Home » Mundo Espiritual » Actualidad Espiritual » Economia sostenible » Hacia Una Política Holística por Marianne Williamson

Hacia Una Política Holística por Marianne Williamson

politica onu ponentes discurso debate organizacion social

En orden de cambiar todo fundamentalmente, debemos repensar las cosas y eso incluye la política.

 

Hasta hace poco pensábamos sobre la política en la misma forma que solíamos pensar sobre la medicina, nuestra aproximación había sido alopática: tratar el síntoma, tratar el síntoma, no te detengas a considerar la causa.

 

Hoy en día esto está cambiando, porque no hemos dado cuenta que no todos los canceres políticos así como los médicos se pueden operar o simplemente cambiar de canal. Hitler fue un tumor operable, pero el terrorismo ha hecho metástasis en todo el cuerpo político, sus tumores envuelven los órganos sanos. No podemos remover el problema y asumir que este desaparecerá para siempre. Ahora que hemos asumido una aproximación más holística hacia la medicina, es tiempo de que también asumamos una aproximación mas holística hacia la política.

 

 

En la política holística, los factores mentales, espirituales y emocionales incrementan su significación cuando los problemas materiales se hacen más desalentadores. La gente me dice usualmente: “ Ay Marianne, las emociones no tienen nada que ver con la política” ¿Sí?¿ Entonces no es el terrorismo odio convertido en una fuerza política?

 

Si percibimos un tema solo superficialmente, en este caso que nuestro problema es el terrorismo, entonces estamos limitados en nuestro pensamiento y en las formas de manejar el problema. Pero si lo percibimos desde una perspectiva holística, entonces vemos que nuestro problema es el odio en si mismo, que el terrorismo es meramente el efecto de ese problema. Y el odio forma un sistema de pensamiento que no se puede simplemente desaparecer. Porque por cada persona que odia que destruyamos, va a surgir por lo menos una o más. La única manera de liberar al mundo de un sistema de pensamiento basado en el odio es desmantelarlo y la única forma de hacerlo es sintonizándonos con el perdón y el amor.

 

Einstein decía que no resolveríamos los problemas del mundo desde el nivel de pensamiento que teníamos cuando los creamos. Si la violencia es el problema, entonces la violencia no puede ser la solución. Lo que está surgiendo hoy en día es un nuevo movimiento pacifista que reconoce que la paz es más que la ausencia de la guerra, es el cultivo apasionado y proactivo de la paz. Y la única paz verdadera en palabras de Martín Luther King Jr. “Es la paz que nace de la justicia y de la hermandad”.

 

Ahora, no podemos cultivar justicia y hermandad si nosotros, en nuestra interacción personal, no actuamos como hermanos. Gandi dijo: “el fin es inherente a los medios” Si queremos un fin diferente tenemos que cambiar los medios. No podemos dar lo que no tenemos, una generación iracunda no puede traer paz la mundo. Si queremos alcanzar metas políticas fundamentalmente diferentes , debemos transformar el propio proceso político.

 

En otras palabras, para abarcar más tenemos que ir profundo, si queremos alcanzar una poderosa efectividad social, entonces debemos entrar profundo en el misterio de nuestro corazón. Porque la gente nos escuchará desde el nivel en el cual les hablemos. Si hablamos desde la cabeza, ellos escucharán con la cabeza. Pero si les hablamos desde el corazón, entonces ellos escucharán con el corazón. Y el corazón es un espacio que no se puede falsear.

 

¿Cómo puedo hablar de Israelíes y palestinos perdonándose, cuando yo no he perdonado profundamente a alguien en mi propia vida? Es más fácil el hablar sobre la violencia en la mente de George Bush, que sobre la violencia de mi propio corazón. Pero pretender un cambio de lo que estoy exponiendo en otros, sin buscar ese cambio en mi hace que mi comunicación adolezca de autoridad moral y por lo tanto de efectividad política. No solo necesitamos dar un mensaje hacia afuera sino también necesitamos dar un mensaje hacia adentro.

 

Por eso es que la transformación personal es una acto político. Mientras no cambiemos nosotros, no podemos cambiar el mundo. Mientras no encontremos un centro moral dentro, no podremos articular una visión moral en el centro de un nuevo mundo emergente. Ahora una vez que hayamos encontrado ese centro, no existe la fuerza que pueda pararle. Consideren el movimiento abolicionista o el movimiento del sufragio de la mujer. Enormes, colosales poderes fueron movilizados en su contra. Sin embargo la fuerza moral del reclamo, reflejada en la mente, corazones y acciones de la gente que verdaderamente creía en el reclamo, literalmente movió montañas y cambió el mundo.

 

Ahora es nuestro turno de hacer lo mismo. Los viejos cálculos geopolíticos basados en la dominación política y principios económicos organizativos, no tienen ya lugar en la evolución moral de nuestra especie. No solo es que están desactualizados política y socialmente. El punto es que están moralmente equivocados. Mientras más rápido el movimiento progresista deje la insistencia en decir que moralidad es una mala palabra, mas rápido podremos reclamar un mayor anclaje de la moral que sea histórica y filosóficamente la por nosotros esperada.

 

Entonces no te preocupes si no tenemos un millón de dólares para financiar nuestra campaña por la justicia universal. No te preocupes porque tengamos muy poquito poder material para respaldar nuestra visión. Ningún abolicionista tenía computadora, ninguna sufragista tenia teléfono celular. Lo que tenían en las palabras del Dr. King era: “el poder en nosotros que es mas poderoso que las balas”. Ellos tenían un compromiso apasionado, algo más importante iba mas allá de su propio interés personal, ellos tenían una pasión por lo posible, por alcanzar la plenitud espiritual y política del destino de la humanidad. Y ellos podían ver al papel que Estados Unidos podía jugar en el alcanzar este destino. Nosotros podemos mostrar a todo el mundo un novus ordun seclorum (un nuevo orden de las eras) en el cual el mundo se libere de sus ataduras, porque la gente se ha liberado de ellas.

 

Nosotros no respondemos a las metas temporales o inmediatas de las conveniencias políticas. Estamos aquí dándole respuesta a los tiempos, a las generaciones pasadas y a las que están por nacer. Somos una generación que seremos recordados, la historia definitivamente reseñará que aquí estuvimos. La única pregunta es si queremos ser bendecidos o condenados y la respuesta depende de nosotros.

 

————————————————————————

Marianne Williamson, escritora y conferencista internacionalmente conocida, es co fundadora de renaissancealliance.org ( red internacional de activismo pacifista).

Traducción: Abjini Arráiz

 

 

Abjini Arráiz

www.portalterraluz.com

www.abjiniarraiz.com

ESPACIO PATROCINADORES
PUBLICIDAD GOOGLE
Sobre Rosa (Coordinadora redacción GHB)
Rosa es una de las coordinadoras de hermandadblanca.org, responsable del equipo de redacción. Es todo corazón y una incansable buscadora de la verdad.
Un comentario
  1. User comments

    Gandi, Lutero King y Kennedy por sus palabras les falto el tiempo a la elite mundial para asesinarlos, parece ser que en Europa hace más o menos un año llegaron al acuerdo de hacer un cuerpo de élite llamados “killer,s” en español asesinos, para el momento en que el pueblo se eche a la calle pacificamente sacar a estos Killar,s como perros rabiosos contra los manifestantes pacificos.
    Parece ser que los politicos y la élite que estan detras de ellos ya nos tienen preparada toda la situación para que no rechistemos y bajemos la cabeza como borregos y ganado que somos para ellos, ademos parece ser que a ellos les interesa acabar con la mitad de la gente a nivel mundial y someter al resto como esclavos para servirles.

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Send this to a friend