Las 9 revelaciones, por David Trías

David Trias

¿Cómo empezó esta historia?

Siempre he creído que las 9 revelaciones tienen vida propia. Un día de esos en que de repente todo puede cambiar; estábamos hablando en nuestro centro habitual de formaciones y tratamientos después de una jornada más bien intensa y especialmente desconcertante.

Nos coincidió que todas las personas de ese día acudieron con el mismo perfil y las mismas preocupaciones y alteraciones.

Estaban, por decirlo suavemente; desubicados en sus vidas y se encontraban en un momento importante de casi no retorno a sus orígenes, a sus seres, a sus esencias.

Coincidieron en que se habían perdido “por culpa” de terceras personas. En unos casos las parejas, en otros colegas de la actividad laboral, en alguno los hijos y en algún otro la familia.

Tan increíble como maravilloso, estábamos ante un ejemplo de lo que las 9 revelaciones nos contaban hace ya más de veinte años.

Nos sorprendió que a estas alturas la gente, se permitiera ser creada por otros seres. Que se apartaran tan fácilmente de quien realmente eran o deberían ser.

Los síntomas y las enfermedades que traían, simplemente eran derivados de esa “desconexión” con sus vidas.

ver la energía y su comportamiento en las nueve revelaciones
ver la energía y su comportamiento en las 9 revelaciones

¿Cuántas coincidencias con las 9 revelaciones, no?

Demasiadas causalidades como para no prestar atención a lo que la vida nos estaba regalando ese día.

De la observación pasamos a la interpretación y de esta al recuerdo. Insuperable recuerdo de lo que supuso en el “mundo espiritual” el lanzamiento de las 9 revelaciones.

Desde aprender a observar, a dejar de robar y que nos roben energía, pasando por comer energía de los alimentos de verdad…

Que grandes recuerdos y que sensación más extraña cuando nos dimos cuenta de que ese libro de hace casi más de veinte años, aún era actual. Que además, era una herramienta atemporal para que la gente aprendiera como funciona el mundo de la energía.

Entre esos momentos alguien me comentó que porque no hacía un formación para profundizar en este maravilloso libro. Y que en realidad es una puerta a conocer la energía universal, y por ende a cambiar la vida de las personas.

Atareado como siempre, pensé que no era ni me tocaba a mí hacer tal formación, pues ya había integrado gran parte de las revelaciones años atrás y parte de lo que soy pues viene de ahí.

¿Así que decidiste no hacer nada?

Más causalidades de la vida. Tropecé en casa con el libro a los días siguiente y apreció en conversaciones inconexas aparentemente día si y día también por lo que plasmé la frase de respuesta al tal universo y le respondí: “oído cocina”

En breves días materialicé la primera revelación y un grupo de excelentes personas se cruzó con esta formación para crecer juntos durante casi un año.

A todos nos pasaron cosas, a unos, más rotundas y drásticas que a otras, pero ninguno volvimos a ser el mismo ser que antes de empezar.

Simplemente increíble, magnífico y casi podríamos llegar a decir, milagroso.

Cada semana nos pasaban cosas relacionadas con la parte de la revelación que tratábamos y la misma vida nos proporcionaba lo que llegamos a llamar como prácticas gratuitas.

Una de las cosas que más me gustó, es que ya fueran más o menos duras, esas prácticas eran conscientes y dentro de cada ser sabía que, si pasaba por allí, una vida mejor les esperaba.

Pocas informaciones cuando las tratas en profundidad pueden generar cambios tan importantes en los seres. Lo que empezó como un día de formaciones y consultas normal, acabo en una formación de casi un año acompañando a personas a reconectarse como seres.

Gracias, gracias y mil gracias.

nota23 3
las 9 revelaciones

¿Y después qué?

Esta año, empezamos la segunda edición hace unos días. Causalidades de la vida, y coincidiendo con Luis en una entrevista; nació sumar sus recursos logísticos a hacer un tercer grupo para que sigamos con esta maravillosa actividad de dar la información para cada ser y que puedan recuperar sus caminos y propósitos de vida. Y que por cierto daremos una máster gratuita el próximo

A modo de resumen:

Las nueve revelaciones fueron transmitidas durante una época en que se manifestó un despertar de conciencia masivo en la tierra.

Coincidió causalmente con una movida energética similar a la que estamos ahora transitando. Salvando las diferencias de las manifestaciones físicas que ahora se producen y que por aquel entonces no llegaban a producirse en muchos casos.

Las nueve revelaciones son en realidad nueve pasos. Te llevan a sus practicantes a descubrir como desplazarse desde la conciencia más terrenal en la que se encuentran y donde se compite por la energía en todo, a una nueva donde todo, absolutamente todo funciona muy diferente.

las nueve revelaciones 788901309 large
Traducción muy curiosa al castellano.

¿ Pero eso, no fue hace muchos años?

Esto es lo que está ocurriendo actualmente y de forma muy exagerada y contundente en la tierra. Mientras unos están sufriendo por enfermedades devastadoras que no entienden, otros vienen en un estado de gracia constante donde no hay más preocupaciones que vivir el estado presente y compartir.

Unos vibran en el miedo y están atrapados por la red neuronal del egregor que se ha creado y que emite una fuerza de miedo cada vez mayor a medida que va creciendo porque se lo va alimentando emoción a emoción.

Otros vibran cada vez más en el amor y en una comprensión mayor de lo que puede llegar a ser el amor incondicional. Le dan la espalda al egregor y están tan centrados en generar y compartir que simplemente están viviendo otra vida donde el sufrimiento y la desesperación les parece una fantasía.  

Es momento de elegir, y solo hay dos lados, dos realidades paralelas que se mueven a velocidades tan diferentes que no pueden coincidir.

¿Por qué se mueven a velocidades diferentes?

Por su peso, no pesa lo mismo la tristeza que la alegría y eso hace que el desplazamiento por el universo de quién sujeta una emoción sea cada vez más distal que el quién sujeta la otra.

Rescatamos las nueve revelaciones porque la práctica es la misma por aquel entonces que ahora mismo, no ha variado casi nada, únicamente la intensidad.

Los que nos despertamos o consolidamos nuestras creencias, valores y formas de vida gracias a este proceso seguimos en esa práctica diaria, aunque estemos entre ustedes, pero eso ya lo elegirá cada uno en la novena revelación.

La pregunta es muy simple: ¿piensas quedarte sufriendo y alimentando al nuevo egregor o te vas a venir con nosotros ?

Te dejo un enlace a la entrevista para sentir información que pueda acompañarte, aquí

Escúchate en tu sagrado corazón.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

xxx