Home » Sabiduria y Conocimiento » El mentalismo: entre el siquismo y el misticismo

El mentalismo: entre el siquismo y el misticismo

Mentalista ojos hombre control mentalPor qué razón creó Dios? Por qué se nos impone la existencia? Qué es la realidad? Qué es la conciencia?, Cuáles son sus estados?, Por qué está en constante expansión?

Todas estas preguntas eran objeto de la filosofía que trataba de darles respuesta, hasta que se encontró con el fenómeno mismo de  la conciencia y la mente, y al encontrar que la mente era la gran solucionadora de problemas, le dejó a ella todos los problemas por resolver.

El problema de la dualidad es el problema de la existencia misma, y no puede resolverlo quien se niegue a reconocer la posibilidad de un Principio Inmutable e Ilimitado y la Periodicidad del Universo.

 

La Realidad se origina en y por la volición infinita del Padre Universal. El mecanismo de la deidad del Universo maestro es dual en cuanto se refiere a las relaciones con la eternidad. La Deidad es, por lo tanto, dual en su presencia: Existencial para los seres eternos, Experiencial para los seres que están actualizándose. Hay exactamente tres elementos en la realidad universal: los hechos, las ideas y las relaciones. La conciencia religiosa identifica estas realidades como ciencia, filosofía y verdad. La filosofía se siente inclinada a considerar estas actividades como razón, sabiduría y fe —la realidad física, la realidad intelectual y la realidad espiritual. Nosotros tenemos la costumbre de distinguir estas realidades como cosas, significados y valores.

La comprensión progresiva de la realidad equivale a acercarse a Dios. El descubrimiento de Dios, la conciencia de identificarse con la realidad, equivale a experimentar el yo completo —el yo entero, el yo total. Experimentar la realidad total es comprender plenamente a Dios, la finalidad de la experiencia de conocer a Dios.

 

Podemos definir la conciencia como la facultad de captar; con­cierne principalmente a la relación que existe entre el Yo y el no-yo, el Conocedor y lo conocido, el Pensador y lo pensado. Estas definiciones involucran la aceptación de la idea de la dualidad, de lo objetivo y de lo que está detrás de la objetividad.

La conciencia expresa lo que puede ser considerado como el punto medio de la manifestación.  No atañe totalmente al polo del Espíritu; se produce por la unión de los dos polos y por el proceso de interacción y adaptación que necesariamente resulta. A fin de facilitar su aclaración podría clasificarse de la manera siguiente:

Primer Polo                                       Punto de Unión                                Segundo Polo

Voluntad                                            Amor-Sabiduría                               Inteligencia

Espíritu                                                Conciencia                                         Materia

Padre                                                    Hijo                                                       Madre

Existencial                                         Asociativo                                          Experiencial

El Conocedor                                    El Conocimiento                              Lo Conocido

Hechos                                                Relaciones                                         Ideas

Vida                                                      Realización                                        Forma

Valores                                               Significados                                       Objetos

Absoluto                                            Absonito                                            Finito

El desarrollo del sistema nervioso ha ido a la par del mecanismo síquico interno, y el del sistema glandular ha reflejado fielmente el de los grandes centros de fuerza, con las líneas interconectadas de energía. Paso a paso, la conciencia del hombre ha cambiado de:

  1.      El estado de conciencia primitivo y salvaje, centrado en lo mágico.  El Animismo
  2.      El desarrollo y el empleo de los poderes síquicos superiores e inferiores.  Siquismo.
  3.      El empleo y desarrollo de los poderes mentales: Mentalismo.
  4.      La evolución de la visión mística.  La etapa del Misticismo.
  5.      La revelación de la luz y del poder. La etapa del Ocultismo.

 

Estas manifestaciones del conocimiento divino están vinculadas con, y dependen del desarrollo de los centros. En los seres hu­manos de grado inferior los centros solo son discos de tenue luz que palpitan y giran lentamente.

AnimismoEL ANIMISMO

Se entiende por ánima la parte no material del hombre  denominada variadamente  como fantasma, espíritu, sombra, espectro, y últimamente alma. El alma era el doble del hombre primitivo en su sueño. La creencia en los dobles oníricos condujo directamente a la idea de que todas las cosas animadas e inanimadas tienen alma, tanto como tienen los hombres. Lo mágico es la habilidad de darle poder a esos espíritus. El concepto del espíritu que penetra en un objeto inanimado, un animal o un ser humano, es una creencia muy antigua y honorable, que prevaleció desde el comienzo de la evolución de la religión. Esta doctrina de la posesión por los espíritus no es más ni menos que fetichismo. El salvaje no necesariamente adora al fetiche; adora con mucha lógica y reverencia al espíritu que reside en el fetiche.

La magia era una técnica para manipular el imaginario medio ambiente espiritual cuyas maquinaciones explicaban constantemente lo inexplicable; era el arte de obtener la cooperación voluntaria de los espíritus y de forzar la ayuda involuntaria de los espíritus mediante el uso de fetiches o de otros espíritus más poderosos. La humanidad ha adorado la tierra, el agua, el aire y el fuego, que para el mago son los cuatro elementos que le dan poder y le permiten invocar las fuerzas naturales simbolizadas por el número cuatro. Abracadabra era el encantamiento utilizado,  que significa “el cuatro parte”, aunque para los cabalistas vendría a significar “padre, espíritu y palabra”.

El pensamiento semiótico de la información se desarrolló en los primates superiores y fue determinante para establecer la estructura social del grupo. Cuatro principios penetraban y  componían todas y cada una de las cosas y fenómenos y el hombre empezó a ver las analogías entre objetos y fenómenos. La magia, la cábala, la alquimia y la astrología fueron los primeros sistemas simbólicos que tendrán su paralelismo en la psicología y la metafísica.

ORIENTACION                  NORTE                 OESTE                   ESTE                      SUR      

MAGIA                                     Tierra                     Agua                          Aire                       Fuego

CABALA                                  Yod                         He                               Vau                       He

TAROT                                     Bastos                  Copas                          Oros                      Espadas

ALQUIMIA                            Gnomos              Trasgos                       Sílfides                 Duendes

ASTROLOGIA                      Tauro                   Escorpio                   Acuario                Leo

ANGELES                                Ariel                     Gabriel                      Rafael                   Miguel 

AFORISMO                            Callar                    Querer                       Saber                    Osar

FUNCIONES                          Percibir            Sentir                       Intuir                 Pensar

 

OrientaciónEL PSIQUISMO

Se entiende por  psique la totalidad de los fenómenos psíquicos tanto de la conciencia como del inconsciente. Lo síquico es el resultado de la unión del espíritu con la materia sensoria del reino humano, y produce el centro síquico denominado el alma del hombre, el cual es un centro de fuerza, y la fuerza que custodia o manifiesta, pone en actividad la respuesta y percepción del alma de la vida planetaria, conciencia grupal. En la per­cepción sensoria existe el secreto del progreso de la siquis y tam­bién el de la mayoría de los estados de conciencia, que el factor sensibilidad o sentimiento, es decir, el alma, experimenta en el sendero de evolución a medida que se expande:

  1. Su esfera de contactos.
  2. Su campo de influencia.
  3. Su campo de actividad consciente.

El espíritu es el origen de la existencia, el alma es un centro de conciencia y los cuerpos son centros de experiencia.  El plexo solar, corresponde a la etapa en que la acti­vidad de las fuerzas es física, etérica y astral. La etapa del desarrollo síquico. El centro ajna, entre las cejas, corresponde al período de integración y control de la personalidad, donde ciertas zo­nas del cerebro se sensibilizan y utilizan. La etapa del desarrollo mental. El centro coronario que abarca toda la zona del cerebro al­rededor de la glándula pineal, donde el hombre espiritual asume el control. La etapa en que el alma controla. La conciencia, órgano de orientación, utiliza las funciones psíquicas para orientarse en el espacio exterior. Ser consciente es percibir y reconocer el mundo exterior.  El intelecto ha facilitado la fusión del percibir  con el pensar, pasando del cuaternario a las tríadas.

 

Animal                                                 Humano                                             Divino

Instinto                                               Intelecto (medio)                           Intuición

  a. Autoconservación                   Espiritismo                                        Inmortalidad

  b. Sexo                                              Misticismo                                          Atracción

  c. Instinto de rebaño                   Fraternalismo                                  Conciencia grupal

  d. Autoimposición                        Psiquismo                                          Autoafirmación

  e. Curiosidad                                  Mentalismo                                        Investigación.

De la tabla anterior se puede concluir que la  naturaleza instintiva, al desarrollarse en los tres reinos (animal, humano y divino), es en verdad aquello que se va desarrollando etapa tras etapa hasta llegar a lo que denominamos conciencia, que es, en realidad, el desarrollo de una gradual expansión de la capacidad de ser consciente del medio ambiente, cualquiera sea. Los poderes síquicos inferiores, inherentes a la naturaleza animal son, en todos los casos, indicios embrionarios de la capacidad del alma.

Los sicólogos han puesto excesivo énfasis en el concienzudo estudio de las mentes anormales y subnormales, retorcidas y deformadas de los equipos defectuosos, y no se ha dado la debida atención a las divinamente anormales, ni a estos tipos de conciencia que trascienden el común estado humano de percepción inteligente, no obstante, gracias a la psicología llegamos a comprender el funcionamiento del sistema cognitivo y sus funciones de atención, percepción y memoria.

 

mentalismoEL MENTALISMO

Se entiende por mente un sistema cognitivo capaz de predecir y tomar decisiones frente a situaciones que se le presentan en su entorno. La mente con su capacidad de formar imágenes se halla en medio del objeto y el sujeto, constituye el instrumento mediante el cual la conciencia cognoscente aprehende a su objeto. Son ante todo cinco problemas principales, que la mente trata de resolver frente al fenómeno del conocimiento: su esencia, su origen, su posibilidad, sus formas, su criterio. De allí que el método usado sea fenomenológico, diferente al psicológico. No obstante, no existen fenómenos en los niveles mentales de la realidad. Una de las grandes lecciones que ha de aprender un verdadero Discípulo es saber diferenciar lo real de lo ilusorio.  Un discípulo destacado de la humanidad fue Emanuel Kant, quien se considera el fundador de la teoría del conocimiento dentro de la filosofía. Acuña el concepto de noúmeno  para referirse a un objeto no fenoménico, es decir, que no pertenece a una intuición sensible, sino a una intuición intelectual o suprasensible.

La teoría del conocimiento trata de estudiar la significación objetiva del pensamiento humano y gracias al intelectualismo se empiezan a conciliar los contrarios.

                                                                                                                                                                                             

Primer Polo                                  Punto de Unión                          Segundo Polo

Subjetivismo                                    Simbolismo                                       Objetivismo

Idealismo                                           Pragmatismo                                    Realismo

Racionalismo                                    Intelectualismo                               Empirismo

Escepticismo                                     Criticismo                                          Dogmatismo

 

Si para el racionalismo, nuestro conocimiento es sólo el reflejo de estructuras innatas y aprender es actualizar lo que desde siempre hemos sabido, para el empirismo, nuestro conocimiento es solo el reflejo de la estructura del ambiente y aprender es reproducir la información que recibimos. En cambio, para el constructivismo el conocimiento es siempre una interacción entre la nueva información que se nos presenta y lo que ya sabíamos, y aprender es construir modelos para interpretar la información que recibimos. Suelen buscarse los orígenes filosóficos del constructivismo en la teoría del conocimiento elaborada por Kant y más especialmente y su planteamiento sobre las categorías.

 

Mientras que la teoría del conocimiento se centra en el dualismo entre el sujeto y el objeto, encontrando en el intelectualismo su punto de conciliación, la teoría de la mente se centra en el dilema del idealismo  y realismo, encontrando en el pragmatismo su sentido práctico . El cerebro es, básicamente, una máquina predictiva encaminada a reducir la incertidumbre del entorno, mientras que la mente se ha definido como un sistema solucionador de problemas.

 

El concepto de ‘teoría de la mente’  se refiere a la habilidad para comprender y predecir la conducta de otras personas, sus conocimientos, sus intenciones y sus creencias. Desde este punto de vista, este concepto se refiere a una habilidad ‘heterometacognitiva’, ya que hacemos referencia a cómo un sistema cognitivo logra conocer los contenidos de otro sistema cognitivo diferente de aquel con el que se lleva a cabo dicho conocimiento.

La terminología asociada a este concepto es variada: se han utilizado diversos conceptos, como  ‘cognición social’, ‘mentalización’, ‘psicología popular’, ‘psicología intuitiva’ o ‘conducta intencional’. Dentro de este concepto de cognición social se recogen aspectos metacognitivos como la interpretación de emociones básicas, la capacidad de captar el discurso metafórico, las mentiras o la ironía, la posibilidad de interpretar emociones sociales complejas a través de la mirada o la cognición social y la empatía. Lo que  hace sospechar la posibilidad de  niveles de complejidad diferenciados dentro del  mismo concepto. De forma resumida se puede afirmar que la cognición social recoge tres aspectos fundamentales:

–  La percepción de las expresiones emocionales.

– La línea inspirada en la primatología y en el estudio del autismo que ha centrado sus investigaciones en la capacidad para atribuir deseos, intenciones y creencias a otros.

– La relacionada con la cognición social y la empatía que trata de explicar aspectos cognitivos y emocionales que nos permiten ‘ponernos en el lugar del otro’ y que se centrarían en pruebas como los dilemas morales.

 

El estudio del  mentalismo  nos sitúa, además, en el controvertido tema de la inteligencia emocional y social y la inteligencia cognitiva. El concepto de inteligencia emocional y social recoge, básicamente, los siguientes componentes:

– La capacidad de ser conscientes y de expresar las emociones propias.

– La habilidad de ser conscientes de los sentimientos de los otros y de establecer relaciones interpersonales.

– La capacidad para regular los estados emocionales.

– La posibilidad de solventar los problemas de naturaleza personal e interpersonal que se nos planteen.

– La capacidad de interactuar con el entorno para generar emociones positivas que nos sirvan como automotivadora.

 

El concepto de inteligencia cognitiva implica la inclusión de los procesos ejecutivos de la mente como son la planificación y la toma de decisiones. El Yo está dotado de un poder, de una fuerza creadora que integra atención e intención. La característica fundamental de la actitud intencional es la de tratar a una entidad como a un agente –atribuyéndole creencias y deseos– para tratar de predecir sus acciones.  Algunos  interesados en el mentalismo han centrado sus investigaciones en el autismo, una grave enfermedad que afecta fundamentalmente a niños varones. Según estos autores, estos niños tienen graves problemas para teorizar acerca de la mente de los demás. La forma más pura y menos grave del autismo se denomina ‘síndrome de Asperger’. Es frecuente que a estos niños se les dé mejor la física que a los niños normales; se muestran encantados con los interruptores de la luz o con cualquier máquina, como si fueran ingenieros escudriñando su funcionamiento.

Así, los seres humanos acaban ordenando el mundo en dos clases diferentes, lo que se  ha denominado ‘psicología popular’ y ‘física popular’. Un jugador de baloncesto se mueve porque desea moverse (psicología popular), pero una pelota se mueve sólo si la impulsas (física popular). Las personas con afectación de la mentalización serían buenos físicos populares (sistematizadores) y malos psicólogos populares (empatizadores) por un déficit en dicha mentalización.

 

misticismoEL MISTICISMO:

 

Si entendemos el  alma como el Hijo del Padre y de la Madre, como la personificación de la vida de Dios, podremos concluir que ella encarna con el fin de revelar la cualidad de la naturaleza de Dios: el amor esencial. De ahí que el misticismo esté relacionado con el sexo, la virtud y el vicio. Lo místico ha caído en una concepción de la vida sexual espiritualizada, por eso es  que los místicos utilizan expresiones como “la desposada de Cristo” o “el matrimonio en los Cielos”

Las características del estado místico son, la difusión de la conciencia con vívidas islas de atención focal que operan sobre un intelecto comparativamente pasivo.

El estado místico está favorecido por cosas tales como la fatiga física, el ayuno, la disociación psíquica, profundas experiencias estéticas, impulsos sexuales vívidos, temor, ansiedad, rabia y baile desenfrenado. Mucho del material que surge como resultado de esta preparación preliminar tiene su origen en la mente subconsciente. El siquismo superior favorece la fusión del sentir con el intuir. Quedan dos polos el del pensamiento y el del sentimiento. La unión de los opuestos empieza a ser un proceso de desarrollo psíquico que se expresa en símbolos.

 

El misticismo, como técnica para cultivar la conciencia de la presencia de Dios, es en general merecedor de alabanzas, pero cuando dichas prácticas conducen al aislamiento social y culminan en el fanatismo religioso, son censurables. Demasiado frecuentemente lo que el místico sobreexcitado evalúa como inspiración divina es la sublevación de su propia mente profunda. El contacto de la mente mortal con su Voluntad divina, aunque frecuentemente favorecido por la meditación devota, es más frecuentemente facilitado por el servicio amante de todo corazón en el ministerio altruista de los semejantes.

 

El éxtasis espiritual genuino generalmente se asocia con una gran calma exterior y con un control emocional casi perfecto. Pero la verdadera visión profética es un presentimiento super-psicológico. Estas visitaciones no son seudoalucinaciones, ni tampoco éxtasis del tipo del trance.

 

La prueba práctica de todas las experiencias religiosas extrañas del misticismo, el éxtasis y la inspiración consiste en observar si estos fenómenos hacen que un individuo:

1. Disfrute de una salud física mejor y más completa.

2. Funcione más eficaz y prácticamente en su vida mental.

3. Socialice más plena y alegremente en su experiencia religiosa.

4. Espiritualice más completamente su vida diaria descargando al mismo tiempo fielmente los deberes comunes de la existencia mortal rutinaria.

5. Aumente su amor y apreciación de la verdad, la belleza y la bondad.

6. Conserve los valores sociales, morales, éticos y espirituales, reconocidos en su época.

7. Aumente su compenetración espiritual, su conciencia de Dios.

 

Poderes síquicos inferiores               Analogías humanas               Poderes síquicos superiores.

  a. Clarividencia                                              Perspicacia                                        Visión mística

  b. Clariaudiencia                                           Escucha activa                                  Telepatía. Inspiración

  c. Mediumnidad                                           Intercambio. Lenguaje                 Mediación

  d. Adivinación.                                             Previsión.                                           Creatividad.

  e. Curación/ciencia                                   Curación/magia  espiritual         Curación / magnetismo animal                                                     

El concepto de misticismo cuántico fue acuñado como una descripción neutral de las ideas que combinan los conceptos del misticismo oriental y la física cuántica. Se puede encontrar un buen ejemplo de ello en el libro de Fritjof Capra, El tao de la física. Así como la física cuántica  se centra en la liberación de la energía del átomo,  de la misma manera el ser humano busca una liberación, esto nos lleva al estudio de las fuerzas ocultas.

 

mandala-chacrasEL OCULTISMO:

 

Se entiende por ocultismo el estudio de todo aquello que está oculto y velado. Lo oculto hace referencia a las fuerzas ocultas del ser y al origen de la conducta, puesto que el origen de la acción está oculto tras los propósitos de cualquier vida. El ocultista reconoce que detrás de todo lo que acontece en el mundo de los fenómenos, existe el mundo de las energías, las cuales son de la mayor diversidad y complejidad, pero todas se mueven y actúan bajo la ley de Causa y Efecto.

Al ser  la ciencia de la manipulación de la energía, el aspecto atracción o repulsión de la fuerza,  el ocultismo se presenta en la actualidad como ingeniería, siendo la ingeniería eléctrica la que más se ajusta a esta definición, no obstante, la electricidad es sólo un efecto de la fuerza de atracción.

Se em­plea la palabra energía para expresar la actividad viviente de los reinos espirituales y de esa entidad espiritual que es el alma. Se emplea la palabra fuerza para expresar la actividad de la naturaleza de la forma en los dominios de los diversos reinos de la naturaleza.  El poder del universo incluye todas las formas de energía que responden directamente a la gravedad lineal. Este es el nivel electrónico de la energía-materia y de todas sus evoluciones posteriores. El universo está iluminado por tres tipos de luz: la luz material, la perspicacia intelectual y el discernimiento  espiritual.

La luz — como discernimiento espiritual — es un símbolo verbal, una figura retórica, que implica la manifestación característica de la personalidad de las diversas clases de seres espirituales. Esta emanación luminosa no está relacionada de ninguna manera con la perspicacia  intelectual ni con las manifestaciones de la luz física. La luz, en el cerebro humano, surge por la fusión de la glándula pineal (polo positivo del alma)  y la glándula pituitaria (polo negativo de la personalidad).

Una de las dificultades de los ocultistas, consiste en que la luz de la personalidad está mucho más activa dentro de la cabeza que la luz del alma, la cual tiene mayor capa­cidad de quemar que la luz del alma. Esta produce un efecto estimulante y ocultamente frío. Pone en actividad funcionante a las células cerebrales, evocando respuesta de las células que en la actualidad están pasivas y dormidas. A medida que estas células se ponen en actividad mediante la afluencia de la luz del alma aparece el genio, acompañado con frecuencia por cierta ca­rencia de equilibrio o de control, en algunos aspectos. Cuando hay control llegamos a conocer a un verdadero Ingeniero.

Imagínense que todos los seres humanos somos unos hologramas y que los avances de la tecnología permiten que  compremos un TASER para materializar a los hijos cuando queramos verlos. Esta tecnología viene con un defecto de fábrica,  ya que para poder materializar a las personas se requieren 10000 voltios y si el táser se va descargando el holograma no será tan nítido sino que aparecerán las emociones más bajas de los hijos. Ejemplo: El nivel crítico es 2000 voltios, el cual es  asociado con la Integridad y el Coraje. Todas las actitudes,  pensamientos, sentimientos, asociaciones, entidades o figuras históricas por debajo de ese nivel de calibración hacen que una persona demuestre debilidad, y todos aquellos que calibran por encima, hacen que la persona demuestre fortaleza. Este es el punto de equilibrio entre los atractores débiles y fuertes y entre la influencia negativa y positiva. Esa relación de acción relación es el fundamento de la ley del karma. La gran ley del karma  en realidad concierne a, o tiene su fundamento en, las causas inherentes a la constitución de la materia misma y a la interacción entre unidades atómicas.

 

También se podría explicar  diciendo que el aspecto volun­tad o impulso inicial es el que origina la causa y es la causa misma. Debería recordarse que esa causa involucra la idea de dualidad, es decir la iniciación de la causa y su efecto simultáneo. Las dos ideas son inseparables, sin embargo, la segunda, en su más abstracto significado, no debe considerarse literalmente como un efecto; el verda­dero efecto involucra una tercera idea: el síntoma. La comprensión del pro­blema podrá obtenerse considerando el fenómeno que siempre encierra esta doble causa inicial y su efecto objetivo.

CAUSA                                 SINTOMA                      EFECTO

Espíritu                                Conciencia                         Materia

Electricidad                        Luz                                        Calor

Voluntad                            Vida                                      Deseo

Ideas                                    Pensamientos                  Conceptos

 

La tónica de la vida ocultista ha sido el acercamiento mental al problema de la divinidad. La ciencia y la tecnología son el camino para evadir la expresión superior de la mente concreta y encuentran  en el esoterismo sus fundamentos metafísicos. El esoterismo implica  comprender la relación que existe entre fuerzas y energías y el poder de utilizar la energía para reforzar y luego emplear en forma creadora las fuerzas con las cuales ha entrado en contacto, de allí su redención. El estudio esotérico, unido a una forma, de vivir esotérica, facilita la comprensión de los síntomas, revela a su debido tiempo el mundo de los significados y conduce oportunamente al mundo de las significaciones.

 

Ha de  recordarse que los discípulos de primer rayo compren­den el discipulado en términos de, energía, fuerza o actividad, mientras que los discípulos de segundo rayo, en términos de con­ciencia o iniciación.

7mo. Rayo       Encantamiento   Magia                    Ritual           El ritualista

6to.   Rayo       Devoción              Abstracción        Idealismo   El devoto

5to.   Rayo       Mentalidad          Conocimiento    Ciencia        El científico

4to.   Rayo       Vibración              Respuesta          Expresión   El artista

3er.   Rayo       Adaptación          Desarrollo           Evolución   El tecnólogo

2do.  Rayo       Conciencia           Expansión           Iniciación    El sabio

1er.   Rayo        Fuerza                 Energía                   Acción        El ocultista

 

ESPACIO PATROCINADORES
PUBLICIDAD GOOGLE
Sobre Jorge Ariel (Editor GHB)
Es uno de los colaboradores de la hermandad desde 2009. Pedagogo del comportamiento, orientador escolar de una Institución educativa en Caldas-Colombia, seguidor del Maestro Tibetano y estudiante de cuarto grado de la Escuela Arcana. Lleva 130 artículos publicados durante siete temporadas y a partir del año 2016 empezó a difundir los fundamentos de la alquimia, la magia y la astrología en términos de creatividad.

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Send this to a friend