Ciudad Virtual Gran Hermandad Blanca Banner

La senda de la paz

Separador

hermandadblanca.org angel meditacion La senda de la paz mensajes del cielo el maestro jesus silencio ser paz jesus description multimediacanalizado por Jordi Morella 

Una vez encontrada la puerta que me ha llevado al centro de mi ser, resultada sencillo ir allí donde mi verdadera esencia reposa y eleva su existencia. Sólo la dicha hace presencia abrazada del amor procedente de nuestro Hogar, hallándose éste no más allá de nuestra forma, sino en cada rincón de nuestro cuerpo, espiritual todo él, a pesar de la imagen que mostramos a nuestro entorno.

 

Es en la vacuidad del estado creado donde podemos sentir a todos los Seres de Luz y Amor, siendo nosotros parte de ellos. No hay diferencia entre cada energía existente entre todos los presentes.

 

Hay una melodía celestial emanada del silencio de nuestra condición humana que nos lleva más allá de la dimensión en la cual nos encontramos. Es como abrir una puerta y ser transportados a un planeta alejado al que nos encontramos inicialmente. Por el camino sientes la inmensidad del firmamento. Eres como parte de él y la tranquilidad y calma que vas sintiendo van intensificándose a medida que vamos acercándonos al centro de quienes somos. Una vez allí, nos sentimos amados y velados por una inmensidad de almas luminosas que nos reciben y se alegran de nuestra llegada. Tus energías se funden con las suyas y entonces, entonces es cuando sientes el Hogar en ti. La Unicidad es plena, absoluta, total. Entonces te das cuenta que nunca has estado solo ni lo estarás y que en todo momento estás siendo velado, guiado y protegido por el Amor.

 

Sientes el cariño y la pureza de quienes te rodean, pero a la vez, como si estuvieran dentro de ti, como si tú fueras ellos y ellos tú. Sois Uno. No hay diferencia entre ellos y tú. Éste es el Hogar de donde procedéis.

 

El silencio es grande, pero en todo momento hay una emanación de sentimientos amorosos y positivos entre todos los que nos encontramos allí. Eres uno de ellos y ellos son parte de ti. Puedes consultar, comunicarte con estas entidades que sólo desean lo mejor para ti y los que se encuentran en el mismo planeta donde tu condición humana se encuentra y todo el universo. Entonces sientes el verdadero Amor, el Amor puro e incondicional que a lo mejor, en algún momento, hayáis podido hablar o comentar estando en la forma. Todo va más allá y lo sabido se intensifica y magnifica. Nada es como lo leído o aprendido desde la mente os hayan podido transmitir.

 

Con ellos te das cuenta del verdadero significado de la vida y del papel que podemos llegar a representar en nuestra dimensión experimentada. Más allá de la tercera, hay otras que te dan más explicación y entendimiento, muy superiores a los expresados con la palabra desde el raciocinio.

 

Siempre ha estado allí. Siempre ha estado en tu interior. Desde que nacimos, en todo momento hemos estado ante esta puerta hacia nuestra verdadera esencia. Muchas veces hemos pasado de largo, pensando que cuántas puertas inútiles hay en nuestro proceso, hasta que llega un día que osas abrir una, y te das cuenta que al otro lado se encuentra un espacio donde la soñado puede convertirse en realidad. Hay tantas puertas como inquietudes puedas llegar a tener. Otro día abres otra y te das cuenta que la esperanza no es ilusoria, sino real, y que tus anhelos son las advertencias del camino a seguir y no una utopía.

 

Cuando abrimos la puerta del Amor, entonces,….entonces todo cambia. Todo se transforma y toma un nuevo giro hacia tu realización y desbloqueo de aquellos aspectos de tu pasado.

 

A medida que vas entrando más en ella, vas encontrando otras puertas que te permiten adentrarte justo allí donde quieres llegar: a la plena Consciencia de quien eres y lo que has venido a hacer.

 

Bueno, si tú eres de los que ya has conectado con el Hogar y sientes el Amor que eres y percibes tu Luz,…… ¡Bienvenido a Casa! No hay mayor gozo y sensación de bienestar que sentir de donde procedes y tu verdadera esencia.

 

Entonces te das cuenta y sientes que todo es y todo tienes.

Entonces te das cuenta que siempre lo has tenido y la vida te sonríe, a pesar de los pesares.

Entonces ves lo afortunado que eres por sentir lo que sientes.

Entonces te das cuenta de las bendiciones que tu alma recibe cada día.

Entonces sientes la libertad de Ser porque eres parte de la Creación y tu capacidad de crear.

Entonces, gracias por haber llegado a este punto de tu proceso, porque tú y yo somos Uno, y a la vez, Uno con todos.

No hay mayor alegría que recordar quienes somos. Estando en el Hogar, así es.

 

Encontrándote al otro lado de la puerta y habiendo atravesado su umbral, ya nada es como lo experimentado hasta el presente como humanos. La vida cambia y tu visión de la vida también porque tus sentimientos ya no son los mismos. Estos han sentido la exaltación de la plenitud, y cuando así es, ya nada será lo mismo. Nunca más. Recordarás esta puerta y la tendrás presente, porque en cualquier momento podrás, nuevamente, pasar al otro lado y ser tú.

 

Lo más maravilloso, es que cuanto más veces seas tú, ya no será necesario ir al otro lado, porque viviendo en estado de vigilia, tu corazón, tus células, tus pensamientos y tus obras serán guiadas por tu esencia amorosa, ….tu DIVINIDAD.

 

La humanidad, cada uno de vosotros se está dirigiendo hacia nuevas dimensiones en relación a la que nacimos. Estamos alterando la vibración de nuestro entorno, de nuestro planeta y el universo. Podemos sentir y vibrar a un nivel superior según nuestra condición humana. Podemos vivir en quinta dimensión en estos momentos del proceso evolutivo de nuestro amado planeta.

 

Sintiendo el Hogar en nosotros constantemente, te das cuenta de la realidad de lo que sucede a nuestro alrededor. Nada es lo que parece. Nos encontramos en una dimensión donde todo es metáfora y señales para el aprendizaje de nuestra alma.

 

¿Sabes? Tu potencial es inmenso. Eres un ser perfecto, aunque quizás todavía no seas del todo consciente. Saberlo ya es un primer paso. Sentirlo, te ayudará a llegar a tu plena integridad y manifestación.

 

Cuando me encuentro con mi verdadera Familia de la Luz, Yo Soy Yo. Soy Uno con todo y con todos.

 

Yo Soy la Divinidad manifestada ahora y aquí.

 

No hay diferencia entre tú y yo. El Amor nos une. ¡Siente y deja que este Amor, la Paz y el sosiego sean en ti! Después,….todo será.

 

Desde mi corazón, un abrazo para todos vosotros.

 

http://jordimorella.blogspot.com

DEJANOS AQUI TUS COMENTARIOS



Una respuesta a “La senda de la paz”

  1. Jesus Rujano -- 14 abril 2012 17:39

    Gracias hermano, comparto contigo la verdad de lo que SOY.

Sientete libre dejando un comentario en respuesta al articulo...
Y si deseas que tu imagen aparezca en tu comentario solo debes tener activado tu cuenta en gravatar!




Notificarme los nuevos comentarios por correo electrónico. Tambien puedes suscribirte sin comentar.