Home » Sabiduria y Conocimiento » Evolución » Para Realizar la Unidad en la Diferencia, por Ute Posegga-Rudel

Para Realizar la Unidad en la Diferencia, por Ute Posegga-Rudel

Febrero 8 de 2013

Amados Amigos:

Realmente éste es el tiempo para la integración. Es un proceso de transición en el cual cambiamos paso a paso; y en el cual estamos siendo cambiados al permitir convertirnos en una Nueva Humanidad. Esto es válido para todos quienes entendemos la importancia de este tiempo.

En este momento muy especial, parece que por varias razones se nos retiene nueva información espectacular. Pero para nosotros la razón más importante es que ahora se trata de nuestro propio proceso personal. Se trata de adaptarnos a lo que nos ha sido entregado; y de ir a la profundidad de nuestro interior para explorar nuestro propio Ser, físicamente, emocionalmente, mentalmente y espiritualmente.

Con toda la vasta información que ahora es accesible, relacionada con el glorioso cambio que ya está sucediendo, a cada uno de nosotros se le ha dado la oportunidad de aplicar lo que sienta apropiado para sí mismo y trabajar con ello, para aumentar su conocimiento, comprensión y consciencia.

También es el momento para aprender y entender que somos seres vibratorios y que todo tiene que ver con elevar nuestra propia frecuencia con la enorme ayuda de la Luz y del Amor que está inundando nuestro Planeta.

 

sol flor y luz hermandadblanca.org

 

Ahora es importante no desperdiciar energía ni entrar en estados emocionales bajos por el desencanto causado porque el Mundo aún no ha cambiado como lo esperábamos. Porque ahora se nos ha dado el tiempo para purificarnos, adaptarnos, cambiarnos primero nosotros mismos, para irradiar cada vez más Amor y cada vez más Luz.

Ambos son los Constituyentes de la Nueva Humanidad que está naciendo en el momento. Naturalmente, el proceso de nacimiento sucede en etapas; y no todo a la vez en este mismo momento. Al comienzo, como sabemos, muy pocos de nosotros comenzamos a despertar. Pero el despertar sucede en números cada vez más grandes; ha sido diseñado para ser así. Y el despertar colectivo llegará cuando sea el momento correcto.

Ahora estamos en una etapa en la cual la auto-responsabilidad por el propio proceso está aumentando; y necesitamos entender que la cronología siempre es perfecta. Si las cosas no suceden como las esperábamos, siempre podemos confiar en la vocecita de nuestro corazón, que nos dice qué necesitamos lograr ahora mismo, porque es el vínculo que falta para que lo esperado pueda suceder.

Tendemos a ser rápidos con las proyecciones de nuestra mente, pero los procesos de nuestro cuerpo y de nuestras emociones necesitan más tiempo y espacio para coincidir exactamente con nuestras visiones, con la vibración correcta.

También éste es el tiempo en el cual estamos siendo puestos cara a cara con la realidad de que la Humanidad es Una y no muchas, aún cuando es la totalidad de muchos individuos.

Mientras el tiempo de la ilusoria separación está llegando a su fin, aquel en el cual nos podíamos sentir como islas separadas en el océano de la existencia, cuando parecía que podíamos actuar sin tener en cuenta a los otros seres; ahora estamos viendo y sintiendo cada vez más la verdad, que todos estamos interconectados en lo concerniente a vibración y consciencia.

Y entonces entre nosotros hay muchos haciendo el heroico trabajo de elevar su vibración en medio de toda esta densidad, lo cual hace posible la transición de la Humanidad a su debido tiempo.

Esta preparación llegará a su gran final en el momento en que nosotros, quienes estamos recorriendo la Senda, unamos nuestras fuerzas en el perdón y hayamos logrado no juzgarnos mutuamente.

En el presente hay aquí en la Tierra innumerables grupos procedentes de todo el Universo. Provenimos de diferentes antecedentes experienciales y enseñanzas espirituales y puntos de vista. Pero todos nosotros compartimos Un Corazón, Una Esencia, Un Amor, porque todos surgimos de la Radiante Fuente Divina. Tan sólo podrían diferir nuestra estructura, nuestra mentalidad, nuestra historia.

Consecuentemente lo que necesitamos hacer es encontrar y aceptar que la Fuente Divina en nuestro corazón descubra que la unidad de la Humanidad es Verdadera. Éste es el Planeta para unificar el Universo para quienes necesitan este paso de aprendizaje. Es la más grande oportunidad para la liberación del ego y de la separación. Entonces todo nuestro conocimiento se disuelve en el Corazón-Unidad de Conocimiento.

Ése es el Lugar de Amor y Sentimiento, Alegría Y Felicidad, de Quietud Y Radiante Abundancia. Éste es el gran don que la Madre Tierra nos está otorgando. Cuando aceptemos este don, nacerá el Nuevo Mundo; y todos los universos se unificarán en nuestro corazón.

¡Pueda esta visión llegar a todos nosotros para realizar la Unicidad de toda la existencia, a pesar de todas las diferencias que son la sal de la sopa! Nosotros somos las diferentes perlas del collar del Vasto Gran Ser Divino Eterno que es nuestra Naturaleza y Estado Verdaderos.

¡Con mucho Amor, mis queridos amigos!

Ute.

 

Tradujo: Jairo Rodríguez R.

http://www.jairorodriguezr.com/

ESPACIO PATROCINADORES
Si te ha gustado compartelo y regalanos un like
Sobre Rosa (Coordinadora redacción GHB)
Rosa es una de las coordinadoras de hermandadblanca.org, responsable del equipo de redacción. Es todo corazón y una incansable buscadora de la verdad.
ESPACIO PATROCINADORES

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Send this to friend