La Verdadera Misericordia, por la Maestra Kwan Yin

Claudio Alvarez
Claudio Alvarez

Kwan Yin 015

 

 

 

 

 

 

 

 

Ustedes creen, Mis Amados, que la Misericordia es una especie de lástima almibarada de emocionabilidad creyendo que al hacer causa común en ese aspecto o situación emotiva están haciendo gala de sus sensibilidades. La Misericordia de Dios va en alturas más trascendentes de lo aquí mencionado, la Misericordia genuina proviene del amor más puro e incluyente hacia todo ser o cosa viviente creada por Dios, es una empatía sublime, es la unidad gozosa de sentirse uno con todas las partes de la vida.

 

Es la comprensión más absolutamente clara y sabia que da la ayuda necesaria, en el momento necesario, y sin escatimar ni esperar nada más que la oportunidad de dar un servicio al necesitado.

 

El Amor Compasivo es entonces la verdadera Misericordia de Dios, que anhela expandir en un abrazo cósmico más y más amor de Él, consuelo, refugio, bienestar y unidad.

 

¡Oh! Las madres del mundo saben muy bien de lo que yo les hablo, aún en una familia de doce o más hijos, el amor de esa madre cubre y protege a cada uno de ellos. Así mis hijos amados, ustedes tienen la capacidad de amar inconmensurablemente.

 

Es porque enfocan su atención en otros asuntos, que no piensan y creen que está en ustedes la virtud del amor compasivo, de la comprensión, de la paciencia y del entendimiento, mas en lo real todas estas cualidades inmortales y eternas las encarnan todos y cada uno de ustedes ¡Porque vuestro Real ser es Dios mismo en vosotros!

 

Ustedes pueden dar aceptación a estas mis palabras y también pueden aceptar cosas contrarias. Teniendo el poder de elección o libre arbitrariedad.

 

No es por obligación ni por temor a Dios, que se le llama a Él en la forma, sino por un profundo convencimiento de que la luz de Dios es perfecta, y al decir la luz me refiero aquí a la energía-vida de la Presencia Yo Soy.

 

Si ustedes apartan sus caminos de Ella, la insatisfacción y el dolor aguijonearán sus conciencias y tarde o temprano la ley de correspondencia irá haciendo que pongan de nuevo su atención y dedicación en la vibración de la Luz. Yo les hablo de Misericordia, como les puedo decir también perdonen y amen siempre a todo y a todos, serán libres, serán felices, serán la gloria de los cielos encarnando a Dios en lo humano.

 

Ustedes mismos tomen en cuenta aquello que les engrandezca, como el amor que ahora arroba mi corazón, al poder dirigirme a vosotros y decirles: ¡Les amo, les he amado incondicionalmente, les amaré mis hijos, mis hijas, y desde mi templo del Lago Violeta proyecto hacia todos vosotros mi radiación, que es Misericordia, Perdón y Amor!

 

Yo les he hablado, vosotros vivid toda enseñanza y toda palabra vertida en el rayo de la luz de la conciencia humana.

 

Reverentemente, YO SOY

 

Kuan Ying

– – – – – – –

(Mirtha Verde-Ramo – www.saintgermain.cl )

11 comentarios

  1. que la Luz, la Paz y el Amor sea en cada momento en todos los hermanos y hermanas que componen la hu,manidad, por el Bién Superior y el Beneficio del UNO.

    Que así es, que así es, que así es.

  2. GRACIAS MAESTRA KWAN YIN POR TUS PALABRAS Y POR VOLVER A CRUZARTE EM MI CAMINO. AMOR INCONDICIONAL PARA TOD@S. QUE GRANDE Y BELLO ES SENTIRSE ASI OTRA VEZ.

  3. …….GRACIAS BENDITA MADRE KWAN YIN POR TU MENSAJE DE AMOR Y MISERICORDIA , TAMBIEN TE AMO INCONMESURABLEMENTE Y NO TE FALLARE EN TUS 108 SALVES

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

xxx