Home » Comunidad Espiritual » Meditaciones grupales » Un manto de Ángel para el nuevo año.

Un manto de Ángel para el nuevo año.

Rayo dorado 6 - angel dorado

 

Los cambios y los ciclos, son parte del movimiento de nuestras vidas. Nuestro cumpleaños, las estaciones y el comienzo de un nuevo año, son ciclos importantes de vivir y disfrutar. En cada uno de ellos, renacemos, recomenzamos, nos liberamos y damos un paso hacia lo nuevo que viene. Son por ende etapas importantes, llenas de simbolismos y propósitos.

 

La llegada de un nuevo año, sin duda tiene algo especial. Haremos tal vez una recapitulación de todo lo vivido durante ese periodo, lo bueno y lo no tan bueno. Revisamos, reflexionamos, perdonamos, nos perdonamos, decretamos lo venidero y reforzamos fuerzas internas.

 

Tendremos frente a nosotros 365 oportunidades de desarrollar todo nuestro potencial. 365 días de alegría, 365 amaneceres, 365 atardeceres, 365 instancias de estar con los que amo, 365 instancias de entregar amor. 365 potenciales oportunidades de ser lo que anhelo ser.

 

Quizás hasta ahora no lo habías visto de esta manera. Quizás solo era un gran fiesta para celebrar. Pero quizás este 31 de diciembre, sea el momento esperado para partir de cero, sin ataduras, solo con maravillosos sueños a realizar.

Te invito a que este año sea diferente.

Te invito a cerrar lo que no ha sido perfecto, soltarlo con amor y agradecer lo aprendido.

Te invito a renacer, al final de las 12 campanadas de media noche, y sentir como en cada repicar, se abre tu corazón y te unes al latido universal, ese latido que es para todos igual y que en cada retumbar nos dice que somos todos hermanos, caminando juntos de vuelta a casa.

Te invito a ponerte tu traje de luz, ese que te señala como hijo de un Padre Todopoderoso.

Te invito a izar tus banderas de PAZ y AMOR.

Te invito a ser más humano, más divino, más perfecto.

 

Cada amanecer es un milagro para mi. Cada 1 de enero puede ser el amanecer del año en que alcanzaré y concretaré la revolución de mi alma, mi graduación planetaria, la fiesta de mi ascención.

 

Te invito a partir este nuevo amanecer, con este hermoso ritual:

 

Anoche, mientras el reloj golpeteaba la medianoche y el nuevo año comenzaba, un ángel hizo un regalo muy especial para ustedes, un regalo que está frente a ustedes ahora. Está en una caja grande, envuelta en el color de la luz de la luna en un lago reluciente y atado con un moño hilado con esos mismos rayos lunares.

Desaten el moño. Abran la caja. Enrollen el papel de regalo y observen en su interior el manto más asombroso, hecho de amor, amor de ángel puro y entretejido con los hilos de la felicidad y de los sueños, su felicidad y sus sueños, tejidos precisamente para ustedes.

Algunas hebras están hechas de las emociones que ustedes creen que sentirán cuando sus sueños se conviertan en realidad. Algunos hilos son las emociones que han sentido antes en los momentos más maravillosos de su vida. Cada alegría, cada risa y abrazo están aquí, cada momento tierno compartido con otros en el pasado y todavía por venir. Cada momento de orgullo sincero en ustedes mismos o en alguien que aman por hacer algo asombroso. Cada momento calmo en el que se mezclan y expanden hacia la unidad, como hijos de un universo benevolente, puro e inocente, bendecido por el amor y la guía. Está todo aquí en el manto del ángel hecho justo para ustedes.

Y la cosa más asombrosa de todo acerca del manto de este ángel es que ustedes pueden usarlo de inmediato. Pueden deslizarlo sobre ustedes y abrazarse con alegría, amor y paz en este mismo momento, no importa cómo están las cosas en su vida. No hay necesidad de esperar hasta que algo suceda para sentir todo esto; lo pueden sentir justo ahora. Pueden envolverse dentro de él y permitir que el amor se expanda en su corazón y se eleve a su cara en una sonrisa. Inmediatamente.

Pónganse el manto de su ángel todas las mañanas. Atráiganlo firmemente alrededor suyo mientras respiran en el gozo de la vida. Perciban cómo sus preocupaciones simplemente se mantienen a flote, todas reemplazadas por el amor, un profundo amor que fluye para ustedes, simplemente como son, en este momento. Escuchen a los ángeles cantar mientras ustedes reconocen su amor y se relajen en su abrazo, depositando la confianza en ellos para protegerlos a través del día.

Hagan esto todos los días. Permítanse tener la felicidad que ustedes anhelan, de inmediato. Hagan esto y el milagro más asombroso de todos lentamente comenzará a surgir alrededor suyo, tan gradualmente que lo percibirán de manera muy sutil. Hagan esto, sean esto, estén alegres, estén en paz y con amor, resplandezcan en cada momento y gradualmente las circunstancias de su vida comenzarán a cambiar y a alinearse con la energía que están creando.

Observen, aquí está una tarjeta de regalo proveniente de su ángel: “La forma más fácil para lograr sus sueños es darse a sí mismos el regalo de la felicidad, de inmediato.” ¿No es eso maravilloso?

FELIZ NUEVO AÑO…

Amor y paz,

Alejandra Vallejo Buschmann

Casa de Tara

 

Si te ha gustado compartelo y regalanos un like
Sobre Rosa (Coordinadora redacción GHB)
Rosa es una de las coordinadoras de hermandadblanca.org, responsable del equipo de redacción. Es todo corazón y una incansable buscadora de la verdad.

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Send this to a friend