¿Cuáles son los principales dioses romanos?

Pedro González

La mitología romana está formada por las complejas relaciones entre deidades y humanos. Tal como hemos visto con otros panteones, hoy nos centramos en los dioses romanos. ¿Quiénes fueron estos poderosos seres?

Las creencias mitológicas de los habitantes de la Antigua Roma estaban basadas en dos aspectos diferentes, pero complementarios. Por un lado, se encuentran los mitos, rituales y cultos ancestrales que practicaban. Por otro, se halla  la influencia de la mitología griega con toda su idiosincrasia.

Antiguas creencias romanas

La mitología romana arcaica, en lo que se refiere a los dioses, no estaba constituida o conformada por relatos. Era la interacción y el entrelazamiento de las complejas relaciones entre dioses y  humanos.

Tenían un sistema muy elaborado de rituales y escuelas sacerdotales, así como un extenso conjunto de mitos históricos sobre la fundación y esplendor de la ciudad, en donde hacían su aparición los humanos y en ocasiones había intervenciones divinas.

El dios Ceres, creían, estaba agrupado en una tríada con otros dos dioses agrícolas: Líber y Libera. De ellos se conocía a ciencia cierta las atribuciones y funciones que tenían y sus interrelaciones con los humanos.

Sarritor era invocado en el escardado, Messor en la cosecha, Convector para el transporte, Conditor para el almacenaje, Insitor en la siembra y así con varias decenas más de dioses que intervenían en los asuntos de los hombres.

En el proceso de los rituales por acontecimientos puntuales, se invocaban decenas de dioses romanos, pues cada uno de ellos tenía su propio dominio.

En el proceso general de la siembra-cosecha aparecen interactuando y confirmando el mito y renovando la creencia.

20170419 paedomabdil23593 id124808 mas alla en el imperio romano El más allá en el Imperio Romano 2 - El más allá en el Imperio Romano - hermandadblanca.org

Estos dioses menores eran agrupados como dioses asistentes o auxiliares y su función era muy concreta y específica. La población en general, no obstante, no sabía de sus dioses mucho más que sus nombres y funciones.

Los dioses romanos representan la vida real

En aquellas épocas, los dioses romanos representaban los anhelos y las necesidades prácticas de la vida diaria. La población se entregaba escrupulosamente a cumplir con ritos y ofrendas adecuados para sus deidades. Así era entonces que conseguían protección, ayuda y fortuna.

  • Jano y Vesta protegían la puerta y el hogar.
  • Los Lares protegían el campo y la casa.
  • Pales se encargaba de los pastos.
  • Saturno dirigía la siembra.
  • Ceres controlaba el crecimiento del grano.
  • Pomona se dedicaba a las frutas.
  • Consus se ocupaba de la cosecha.

En ocasiones, incluso Júpiter, el rey de los dioses, era honrado por la ayuda que sus lluvias brindaban tan generosamente a las granjas y viñedos.

El rayo que se abría paso a través de los cielos era el director de la actividad humana y el principal protector de todos los romanos que hacían expediciones militares más allá de las fronteras de su propio país.

En lo más alto del panteón primitivo se encontraba la tríada de Júpiter, Marte y Quirino. Estaban también Jano y Vesta.

Todos estos dioses tenían poca individualidad, en sus historias no aparecen matrimonios ni ningún tipo de genealogías. Todos pensaban que no funcionaban de la misma forma que los mortales humanos y es por ello que no existen relatos de sus actividades personales.

Este culto primitivo está directamente asociado a Numa Pompilio, el segundo rey de Roma, que tuvo como consorte y consejera a la diosa romana de las fuentes y los partos, Egeria, la que será identificada como ninfa en casi todas las fuentes literarias posteriores.

Los dioses romanos extranjeros

A medida que el estado romano conquistaba territorios vecinos, absorbía a las deidades locales y se les concedían iguales honores que a sus propios antiguos dioses.

Las deidades de la región conquistada eran invitadas formalmente para que trasladaran su domicilio a nuevos santuarios en Roma.

Estas acciones permitían un considerable aumento de extranjeros en la ciudad, ya que las autoridades romanas permitían continuar con la adoración y el culto de los dioses recientemente incorporados.

Así fue que Mitra llegó a Roma y su popularidad alcanzó a llegar hasta Bretaña. El dios Sol Invictus, que deriva del mitraísmo, tuvo un culto significativamente extendido entre los militares y combatientes romanos a partir del siglo III.

Aparece representado en algunas monedas acuñadas por Constantino I el Grande.

Principales dioses romanos y dioses griegos

dioses romanos

Júpiter – Zeus

El padre de los dioses romanos y de los hombres. Soberano de las alturas y el que administra la justicia. Lanza el rayo y amontona las nubes.

Es el principal dios romano, su principal protector y de quien emana todo el poder. Es hijo de Saturno, a quien destronó, y de Ops. Se le suele representar con un cetro, un rayo o un águila.

Sus atributos son: el águila, el rayo y el cetro.

Juno – Hera

Reina de los dioses. Protectora del matrimonio y de la familia.

Esposa de Júpiter y parte de la Tríada Capitolina. Encabezó junto a Júpiter el panteón romano. Es la madre de Marte, Vulcano y Lucina. Fue la diosa de la maternidad y todas las mujeres encomendaban su protección.

Sus atributos son: el pavo real y la corona.

Neptuno – Poseidón

Dios de los mares, los caballos y los terremotos.

Siempre se le ha caracterizado con sus caballos y su tridente. Era el hijo mayor de Saturno y Ops. Era capaz de provocar tormentas, tempestades y terremotos. Todas las especies de seres vivos acuáticos le rendían pleitesía.

Sus atributos son: el tridente y el carro.

Minerva – Atenea

Diosa de la inteligencia y de la guerra justa. Protectora de las instituciones públicas, de las ciencias y las artes. Patrona de los artesanos.

Hija de Júpiter, se la representa con casco, lanza y escudo.

Sus atributos son: el casco, el escudo, la lanza, el olivo y el búho.

Marte – Ares

Dios de la guerra y del combate.

Hijo de Júpiter y Juno. Representado como un guerrero con armadura, casco y una lanza en la mano. Se le consideraba padre de Rómulo y por tanto también de todos los romanos.

Sus atributos son: la espada, el escudo y el casco.

Venus – Afrodita

Diosa de la fertilidad, el amor y la belleza. Se la representaba frecuentemente con la manzana de la discordia. Su culto se extendió significativamente en casi todas las festividades romanas.

Sus atributos son: la paloma, la espada y la concha marina.

Febo – Apolo

Dios de la luz, de la poesía, de la  música, de la profecía y la medicina.

Hijo de Zeus – Júpiter y hermano de Diana. Fue uno de los dioses más venerados de Roma. El propio Zeus era el único capaz de detenerlo. Se lo presentaba como un hombre joven fuerte y desnudo que algunas veces podía portar un carcaj con flechas o una lira. Fue el famoso oráculo en Delfos.

Sus atributos son: la lira, el arco y la flecha.

Diana – Artemisa

Diosa de la caza, de la virginidad, de la luna y la paz.

Hija de Zeus – Júpiter y Latona, hermana melliza de Febo. Permaneció por siempre joven y virgen por concesión de su padre. Es el motivo por el que se la considera representante de la castidad.

Sus atributos son: la luna, el arco de plata, la flecha y el carcaj.

Mercurio – Hermes

Dios del comercio, protector de los caminos y guía del viajero.

Era hijo de Júpiter y Maia Maiestas. Era el dios mensajero. Protector de los comerciantes y viajeros, pastores y rebaños.

Sus atributos son: el Pegaso, el caduceo, las sandalias aliadas y el  bolso.

Baco – Dioniso

Dios del vino y la danza. Inspirador del delirio y el éxtasis.

HIjo del dios Zeus – Júpiter y la humana Semele. Se le suele representar alzando una copa de vino o portando un racimo de uvas. No está muy claro su origen y los propios griegos lo consideraban proveniente de un lejano país.

Su atributo es: el tirso.

Vulcano – Hefesto

Dios de los volcanes, los incendios y la herrería.

Era el dios del fuego y el creador de las armas de los dioses y los héroes. Se casó con Venus pero le fue infiel con Marte. Se le suele representar como un hombre de edad avanzada, fuerte pero cojo y de aspecto desagradable.

Sus atributos son: el yunque y el martillo.

Plutón – Hades

Dios de los muertos. Señor del inframundo.

Hijo de Saturno y Ops. Era el dios del inframundo, de los infiernos y los muertos. Era especialmente temido y respetado por todos ya que todo ser vivo iba a terminar en sus dominios. Nadie se reveló jamás contra él.

Sus atributos son: la corona de ébano, el trono de ébano y un carro tirado por cuatro caballos negros.

Visto en Mare Nostrum, por Pedro, redactor de la Hermandad Blanca

https://es.marenostrum.info/index.php?title=Principales_dioses_romanos

1 comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

xxx