia dando origen a la tecnología. Fueron líderes británicos los que dieron origen a la revolución industrial.

Los desarrollistas proceden de lo mejor que aporta la cultura: filósofos, biólogos, psicólogos, ingenieros.

Estos grupos emplearon en su trabajo los siguientes centros de energía y rayos eléctricos:

Grupo   1.            Coronario, cardiaco y básico.               Rayo 1

Grupo   2.            Coronario, laríngeo y ajna.                    Rayo 2

Grupo  3.             Coronario, cardiaco, laríngeo y solar. Rayo 3

Grupo  4.             Coronario, cardiaco, sacro y  básico.   Rayo 4

Grupo   5.            Coronario, laríngeo y sacro.                   Rayo 5

Grupo   6.            Coronario, cardiaco y plexo solar.        Rayo 6

Grupo   7.            Coronario, cardiaco, laríngeo y sacro. Rayo 7

Grupo   8.            Coronario, cardiaco y ajna.

Grupo   9.            Coronario, cardiaco y laríngeo.

Grupo   10.         Coronario, cardiaco y plexo solar.

 

El cuarto  grupo de discípulos fue el primero que empleó cuatro centros en su trabajo, pues en forma curiosa, son mediadores de los pensamientos entre los otros grupos. Peculiarmente constituyen un grupo vinculador.

 

Se conoce con el nombre de  constructores creadores al trabajo conjunto de los siete rayos. El constructivismo en ninguna otra disciplina es más motivador que en la psicología del arte y la creatividad. Blake, Kafka, Wittgenstein y Picasso no encontraron hechos los mundos que produjeron. Ellos los inventaron.

Podría agregarse aquí que la actividad creadora es posible en el campo del arte cuando el primer aspecto de la energía unificadora del hombre pueda actuar y el alma (expresando, su tercer aspecto o inferior) comenzar a trabajar. El trabajo creador se efectúa cuando se abren dos de los “pétalos del conocimiento” del loto álmico. Entonces el hombre, por medio del conocimiento y la energía creadora, creará algo en el plano físico que expresará el poder creador del alma. Cuando se abren dos de los “pétalos del amor“  entonces aparece un genio. Cuando se abren dos de los “pétalos de voluntad” aparece un político dominante que puede convertirse en un monstruo de maldad como lo fue Hitler.

Los sicólogos  dedicaron su esfuerzo al excesivo énfasis en el concienzudo estudio de las mentes anormales y subnormales, retorcidas y deformadas de los equipos defectuosos, y no se  dio la debida atención a las divinamente anormales, ni a estos tipos de conciencia que trascienden el común estado humano de percepción inteligente. Estos estados supernormales se expresan por medio de los grandes artistas, músicos, dramaturgos, escritores y muchos otros tipos de trabajadores creadores que han sido la gloria del reino humano en el transcurso de las épocas y que brillarán con mayor gloria durante el siglo XXI. Algunos hombres y mujeres descuellan sobre sus semejantes y producen cosas superiores en su propio campo; su trabajo contiene en sí el principio de la divinidad y de la inmortalidad. La tarea de los artistas creadores, la percepción intuitiva de los grandes investigadores científicos, la imaginación inspirada de los poetas del mundo y la visión de los idealistas iluminados, debían ser justificadas y explicadas, porque las leyes bajo las cuales tales hombres y mujeres trabajan, todavía debían que ser descubiertas. A ello contribuyeron los filósofos idealistas y constructivistas que motivaron a los educadores de la nueva era.

De la fusión entre la filosofía idealista y la psicología cognitiva renacieron los terapeutas, profesionales de la salud mental dedicados a potenciar la inteligencia de los seres humanos. Inicialmente se denominaron “constructores del puente” para hacer referencia a la brecha que debía cerrarse entre las mentes concreta y abstracta, a través de la mente práctica. Los discípulos (de Kant o Piaget por ejemplo)  empezaron a enfocarse en los planos mentales y hacer funcionar sus mentes de forma inteligente y consciente. Dieron forma a un Camino Iluminado haciendo uso de la meditación y con un esfuerzo constante por atraer la intuición mediante el servicio y la obediencia al Plan. Orientaron su vida hacia el mundo de las realidades espirituales y a ciertos movimientos dinámicos de orientación y enfoque planeados y cuidadosamente regulados y dirigidos, la voluntad de vivir como ser espiritual  se introdujo en sus conciencias con tal definición y determinación que produjo un progreso inmediato.

 

 

Se les conoce como tejedores en la luz a todos aquellos que logran sintetizar en sí mismos la vida horizontal y la vida vertical. La vida vertical constituye la Técnica de la presencia, la vida horizontal constituye la Técnica del servicio. Se teje la urdimbre vertical con la trama horizontal dando forma al tejido social. Se teje trabajando con un propósito planeado, una amorosa comprensión y una inteligente actividad.

En el futuro, la Ciencia cognitiva y su analogía inferior, la Ciencia de la Evolución Social (el antakarana o la totalidad de los seres humanos), serán conocidas como la Ciencia de Invocación y Evocación. En realidad es la Ciencia de la Relación Magnética, donde se establecen rectas relaciones mediante la mutua invocación, efectuándose un proceso de respuesta, la evocación. Esta ciencia subyace detrás del despertar consciente de los centros y su interrelación, en la relación entre un hombre y otro, un grupo y otro y, eventualmente, entre una nación y otra. Esta invocación y la consiguiente evocación, oportunamente relaciona al alma y la personalidad y al alma y el espíritu. Constituye el principal objetivo de la demanda humana a Dios, al quinto reino y a los Poderes espirituales del cosmos, no importa cómo se los designe. El clamor se eleva. La invocación de la humanidad puede evocar y evocará, respuesta del quinto reino y dará la primera demostración, en vasta escala, de esta nueva ciencia esotérica -esotérica porque está basada en el sonido.

El secreto de la voluntad consiste en reconocer la voluntad divina en el hombre y cuanto más personas puedan lograr vincular los aspectos superior e inferior de la naturaleza humana, más rápidamente se efectuará la tarea de salvar al mundo. Cuanto más concienzuda y persistentemente se efectúe este trabajo, más pronto la Jerarquía del planeta reasumirá Su antigua tarea y ocupará el lugar que le corresponde en el mundo y también se restaurarán los Misterios y, por lo tanto, el mundo funcionará más conscientemente de acuerdo al Plan.

 

NOTAS DEL AUTOR

Este artículo hace parte de cinco diagnósticos que integran la historia clínica-pedagógica del discípulo.

Diagnóstico psicológico.
Diagnóstico terapéutico.
Diagnóstico astrológico.
Diagnóstico espiritual.

 

 

ESPACIO PATROCINADORES
Formación Intensiva de Thetahealing en Córdoba (España) - 03 al 09 de Noviembre de 2017
Sobre Jorge Ariel (Editor GHB)
Es uno de los colaboradores de la hermandad desde 2009. Pedagogo del comportamiento, orientador escolar de una Institución educativa en Caldas-Colombia, seguidor del Maestro Tibetano y estudiante de cuarto grado de la Escuela Arcana. Lleva 130 artículos publicados durante siete temporadas y a partir del año 2016 empezó a difundir los fundamentos de la alquimia, la magia y la astrología en términos de creatividad.
2 comentarios
  1. User comments

    Qué diferencia hay entre un discípulo y un tejedor de la luz?

    • User comments
      Jorge Ariel (Colaborador GHB)

      Estimado Surya (Hijo del sol) El discípulo es el que sigue una disciplina y por lo tanto sigue a un Maestro, está en proceso de aprendizaje. El trabajador de la luz ya se encuentra en el tercer grado de aprendizaje y utiliza los métodos para potenciar los procesos de desarrollo humano, entre ellos, el aprendizaje. Se espera en la actualidad que todos los estudiantes de básica secundaria sean discípulos, los estudiantes de la media aprendices, para que los estudiantes de la universidad, puedan acceder al saber universal y hacer parte de los Trabajadores de la luz.El Tejedor de la luz está en cuarto grado, utiliza el cordón de plata para comunicarse con el universo y empieza a comunicar y transmitir el saber cósmico.

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Send this to a friend