Historia de la Tierra IX: la Atlántida

Fanny Zapata

«Saludos amados, somos los Fundadores. Sentimos que es importante agregar aquí una explicación, con respecto a los velos y niveles de distorsión que existieron sobre y por encima de su mundo, durante la transición de Lemuria a la Atlántida.

Tanto los Alfa Draconianos como los Oriones tenían flotas de naves orbitando la Tierra durante este período. Estas naves estaban mayormente en cuarta densidad. Los dos grupos tenían una alianza flexible basada en el comercio de tecnología, a cambio de mantener a raya las hostilidades.

Una de las tecnologías que habían desarrollado era un haz electromagnético de alta intensidad, capaz de interrumpir los campos etéricos alrededor de la Tierra. Para evitar que sus enemigos vinieran a la Tierra, crearon un campo de fuerza utilizando esta tecnología. Este campo no solo mantuvo a raya a los grupos extraterrestres entrantes, sino que creó una distorsión en los campos akáshicos que rodean la Tierra.

fantasy 2985129 1280 historia de la tierra ix la atlantida i470794

La formidable explosión de un generador cristalino acabó con la grandiosa civilización de la Atlántida. Fuente: Pixabay.

Aunque la biblioteca principal de Akasha no tiene una ubicación en el tiempo y el espacio, esta área sobre la atmósfera de la Tierra constituía un portal hacia lo Akáshico. Esta es una de las razones por las que recuperar información durante este período de tiempo ha sido tan difícil.

Otro factor importante a considerar aquí, y sobre el que se ha escrito en sus libros, es la cuarentena que entró en vigor después de la destrucción de Lemuria. Debido a que el nivel vibratorio de los humanos había descendido tan significativamente, la Tierra ya no se consideraba un lugar seguro y deseable para establecer grupos pacíficos y amorosos. 

El surgimiento de la Atlántida

Para evitar que los oriones y los draconianos corrompieran otras civilizaciones astrales y etéricas en los mundos vecinos, los pleyadianos de séptima densidad establecieron un campo de fuerza para mantener los asuntos de la Tierra confinados al planeta. Este velo no se levantó hasta aproximadamente 1987 dC, el tiempo conocido como Convergencia Armónica.

Una vez que la inestabilidad de la Tierra se calmó después de la destrucción de Lemuria, los draconianos aterrizaron e intentaron proliferar, pero tuvieron dificultades en sus cuerpos reptilianos, como ya hemos narrado antes.

Luego recurrieron a encarnar a través de los lemurianos sobrevivientes en una masa de tierra relativamente estable, en lo que ahora es el Océano Atlántico. Al mismo tiempo, grupos de Pleyadianos vieron la oportunidad de asentarse una vez más en la Tierra y también vinieron, a pesar de la cuarentena.

También acudieron los Consejos de Rigel y Betelguese de Orión, y encontraron que la atmósfera de la Tierra era casi ideal para una rápida proliferación. El ADN de los supervivientes era ahora principalmente de Orión, con algo de energía Siriana, Andromedana y Draconiana también.

Los inicios de una nueva civilización

A medida que la nueva civilización comenzó a surgir, el ADN pleyadiano, el de Orión y el Draconiano comenzó a mutar, y los nuevos seres se hicieron más científicos e intelectuales en su evolución. Así comenzó el primer período de la Atlántida. Estos humanos todavía tenían el cerebro reptiliano, pero su corteza cerebral también contenía elementos de virtudes y comprensión superiores de las Pléyades.

fantasy 3194227 640 historia de la tierra ix la atlantida i470794

Como consecuencia de la influencia del ADN proveniente de Alfa Draconis, los cerebros de los atlantes aún eran reptilianos. Fuente: Pixabay.

Comenzó a desarrollarse una civilización muy parecida a la que existe hoy, con todo tipo de logros tecnológicos. La mente superior de las Pléyades, combinada con la pasión de los oriones y la competencia de los draconianos, dio como resultado un mundo estructurado de máquinas y una gran arquitectura.

El Arcángel Miguel junto a sus legiones, humillados por sus errores del pasado, intentaron una vez más influir en las almas más evolucionadas de la Atlántida.

Los Consejos de Rigel, habiendo retrocedido durante la inestabilidad de la Tierra, una vez más se interesaron en lo que estaba sucediendo. Además del gran número de personas que encarnaron en forma humana, mantuvieron una presencia en naves espaciales sobre el continente de la Atlántida. Obviamente, la cuarentena no había funcionado y, una vez más, la Tierra era un imán para todo tipo de personajes, agradables y desagradables.

La evolución de la civilización atlante

El primer período de la Atlántida se detuvo parcialmente durante el final del gran ciclo aproximadamente en el año 50.000 a. C. Sin embargo, la civilización se reconstruyó y comenzó el período final de la Atlántida. 

Hay mucha información bastante precisa sobre la Atlántida en varios de sus escritos canalizados, incluidos los trabajos de Alice Bailey y Edgar Cayce. No duplicaremos ese esfuerzo. Diremos, sin embargo, que la caída de la segunda Atlántida se produjo alrededor del año 23.200 a. C. y se debió al mal uso de los sistemas de generación de energía cristalina. Daremos una breve explicación de cómo sucedió esto.

Unos 2000 años antes del final de la Atlántida, los atlantes desarrollaron dispositivos radiónicos utilizando cristales de cuarzo. Pudieron generar toda la energía que necesitaban para prácticamente cada parte de su civilización, pero esta energía fue lo suficientemente poderosa como para tentar a los aspectos desagradables de la sociedad.

Varios científicos atlantes hicieron tratos con grupos de Orión que orbitaban alrededor de la Tierra, intercambiando tecnología en un intento por obtener superioridad. Esto es similar a lo que está ocurriendo hoy entre ciertas facciones de la Tierra y los Zeta Reticulins.

El final de la Atlántida

Los insurgentes con base en Orión querían cada vez más poder de los cristales generadores de energía y comenzaron a modificar sus diseños para usarlos como armas. Nunca tuvieron la oportunidad de hacer la guerra, porque uno de los generadores de cristal particularmente fuertes explotó, hundiendo el continente y la mayoría de sus habitantes.

Solo un pequeño puñado escapó en aeronaves y un número aún menor en embarcaciones marítimas. Más del 90% de los que intentaron escapar por mar se ahogaron en tsunamis masivos. Los que huyeron en aeronaves se trasladaron a lo que ahora es América Central y del Sur, así como a Egipto.

Este canalizador descubrió que casi todas las personas con las que trabaja en sesiones de sanación y recuerdo de vidas pasadas tuvieron una parte en la caída de la Atlántida. Nosotros, los Fundadores, permanecimos mayormente en modo de observación durante este período, como de costumbre.

Nuestra percepción era que lo que realmente destruyó la Atlántida fue un desequilibrio entre la cabeza y el corazón. Los híbridos de orientación científica del período atlante habían suprimido una vez más sus emociones, de una manera similar a los luciferinos, y al hacerlo, la mayoría de los atlantes perdieron su capacidad de discernir entre las energías que apoyaban el crecimiento espiritual y las que simplemente conducían al desarrollo y acumulación de poder físico, astral y etérico.

Un paralelismo entre la Atlántida y nuestra civilización actual

Si los habitantes de la Atlántida hubieran estado equilibrados en sus cuerpos emocional y mental, habrían visto lo que estaba sucediendo y podrían tomar medidas para evitarlo. Vemos un escenario similar que se desarrolla en su mundo moderno hoy. Diremos que estáis muy cerca de donde estabais en el momento de la destrucción de la Atlántida. 

Sin embargo, hay dos diferencias importantes. En primer lugar, la Dispensación Divina está permitiendo que una gran cantidad de almas despierten a estados superiores de conciencia hoy, y hay muchos grupos de extraterrestres benévolos que están monitoreando de cerca el estado de las cosas en su mundo.

Ellos actuarán en un instante para prevenir una guerra nuclear a gran escala, si fuese el caso. Además, estos grupos cuentan con tecnologías sofisticadas que pueden detectar armas exóticas e inusuales, antes incluso de que sean probadas.

Todavía falta por cubrir una parte muy importante de su historia, la de los períodos egipcio, bíblico y griego. Además, hay otro jugador en el drama que moldeó con fuerza las culturas que surgieron después de la Atlántida, y esos fueron los Sirianos.

En la siguiente sección, examinaremos el papel de los sirianos en la mitología judía, cristiana y griega. Además, ofreceremos nuestra perspectiva sobre lo que realmente sucedió durante la época de Jesús: quién era, qué hizo en realidad y dónde se encuentran las distorsiones en la contabilidad histórica oficial.

También daremos una breve mirada a las culturas azteca, tolteca y maya en una fecha posterior. 

Somos los Fundadores»

Un mensaje canalizado por Sal Rachele.

Traductora: Fanny Zapata, redactora y traductora de la Gran Familia de La Hermandad Blanca en hermandadblanca.org

Puedes ver el artículo original haciendo clic en el siguiente enlace:

http://www.crystalwind.ca/eureka-amazing/cosmic-stargate-portal/the-founders/the-founders-earth-history-part-7-8

4 comentarios

  1. ALOHANII MAN TANA/-DANKE-U/XIE XIE/PEKA PEKA/MERCIE/GRAZIE/THANKS/GRACIAS/MONBIEN
    SIGAN CON ESTA OBRA EX UNICA Y LIBERA
    LA FUERZA DEL OM AUM TAT SAT ESTE CON USTEDES
    DESDE COLOMBIA UN CAMINANTE
    OM RUTI

  2. Crecer en consciencia es la gran mision de cada alma, y las experiencias humanas de variada indole, nos hace estar mas conscientes de nuestra naturaleza. La luz es poderosa, y cada uno debe esforsarse segun sus potencialidades. No estamos solos, nunca ha sido asi. Pero, es con la vivencia diaria, que aprendemos de la mejor manera. Los ensayos y numerosos errores, son la escuela de la vida. Con amor y luz.

    1. Muchas gracias, por esta valiosa información. Siento que ahora se nos dio la oportunidad de un resurgimiento de una nueva Atlántida, inundando nuestros caminos de amor y luz. Gracias infinitas a los seres de otras esferas, Ángeles, maestros, guías, por así decirlo, nuestros hermanos mayores, que siempre nos están tendiendo sus manos de compasión infinita para una nueva humanidad.

  3. Es tan vasto y complejo que abarcarlo de una mirada es imposible, así que no tengo comentarios ahora, lo siento, sólo curiosidad y asombro. Lo que sí, es que somos descendientes genéticos de aquellas civilizaciones del espacio y de la Tierra Joven, aún nos matamos entre nosotros y nos celamos y competimos, Varias veces tendrán que venir Avatares para sanarnos los yo enfermos. Con cariño y esperanza.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

xxx