Home » Vida Consciente » Desarrollo Transpersonal » Crecimiento Personal » Cómo Evitar Los Bloqueos Innecesarios Y, A Veces, Autoimpuestos

Cómo Evitar Los Bloqueos Innecesarios Y, A Veces, Autoimpuestos

 

20170226 rosa id122916 como evitar los bloqueos innecesarios y a veces autoimpuestos bloqueos – llave de apertura - Cómo Evitar Los Bloqueos Innecesarios Y, A Veces, Autoimpuestos - hermandadblanca.org

Como terapeuta y coach puedo afirmar afirmativamente que la mayoría de bloqueos nacen de la creencia de estar bloqueados. Tal cual te lo digo, aunque ahora te lo explico 😉

Aunque los bloqueos son reales, y pasamos por ellos, el simple hecho de pensar que estamos bloqueados es lo que nos suele bloquear. Sobretodo porque, cuando alguien está realmente bloqueado no te sabe decir qué tiene o qué le pasa pero vamos a verlo-verlo:

DIFERENCIA ENTRE ESTAR BLOQUEADOS Y SENTIRNOS BLOQUEADOS

Cuando realmente estamos bloqueados rara vecez nos damos cuenta que estamos bloqueados. En cambio, lo que sí percibimos es que:

-Nos sentimos dispersos.

-Nos cuesta concentrarnos porque parece que estamos con la pizarra en blanco.

-No sabemos describir lo que nos sucede porque tampoco registramos lo que nos está pasando.

-No tenemos energía y/o vitalidad para movernos.

Cuando creemos que estamos bloqueados (no estando bloqueados), hacemos un poco lo contrario:

-Pensamos mogollón. No paramos de pensar y de dar vueltas mentalmente. Si los bloqueados tienen la pizarra en blanco, los que creen estar bloqueados -sin estarlo- dejan la pizarra sin hueco.

-Damos vueltas sobre nosotros mismos. Varias veces. No llegamos a ningún lado pero ¿Parar? No paramos. Lo intentamos todo, o -al menos…- tiramos de recursos conocidos.

-Podemos describir con total y absoluta precisión cómo nos sentimos e, incluso, hasta dónde está el bloqueo!!!!

-Tenemos energía suficiente para declarar que estamos en modo bloqueo. O muy bloqueados, dependiendo del caso.

Ahora, viendo lo visto y revisando el punto anterior ¿Estás realmente bloqueado o te estás bloqueando? (Sin saberlo, claro).

 

CUANDO ESTAMOS REALMENTE BLOQUEADOS

Cuando estamos realmente bloqueados, eso que no vamos ni para adelante ni para atrás porque estamos quietos-parados, la solución está en buscar ayuda para empezar a dar los primeros pasos.

Da igual que la ayuda proceda de un terapeuta o alguien de confianza pero… es muy complicado eliminar el bloqueo del bloqueado sin un empujón externo.

Porque el bloqueo es como un dispositivo que nos deja suspendidos. Si no hay alguien que haga click produciendo el primer movimiento… cuesta bastante salir de ahí.

En cambio…

 

CUANDO CREEMOS ESTAR BLOQUEADOS PERO NO ESTAMOS PRECISAMENTE BLOQUEADOS

La solución está en parar. En parar para poder observar qué nos sucede realmente. Y evitar así quedarnos realmente atrapados.

Generalmente, y aquí depende mucho de cada uno, cuando creemos estar bloqueados pero no lo estamos, lo que sucede es que nos sentimos incómodos.

Sea porque la situación nos está llevando más allá del límite, sea porque las cosas no son como realmente deseamos-esperamos. Sea porque la realidad choca con nuestras expectativas. Da igual, la cuestión es que hay un elemento discordante que nos incomoda.

La buena noticia, sobretodo si no estás bloqueado, es que puedes invertir tu energía en superar esa situación-emoción, porque no hay ningún bloqueo que te impide actuar.

20170226 rosa id122916 como evitar los bloqueos innecesarios y a veces autoimpuestos subiendo montaña - Cómo Evitar Los Bloqueos Innecesarios Y, A Veces, Autoimpuestos - hermandadblanca.org

LA PRUEBA DEL ALGODÓN

Como puede que no me creas sólo por leerme, te voy a proponer un ejercicio que te ayudará a darte cuenta de la importancia de nuestra percepción en la resolución de nuestros conflictos.

 

EJERCICIO:

Escribe en un papel la palabra BLOQUEO y en otro papel la palabra INCOMODIDAD. Gira las hojas, para no ver el contenido, y ves poniendo una sobre la otra -como si las barajaras- para no saber a qué hoja corresponde cada palabra.

Una vez hayas mareado las hojas un rato… ponlas en el suelo o en una silla.

Respira profundamente varias veces… y elige uno de los papeles para ponerte sobre él.

Cuando te hayas puesto o sentado sobre ese papel, siente lo que pone en el papel. Sin verlo. Simplemente, siente.

Siente hasta que creas haber identificado la emoción escrita en todo tu cuerpo.

Una vez creas tener la respuesta: sal del papel por donde has entrado, respira y…

Prepárate para hacer lo mismo con el otro papel-emoción.

Con el otro papel haz lo mismo.

Repite las veces que sea necesario, eso no importa. Lo importante es que te des cuenta que:

 

NO HAY BLOQUEO ACTIVO NI INCOMODIDAD ESTÁTICA

Si has hecho el ejercicio a plena concentración, sobre el bloqueo te habrás sentido: quieto. Incluso, pasivo… distraído. Todo lo contrario de lo que sucede con la palabra incomodidad ¿Verdad?

Porque la incomodidad, si se reconoce por algo, es por el impulso inmediato de movimiento. Quizás no somos capaces de reconocer la salida pero no podemos estar quietos. Al menos, no queremos estar parados justamente ahí.

EL TEMA ES QUE…

Si te sientes incómodo en la situación actual y te repites que te has bloqueado (o que estás bloqueado) lo único que consigues es bloquearte realmente y autoimponerte ese lugar. Y ahí sí que la hemos liado porque…

Nos atrapamos justamente en el último lugar en el que queremos estar

Y no nos bloqueamos porque estemos bloqueados… nos bloqueamos de tanto decirnos que estamos bloqueados.

¿Cómo Meditar? Una Guía para La Práctica Formal

CÓMO EVITAR LOS BLOQUEOS INNECESARIOS Y, A VECES, AUTOIMPUESTOS

Para evitar bloqueos innecesarios lo único que tenemos que hacer es dejar de decirnos que estamos bloqueados y, después, identificar realmente la emoción que estamos sintiendo.

Porque si tienes suficiente energía como para pensar que estás bloqueado, no estás bloqueado.

 

PARA LAS PERSONAS BLOQUEADAS

Si te sientes realmente bloqueado. Si no sabes qué te pasa ni si quiera sabes cómo has llegado hasta aquí… pide ayuda.

Pide ayuda profesional o a una persona de confianza. Pide ayuda para empezar a recuperar tu vitalidad pero…

Sobretodo y ante todo: no te sientas mal.

Todos, en algún momento de nuestra vida, nos quedamos que parece que nos hayan sacado la sangre del cuerpo. Y nos sentimos perdidos sin saber -si quiera- que estamos perdidos… no te sientas mal por ello.

En vez de eso… pide ayuda. Pide ayuda como puedas y sepas… porque -a veces- basta con tomar un café con alguien querido y decirle que no saber qué hacer para poder empezar a hacer algo.

 

SI ESTÁS INCÓMODO

Hazte un inmenso favor y evita bloquearte de tanto repetir que estás bloqueado. Que tú también tienes la capacidad, la fuerza y el impulso de salir de ahí.

 

AUTORA: Virginia Moreno Medina, redactora de la gran familia de hermandadblanca.org

 

ESPACIO PATROCINADORES
Si te ha gustado compartelo y regalanos un like
Sobre El camino de las llamas Gemelas
ESPACIO PATROCINADORES
5 comentarios
  1. User comments

    muchas gracias

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Send this to a friend