Home » Mundo Espiritual » Actualidad Espiritual » Cursos Gratuitos » Cómo protegernos ante un riesgo de tuberculosis

Cómo protegernos ante un riesgo de tuberculosis

CURSO  DE  SALVACIÓN                    Unidad 2. Lo hereditario Objeto de aprendizaje 1:                      La Tuberculosis

El colmo del lujo fue alcanzado  en la Atlántida, de la cual nuestra jactanciosa civilización nada sabe ni nunca ha igualado. Algunos tenues indicios de ello nos han llegado de las leyendas del antiguo Egipto, de los descubrimientos arqueológicos y de los viejos cuentos de hadas. Se produjo un resurgimiento de la maldad y agravios puramente atlantes en los días de la decadencia del Imperio Romano. La vida fue mancillada por el miasma del egoísmo más abyecto, y las fuentes mismas de la vida fueron contaminadas. El hombre vivía y respiraba únicamente para poseer el máximo lujo y la mayor cantidad de cosas y bienes materiales. Fueron sofocados por el deseo e incentivados por la idea de no morir nunca, vivir eternamente y adquirir todas las cosas que deseaban. En este contexto el origen de la tuberculosis. Originó en los órganos que el hombre posee para respirar y vivir y fue impuesta como castigo por la Gran Hermandad Blanca; los Maestros promulgaron una nueva ley para el pueblo atlante cuando los vicios de lemuria y la codicia atlante llegaron al grado más despiadado. Esta ley puede ser traducida en los siguientes términos:

“Quien sólo vive para los bienes materiales, quien sacrifica toda virtud con el fin de adquirir lo imperdurable, morirá en vida, encontrará que le falta el aliento y, sin embargo, rehusará pensar en la muerte hasta que le llegue el llamado.”

OBJETIVOS

  • Establecer diferencias entre las tres  enfermedades de la humanidad.
  • Establecer relaciones entre los factores de riesgo y los factores protección.
  • Definir acciones de prevención y promoción frente a la tuberculosis.

 

LEY   I

“Toda enfermedad es el resultado de la inhibición de la vida del alma. El arte del sanador consiste en liberar al alma, a fin de que su vida pueda fluir a través del conglomerado de organismos que constituyen el cuerpo.”.

Las enfermedades nativas o heredadas por la humanidad son las siguientes:

ENFERMEDAD   RAZA           CUERPO              REINO        ÓRGANO            CENTRO

 

Sífilis                     Lemuria               Físico                    Mineral           Sexuales.           Sacro.

Cáncer                 Atlante                 Astral                    Vegetal              Gástricos             Solar.

Tuberculosis      Aria                       Mental                  Animal              Pulmones           Laríngeo.

 

ACTIVIDAD  INTRODUCTORIA: Respirar y Comercializar

20170718 jariel id129635 Médico House - Cómo protegernos ante un riesgo de tuberculosis - hermandadblanca.org

 

El Dr. Sebastián Charles dedica su vida a combatir la tuberculosis en África, una enfermedad que tiene como causa la pobreza y el desinterés de los ricos por desprenderse de una pequeña cantidad de sus beneficios. Se trata de una persona ejemplar, cuya obra es difundida por los medios de comunicación y que podría ganar el Premio Nóbel de la Paz. Durante una presentación para persuadir a una empresa farmacéutica a proporcionar más medicamentos para los pobres, se desmaya y es llevado al Hospital Universitario.

Ser o no Ser (TB o no TB) es el cuarto episodio de la segunda temporada de la serie Doctor House. Jugando con ambos significados, el título se refiere a la duda médica que enfrentará el equipo de House para establecer si se encuentran o no frente a un caso de tuberculosis, pero también frente al dilema existencial y moral que plantea la frase de Shakespeare, sobre lo que está bien y lo que está mal, tanto en la forma que se maneja la medicina y la industria farmacéutica en el mundo, y frente a las personas y países sin recursos, como a la decisión de cada médico sobre el camino personal que cada uno toma para ejercer la Medicina. La frase “TB o no TB” también se relaciona con la televisión (TV), ya que el capítulo pone en evidencia como un problema, en este caso de salud pública, es atendido o postergado según que los medios de comunicación lo difundan. En el capítulo, el riesgo de morir por tuberculosis de un famoso doctor convoca la atención de la televisión, cosa que no logra la muerte por tuberculosis de miles de personas sumidas en la pobreza en África. Finalmente la frase se refiere a cómo se confunde la apariencia de las personas, con lo que realmente son.

Brittany Murphy  fue una actriz y cantante estadounidense, una película cuenta la historia de  su ascenso en la década de 1990 en Hollywood, sus problemas con la fama y la autoestima, hasta su misteriosa muerte en 2009 a la edad de 32 años.

Después de ver la serie del Doctor House y la película sobre Brittany Murphy, responder las siguientes preguntas: Qué relación encuentran entre la respiración y el mercadeo, las entradas-salidas, los ingresos-egresos?     Cuál significado de Tb les llama más la atención?

Hemos  aprendido cómo curar la tuberculosis, porque fue la última que apareció y por lo tanto es la menos arraigada de las tres enfermedades principales heredadas por el hombre moderno. Se descubrió, cuando la mente fue aplicada inteligentemente al problema, que los rayos del sol y la buena alimentación podrían curar o por lo menos detener la enfermedad. Este es un interesante dato en el campo de la analogía esotérica, que así como podemos confiar en que la luz del alma, cuando afluye a la mente, resuelve cualquier problema, así también la luz del sol y sus rayos profilácticos pueden disipar los terribles síntomas de la tuberculosis.

ACTIVIDAD UNO: Causas mentales

20170718 jariel id129635 Sistema Nervioso Autónomo - Cómo protegernos ante un riesgo de tuberculosis - hermandadblanca.org

 

Las enfermedades que superficialmente se les denomina mentales, relacionadas con el cerebro, son poco comprendidas aún. Muy pocas enfermedades mentales hubo en la última raza raíz atlante; la naturaleza mental era entonces pasiva y muy poco estímulo llegaba de los niveles  mentales vía el centro coronario, a la glándula pineal y al cerebro. Casi no existían enfermedades de los ojos ni nasales, pues el centro ajna aún no había despertado y el tercer ojo estaba rápidamente entrando en inactividad. El centro ajna es el órgano de la personalidad integrada, el instrumento de dirección íntimamente relacionado con la glándula pituitaria y los dos ojos, lo mismo que con toda la zona frontal de la cabeza.

La médula espinal con sus tres canales, los dos ojos y todo el tejido cerebral son o no receptores de estas energías de la cabeza y están estimulados por ellas. En caso de no ser receptivos, toda la zona entra en un estado de pasividad, hablando espiritualmente, y el foco de energía reside en otra parte. Los tres canales se han conocido como Ida, Pingala y Suchumna y hay quienes los interpretan como el sistema nervioso simpático de derecha e izquierda, pero lo cierto es que se trata de conductores sutiles de prana. La luna se mueve en Ida y el sol en Pingala. El veneno es solar, el néctar es lunar.

Un mandato bíblico nos recuerda que los pecados de los padres se extenderán a los hijos, afirmación literal acerca de las enfermedades que la humanidad ha heredado de la raza lemuria y atlante. La sífilis y la tuberculosis han prevalecido ampliamente durante la primera mitad de la raza aria, en la cual nos hallamos, y hoy no sólo afectan a los órganos de la procreación o a los pulmones (tal como sucedió en las primeras etapas de su aparición), sino que han involucrado ahora la corriente sanguínea y en consecuencia todo el organismo humano.

Mucho se ha hecho durante los últimos cincuenta años para controlar la gran enfermedad atlante de la tuberculosis, por medio de una vida sencilla, alimentos sanos y abundantes y aire puro. Mucho se está haciendo para controlar, finalmente, las enfermedades sifilíticas, y ambas serán eventualmente extirpadas, no sólo por el tratamiento sano y los descubrimientos de las ciencias médicas, sino porque la raza -a medida que se polariza más mentalmente- podrá encarar el problema desde el ángulo del sentido común, y decidirá que el pecado físico exige un castigo demasiado severo y que no vale la pena poseer lo que no se ha merecido ni se ha necesitado y en consecuencia no le pertenece.

La capacidad adquirida durante los últimos cincuenta años para enfrentar la enfermedad planetaria de la tuberculosis, será extirpada totalmente cuando sea aplicada a las zonas densamente  pobladas de Oriente y a los distritos que han sufrido hasta ahora inadecuada atención médica. Las enfermedades sifilíticas son controladas rápidamente por el empleo de drogas recientemente descubiertas, aunque consideradas por los Maestros sólo como paliativos, y superficiales en tiempo y espacio. Tales enfermedades serán lenta y correctamente extirpadas en su totalidad, a medida que la humanidad traslade su conciencia al plano mental y la aleje del campo del deseo astral y sexual, con su acción refleja sobre el cuerpo físico, que es automáticamente responsivo. La tercera gran enfermedad planetaria, el cáncer, aún es básicamente incontrolable, y hoy la relativa simplicidad de la cirugía parece constituir la única cura posible. No se conoce aún el modo de evitar la reproducción del cáncer y la naturaleza de su causa; todo se halla en el campo de las conjeturas y sujeto a infinitas búsquedas e investigaciones. Muchos achaques menores, infecciones y un sinnúmero de males físicos afines, eventualmente serán atribuidos a cualquiera de estas tres enfermedades básicas, las cuales a su vez tienen relación con el definido mal empleo de la energía de los tres rayos mayores. Podría decirse que:

  1. Las enfermedades sifilíticas se deben al uso indebido de la energía de tercer rayo, la energía creadora e inteligente de la sustancia misma.
  2. La tuberculosis es el resultado del mal empleo de la energía de segundo rayo.
  3. El cáncer es una reacción misteriosa y sutil a la energía de primer rayo, la voluntad de vivir, uno de los aspectos de este rayo. Por lo tanto se exterioriza como superactividad y proliferación de las células del cuerpo, cuya voluntad de vivir se hace destructiva para el organismo en el cual residen.

La tuberculosis, que prevaleció en forma devastadora en cierto período de la época atlante, es sin embargo una enfermedad que ha sido generada principalmente en nuestra raza aria, y la estamos trasmitiendo al reino animal y compartiéndola con él. Esto ya comienza a ser comprendido. Sin embargo, tan estrecha es la relación entre hombres y animales domésticos que prácticamente comparten hoy con el hombre todas sus dolencias, en una u otra forma, aunque a veces no se lo reconozca. En forma curiosa la causa de este gran azote blanco reside en que el énfasis de la vida se ha cambiado de la naturaleza emocional a la naturaleza mental, produciendo una temporaria inanición de la naturaleza emocional. Constituye en su mayor parte una enfermedad que proviene por agotamiento. El cáncer a su vez se debió similarmente al cambio de la fuerza vital del cuerpo físico a la naturaleza emocional, produciendo un excesivo desarrollo de la vida celular mediante el sobreestímulo. 

  • Elabora un cuadro comparativo entre las tres enfermedades. Respecto a los centros mencionados en la clasificación, me refiero al centro para la distribución de la fuerza vital, donde se hallará el punto de énfasis de las masas. Por lo antedicho resultará evidente dónde se pondrá actualmente el énfasis de la posible cura.

ACTIVIDAD DOS: Causas psicológicas

20170718 jariel id129635 Cerebro triuno - Cómo protegernos ante un riesgo de tuberculosis - hermandadblanca.org

 

 

Lo que expondré sobre las causas psicológicas de la enfermedad, no se relaciona con esas dolencias o predisposición a las enfermedades surgidas del medio ambiente, o esas taras definidamente físicas, heredadas de los padres, que han llevado en sus cuerpos y transmitido a sus hijos gérmenes de enfermedades, heredados a su vez de sus padres.

Existen tres estratos psíquicos, tres grados de funciones intelectivas. El primer estrato es considerado el motor profundo del psiquismo, comienza en la concepción y se manifiesta en las dos pulsiones fundamentales de atracción y repulsión. Su exceso genera agresividad, su insuficiencia angustia. El segundo estrato es el de los automatismos, de las tres memorias (instintiva, inconsciente y consciente). Representa los aspectos psíquicos hereditarios y adquiridos. Su exceso nos vuelve conformistas, su insuficiencia nos convierte en víctimas. El tercer estrato es la parte más elevada, la consciencia humana en su plenitud, lo que convierte al hombre en el animal más evolucionado. Se manifiesta en la capacidad racional, comprender sin haber aprendido, gracias a un sistema de comparaciones y referencias.

Existe una analogía evidente y demostrable entre las tres estratificaciones chinas Po, Hun y Shen y la teoría del cerebro triúnico elaborada por Mac Lean entre 1970-1973 (período en el que nací).

CEREBRO

PSIQUISMO

Cerebro reptil

Po, el instinto

Cerebro mamífero

Hun, la memoria.

Cerebro humano

Shen, la conciencia.

 

Las causas psicológicas serán tratadas en cuatro acápites:

  1. Las que surgen de la naturaleza sensorio-emocional.
  2. Las que tienen origen en el cuerpo bioenergético.
  3. Las que están fundadas en un pensamiento erróneo.
  4. Las peculiares dolencias y perturbaciones psicológicas de los discípulos.
  • Elabora un cuadro comparativo entre factores de riesgo y factores de protección frente a la tuberculosis.

ACTIVIDAD TRES: Anatomía y fisiología espirituales.

20170718 jariel id129635 Tuberculosis - Cómo protegernos ante un riesgo de tuberculosis - hermandadblanca.org

 

El secreto que oculta el correcto vivir rítmico y la correcta proporción del énfasis puesto sobre todas las fases de la vida, traerá  la total inmunidad a la tuberculosis. La respiración es una función de nutrición indispensable para el mantenimiento de la vida, tanto en el reino animal como en el reino vegetal. El término “respiración” significa intercambio gaseoso entre un organismo y el medio ambiente. Este intercambio consiste en la absorción y la fijación de oxígeno y la eliminación de anhídrido carbónico.

Los órganos de la respiración consisten en dos pulmones y de los pasajes de aire que conducen a ellos. Cada pulmón tiene forma de pirámide, cuyo vértice está dirigido hacia arriba y su base, ligeramente excavada, descansa sobre el diafragma: pared divisoria que los separa del abdomen.

Por la inflamación de la citada base, se produce la pneumonía. Cuando los vértices no logran suficiente provisión de oxígeno, están afectados de consunción, lo que favorece la proliferación del bacilo de la tuberculosis: el bacilo de Koch. Mediante la práctica de pranayama, como asimismo la respiración profunda, esos vértices logran abundante provisión de oxígeno evitándose la tisis.

En la época atlante, la integración de la personalidad era casi desconocida, excepto en los casos de los discípulos e iniciados, y en aquel entonces la meta del iniciado y el signo de su realización era esta triple integración. Hoy la meta consiste en una fusión superior -la del alma y la personalidad. Hablando en términos de energía, esto implica la formación y la actividad e interacción relacionadas, de los siguientes triángulos de fuerza:

PRIMER TRIANGULO

  1. El alma, el hombre espiritual en su propio plano.
  2. La personalidad, el triple hombre integrado, en los tres mundos.
  3. El centro coronario.

SEGUNDO TRIANGULO

  1. El centro coronario, el punto de la segunda fusión.
  2. El centro ajna, el punto de la primera fusión.
  3. El centro de la médula oblongada, controlando la médula espinal.

TERCER TRIANGULO

 1. La glándula pineal, la exteriorización del centro coronario.

  1. La glándula pituitaria relacionada con el centro ajna.
  2. La glándula carótida, la exteriorización del tercer centro que existe en la cabeza.

Todas estas triplicidades, dentro de la circunferencia de la cabeza  constituyen el mecanismo a través del cual:

  1. El alma controla su instrumento, la personalidad.
  2. La personalidad dirige las actividades del cuerpo físico.

 

  • Elabora un listado de acciones para la promoción y prevención de la tuberculosis.

 

 

 

REFERENCIAS

Alice Bailey. Tratado sobre los siete rayos.

ESPACIO PATROCINADORES
PUBLICIDAD GOOGLE
Sobre Jorge Ariel (Editor GHB)
Es uno de los colaboradores de la hermandad desde 2009. Pedagogo del comportamiento, orientador escolar de una Institución educativa en Caldas-Colombia, seguidor del Maestro Tibetano y estudiante de cuarto grado de la Escuela Arcana. Lleva 130 artículos publicados durante siete temporadas y a partir del año 2016 empezó a difundir los fundamentos de la alquimia, la magia y la astrología en términos de creatividad.

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Send this to a friend