Qué es el Toque Terapéutico: sanación con las manos

Pedro González

El Toque Terapéutico es la práctica de un sistema de curación que utiliza métodos alternativos de la medicina tradicional para una comprensión integral del paciente y para eliminar los bloqueos energéticos que provocan problemas de salud.

Es una técnica que está vinculada y tiene sus raíces en el Reiki, con la diferencia que el terapeuta que aplica el toque terapéutico, no hace contacto en ningún momento con sus manos en el cuerpo de la persona que realiza el tratamiento.

¿En qué consiste el Toque Terapéutico?

El toque terapéutico está emparentado con la antigua práctica denominada «imposición de manos«.

hermandadblanca org reiki3 300×197.png - Cómo sentir la energía Luz Divina en las manos - hermandadblanca.org

Esta técnica se basaba en la premisa de que la energía universal, redirigida por un terapeuta capacitado y con conocimientos suficientes, estimulaba el mecanismo interno de recuperación del paciente y facilitaba la auto-curación, al conseguir el equilibrio en la circulación energética vital.

El toque terapéutico fue creado conceptualmente en la década de los años 70 del siglo pasado por Dora Kunz, presidenta de Theosophical Society of America, y por Dolores Krieger, profesora de enfermería de la Universidad de Nueva York.

Dolores Krieger estaba convencida de que las palmas de las manos son chakras que pueden canalizar la energía curativa. Escribió varios libros referidos al tema, entre ellos “El Toque Terapéutico: Cómo usar las manos para ayudar y curar” (Therapeutic Touch: How to use your hands to help and to heal, 1979).

Dora Kunz fue su mentora y era una sanadora intuitiva. Ella afirmaba que era posible captar la energía que irradiaba el cuerpo para así poder evaluar su potencial y su integridad con fines curativos.

El Concepto del Toque Terapéutico

El Toque terapéutico está basado en la creencia de que todo ser vivo tiene un campo de energía vital que se extiende más allá del cuerpo y genera un aura que un terapeuta sensible y experimentado puede captar con las palmas de sus manos.

Este es el nombre que se le ha dado a este tipo de medicina energética alternativa en donde el terapeuta mueve sus manos sobre el campo energético del paciente para re-dirigir el flujo del Qi o Prana, equilibrar la energías del cuerpo y sanar sus dolencias.

El campo de energía de las personas, debido a innumerable cantidad de factores que influyen en ella, se desequilibra o se desalinea. Es cuando la energía se obstruye y se sale de tono, provocando diversos problemas de salud.

Cuando el sanador energético entiende que puede manipular y reajustar esa energía con sus manos, podrá conseguir el equilibrio necesario y la armonía reparadora.

Para ello, el terapeuta mueve sus manos asemejando un masaje en el aire, a pocos centímetros de la zona afectada o en donde el terapeuta entiende que debe hacer reajuste energético.

Qué es el Toque Terapéutico

Al mismo tiempo que el sanador realiza el toque terapéutico y mueve sus manos en círculos en la búsqueda de un mejor flujo energético, también está aportando parte de su energía vital en favor de la salud de su paciente.

La comprensión de este tipo de comunicación energética por parte del paciente, restaura su campo de energía y lo conduce a un estado de equilibrio y armonía que desbloqueará cualquier tipo de obstrucción que esté padeciendo.

Pero no solamente el intercambio energético es efectivo. Hay otros factores que influyen en una buena resolución de la problemática interior. Generalmente, el paciente puede presentarse temeroso o ansioso, o por el contrario sentirse esperanzado u optimista.

Es ahí cuando la actitud humanitaria del terapeuta, que demuestra desde un principio su interés por la sanación, va a afectar directa y profundamente en los sentimientos del paciente.

El Toque Terapéutico logrará que la persona se sienta mejor y mejorará también su estado anímico cuando pueda sentir, cuando pueda percibir en su interior la energía que el terapeuta le está transmitiendo.

Visto en Komen, por Pedro, redactor de la Hermandad Blanca

1 comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

xxx