Principios y cualidades de los maestros de Reiki

Pedro González
Pedro González

Los maestros de Reiki son personas que se han comprometido a una vida de servicio y a incorporar en su propia vida los Cinco Principios del Reiki. Por ello vamos a conocer un poco más cómo es el devenir de estas personas y bajo qué principios se mueven.

Qué hacen los maestros de Reiki

El Reiki es una medicina alternativa desarrollada en el año 1922 por el budista japonés Mikao Usui (1865-1926), que ha sido adaptada para su aplicación en todas partes del mundo.

Esta es una fuerza vital universal que a través de una técnica llamada imposición de manos o toque terapéutico es transferida al paciente con el fin de promover su curación emocional o física.

Los Cinco Principios que siguen los maestros de Reiki

El monje zen Mikao Usui, hacia el año 1920, afirmó haber redescubierto esta técnica de sanación milenaria, tras alcanzar el satori o estado de iluminación plena, durante un retiro espiritual en el monte Kurama de la ciudad de Kioto.

Mikao Usui entendía que el objetivo del Reiki no es sanar las enfermedades físicas. Su último propósito se encuentra en cultivar el corazón para mantener el cuerpo sano, a través del poder misterioso del Universo, y así poder disfrutar de los buenos actos de la vida.

El maestro Usui legó a sus alumnos y seguidores los cinco principios siguientes y los estableció como norma de vida:

  • No enojarse
  • No preocuparse
  • Ser agradecido
  • Trabajar con diligencia
  • Ser amable

Además de estos principios, un maestro de Reiki utiliza los 125 wakas o poemas escritos por el emperador Meiji, seleccionados por el Sensei Usui, como complemento durante la meditación.

Principales cualidades de un Maestro de Reiki

  • Un maestro de Reiki nunca exige, ni ejerce autoridad por su rango o sus conocimientos.
  • No impone instrucciones, brinda toda la información que tiene y se le pide. Permite que cada persona avance por su propia cuenta.
  • No se preocupa por nada ni por nadie. Se ocupa en la gente y su bienestar.
  • No tiene malos pensamientos para nadie. No critica ni envidia. Jamás ve los defectos.
  • No especula ni condiciona a nadie. Brinda conocimiento por el solo hecho de servir y porque visualiza que está ayudando a un futuro maestro.
  • No ve defectos en ninguna persona.
  • No permanece. Deja sus enseñanzas y sigue su camino.
  • No está condicionado por la gloria, la riqueza o el desprecio. Ni por el rango que otros le den. Él es un sirviente.
  • Siempre actúa solo y se proyecta a sí mismo, más allá de sus amigos, ayudantes o subordinados. Tiene un plan de acción y expansión junto a quienes quieran ayudarlo.
  • Está protegido por los Ángeles, los Seres de Luz, los Maestros ascendidos y la Suprema Personalidad de Dios.
  • Visualiza a todas las personas transitando los dispares senderos que conducen a la perfección.
  • Es su propio maestro. Es capaz de controlar su mente, su estómago y sus genitales.
  • No permite que le sirvan. Él es quien sirve a los demás.
  • No rechaza lo que se le ofrece de corazón y con sumo placer. Lo acepta con satisfacción, pues será empleado para el beneficio de los demás.
  • Sus riquezas espirituales lo elevan. Las emplea en ayudar a la expansión de todas las personas.
  • No se vanagloria ni se cree superior a nadie. Tiene plena conciencia de que solo es un sirviente.

Principios y cualidades de los maestros de Reiki

Un maestro de Reiki no se considera perfecto. Más bien tiene una apertura que lo ayuda a perfeccionarse a sí mismo para ofrecer un servicio a los demás. Un maestro Reiki además conoce sus limitaciones y sabe que una persona no domina la fuerza vital Universal, pero puede trabajar para dominar las experiencias de la vida.

Visto en Biomanantial, por Pedro, redactor de la Gran Hermandad Blanca

5 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

xxx