Home » Mundo Espiritual » Actualidad Espiritual » Artículos de opinión » El engaño no hace camino, La verdad si.

El engaño no hace camino, La verdad si.

En el anterior artículo, desgranábamos como al nacer e incluso en el vientre materno, funcionamos sin juicios, lo que nos da una conexión pura con nuestro verdadero SER, pues no hay engaño.

El Engaño crea un laberinto

Pasamos por varias etapas, en las que poco a poco para comunicarnos con el resto de nuestros semejantes utilizamos un idioma, aprendemos de forma natural a traducir nuestra realidad a palabras lo que falsea nuestra percepción, pues hay cosas que no son expresables con palabras, y otras veces usamos palabras con un significado muy amplio, que no comunican exactamente nada. Por ejemplo si decimos me siento bien, no estamos dando una realidad tangible pues lo que es sentirse bien para ti puede ser muy diferente a lo que tu interlocutor piensa.

Si a este “engaño en percepción” añadimos el uso que hacemos del engaño como forma de defensa y forma fácil de salir de situaciones obtenemos una pérdida de identidad con nosotros mismos, con nuestro YO real o Yo Superior.

20170719 c3pri12da865 id129712 el engano es un laberinto - El engaño no hace camino, La verdad si. - hermandadblanca.org

Por poner un ejemplo, podemos usar el engaño para pertenecer a un determinado grupo, buscando que nos acepten, suavizando o cambiando planteamientos morales, políticos, o simplemente aceptar los mayoritariamente usados en el grupo sin plantearnos demasiado si son o no correctos, esto nos hará crearnos una versión de nosotros mismos que puede ser muy diferente a nuestro Ser Esencial.

Podemos usar el engaño como manera fácil de salir de una situación, comprobando lo sencillo que resulta volveremos a usar una y otra vez el engaño, creando a los demás una realidad falsa, en estos casos muchas veces acabamos creyendo nuestras propias mentiras a base de defenderlas, o una versión que intentaremos lo más coherente para aceptar nosotros mismos (a nivel interno) lo que estamos diciendo a los demás, pero una versión no es la realidad.

Podemos autoengañarnos acerca de lo que realmente sentimos o vivimos para no hacer frente a una solución por miedo al cambio.

Y muchas más formas, así todo está unido, empiezas engañando, creando una versión de tu engaño que puedas aceptar, generando mentira y engaño en las personas que te rodean y que han creído tu engaño y realmente si estás en el camino del despertar, el camino de volver a tu verdadero YO, se ha creado un laberinto, tan enorme entre los engaños creados por ti hacia los demás, los engaños creídos por ti de los demás, los engaños creados por ti hacia ti mismo, y los engaños a nivel colectivo de tu sociedad o país que desde que has nacido buscan que te comportes de una forma concreta que cuando quieres conectar con tu Yo Esencial, o tu Yo Superior te es imposible entenderle pues te pierdes en ese laberinto de engaños que se han aceptado y que ahora forman parte de tu yo (yo en minúsculas) de tu ego.

Pasos para poder seguir el camino de la Verdad

Para poder salir de este laberinto necesitamos seguir una serie de pasos:

  • Decisión clara y sincera de querer llegar a vivir de acuerdo con quien realmente eres, con tu Yo Superior, eso implica que tenemos que descubrirnos y aceptarnos.
    Esto puede que cambie tu vida, y no siempre es cómodo, ya que por el camino descubrirás que muchas de las cosas que has aceptado como parte de Ti, son en realidad parte del ego de esa versión de ti que ha buscado su zona de confort, y que no dudara en engañarte una vez más para estar cómodo.
  • Ser un observador constante de ti mismo, y comprometerte con la verdad.
    El tener que decir la verdad constantemente hará que seas consciente de cómo el engaño transforma tu realidad y tu vida. Es más te ayudara a descubrir muchos de los engaños del pasado que dabas por verdades.

    Se muy cuidadoso con tus palabras, busca siempre no herir, también en tu lenguaje interno, es decir en lo que te dices a ti mismo.

  • Coherencia entre lo que dices, lo que sientes y lo que haces. Cuando decimos algo que no sentimos, cuando hacemos algo que no sentimos, ahora que somos observadores de nosotros mismos, una emoción nos avisará, no la ignores, pues el origen emocional de la enfermedad surge cundo lo que decimos, sentimos y hacemos no esta en armonia. 
  • Se consciente de tu lenguaje, como ya hemos desarrollado el primer engaño surge al tenernos que traducir la realidad a un lenguaje concreto, y que además usamos de forma “vaga” con lo cual entre lo que decimos y lo que se puede entender puede haber mucha diferencia.

    Fíjate en los decretos, al decretar se tiene mucho cuidado en concretar exactamente con el lenguaje lo que se pretende atraer/crear conscientes del poder de la palabra. 

Si nos comunicáramos como seres holísticos, transmitiríamos instantáneamente lo que pensamos, sentimos y vivimos. El engaño sería imposible. La dualidad verdad/engaño ni siquiera existiría como concepto. ¿Cómo crees que cambiaría esto el mundo?

Eres el responsable de tu propio destino. El engaño no hace camino, la verdad si.

Tu Luz, encenderá otra Luz.
Carlos de la Prida

www.activatucambio.com

20170703 suonidiluce253 id128953 el camino hacia la sanacion 1a parte El camino hacia la sanación - El camino hacia la sanación - 1ª parte - hermandadblanca.org

ESPACIO PATROCINADORES
PUBLICIDAD GOOGLE
Sobre Carlos de la Prida

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Send this to a friend