Runa Berkana: Leyenda mitológica y significado de las antiguas runas vikingas

Lucas María
Lucas María

«A veces uno descubre, cuando se enfrenta a sus enemigos, que no es el más bravo de todos.»

– Fafnismal 17

La Runa Berkana

El uso de las runas vikingas (proveniente de la raíz ‘run-’ del antiguo gótico, traducida como ‘secreto’ o ‘susurro’) comprendió principalmente la escritura en las antiguas lenguas germánicas, sobre todo en las islas de Gran Bretaña y la región de Escandinavia, aunque terminó por expandirse a las regiones de Europa Oriental y Central durante la Edad Media. Según las antiguas creencias escandinavas, el origen de estas runas proviene de los dioses. Es un regalo que Odín le hace a los hombres.

Estas runas, fueron además utilizadas con fines mágicos. Según las creencias, tienen la capacidad para materializar las invocaciones y los hechizos escritos en los objetos. Y gracias al escritor germano-austríaco Guido von List, y su sistema de adivinación moderno de runas armanen, el poder de las runas vikingas ha llegado a nosotros el día de hoy.

En esta oportunidad, hablaremos de la runa Berkana.

Mitología de la Runa Berkana

Berkana, del protonórdico berkanan y el gótico bairkan, es el nombre que recibe la runa que equivale a la letra ‘b’ de nuestro alfabeto, y puede traducirse como ‘abedul’.

En esta cultura, como en tantas otras, el abedul tiene un significado muy especial. En la mitología celta se lo asocia a Belenus, el brillante, dios de la Luz, el Fuego y el Sol, siendo las tres energías renovadoras.

En la mitología nórdica, la deidad representada por el árbol de la runa Berkana es Frigga, esposa de Odín, diosa del amor, la fertilidad, el hogar, la maternidad y el matrimonio.

Símbolo de renovación, pureza y renacimiento, el abedul a su vez está asociado con la llegada de la primavera, pues a lo largo de la historia en estos países no solamente es el árbol más antiguo, sino también el primer árbol en brotar.

Significado de la Runa Berkana

La runa Berkana nos habla de un nuevo ciclo que se genera. Puede involucrar una nueva amistad, un nacimiento, o nuevos procesos que comienzan a tomar lugar en nuestra vida.

También nos habla de un despertar, un encuentro con nosotros mismos y nuestra propia evolución. Es una gran oportunidad para mirar hacia atrás para analizar todo lo que nos ha sucedido, y señalar cuál es el norte hacia el cual decidimos dirigirnos. Así mismo, también debe tenerse en cuenta los obstáculos que vamos encontrando en nuestro camino.

Revisa tus motivaciones, piensa en la persona que quieres ser y purifícate.

Y sobre todo, es un buen momento para observar esos procesos que ya llevas desarrollando, y ultimar detalles. Debemos ser precisos para que las cosas lleguen a buen puerto, y podamos a su vez aprender de cada nuevo desafío.

Cuando la runa Berkana se encuentra en posición invertida, puede ser símbolo de la necesidad de empezar de nuevo. Ten paciencia y sé sincero contigo mismo. ¿Van tus cosas dirigidas en la dirección en la que tú has decidido?

Deberás también superar el pesimismo y no dejar que tu ego tome las riendas de este momento. Transforma tus procesos en una oportunidad de crecimiento.

Recuerda que quien no aprende de sus errores, se encuentra destinado a repetirlos.

La runa Berkana invertida, acompañada con runas difíciles, puede ser indicador de problemas, principalmente relacionados con la familia o los negocios. No pierdas la calma, analiza lo que sucede para que puedas anteponerte a las situaciones que se te plantean.

Cada momento en la vida es un aprendizaje para aquellos que se proclaman discípulos de ella.

Pero primero deberás predisponerte a que sea de ti lo que tenga que ser.

AUTOR: Lucas, redactor y traductor de la gran familia de hermandadblanca.org

FUENTES:

1 comentario

  1. Me parece muy interesante este tema y quisiera aprender al respecto, podría ud darme alguna sugerencia para llegar a aplicar de manera correcta la lectura de las runas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

xxx