Home » Mundo Espiritual » Actualidad Espiritual » Artículos de opinión » Mi hijo es homosexual, y no sé cómo manejarlo

Mi hijo es homosexual, y no sé cómo manejarlo

20171217 kikio327154 id136361 1 - Mi hijo es homosexual, y no sé cómo manejarlo - hermandadblanca.org

Descubrir que uno de nuestros hijos es homosexual puede tomarnos por sorpresa

Bienvenidos, queridos amigos de esta gran comunidad de hermandad Blanca, a esta nueva entrada. Cómo algunos de ustedes ya sabrán, entre otras cosas, me desempeño como psicoterapeuta, y en todos mis años de experiencia, me ha llegado a tocar varias veces un tema que casi siempre trastoca de una u otra manera la dinámica de una familia. Me refiero a descubrir la homosexualidad en uno de sus miembros, particularmente en los hijos.

Hoy en día, en casi todo el mundo, la homosexualidad es simple y llanamente una elección personal.

Y aunque en algunos países aún se llega a penalizar esta conducta, podemos asegurar que en la mayor parte del mundo occidental las leyes abogan por defender la igualdad social de todos los grupos sin importar su género, sexo, religión o preferencia sexual.

Por lo pronto, la discusión estará orientada en los estragos y reacciones qué puede provocar en el núcleo de una familia el hecho de que un hijo se declare homosexual, o que lo descubramos de manera accidental.

No existe ningún tipo de parentalidad perfecta. Todos somos humanos y cometemos errores, independientemente de nuestra postura al respecto de la homosexualidad, que por encima de todo debe de ser de respeto y tolerancia. Es perfectamente normal que llegue a costarnos trabajo aceptar esta condición en nuestros hijos. Lo que no es normal ni debemos permitir es que esta situación nos lleve a actuar de manera poco asertivas con ellos.

20171217 kikio327154 id136361 2 - Mi hijo es homosexual, y no sé cómo manejarlo - hermandadblanca.org

Tener un hijo o una hija gay NO es un problema

Muchos padres de familia, aunque sostengan una postura de respeto y tolerancia hacia los homosexuales, tienen muchos sentimientos encontrados y no saben cómo actuar cuando uno de sus hijos “sale del clóset”. Tampoco es el fin del mundo, se trata de una situación nueva e inesperada en la mayoría de los casos, y es perfectamente esperable que no tengamos a la mano una guía que nos diga exactamente qué hacer.

Sin embargo, esto no es pretexto para no buscar la información necesaria que nos permita brindarle a nuestros hijos el apoyo y el amor incondicional que se merecen y que nos permita a nosotros asimilar la noticia sin que genere problemas emocionales, pues, después de todo, realmente no se trata de un problema, sino de una elección personal.

PUBLICIDAD GOOGLE

La manera en la que reaccionamos ante la homosexualidad de un hijo o una hija va a ser muy distinta dependiendo de la etapa vital en el que éste o ésta se encuentra. Es muy diferente que nuestra niña de 7 años nos diga que cuando crezca quiero ser un hombre, a encontrar a un adolescente de 15 explorando en su recámara con un amigo, o recibir la noticia de viva voz de un hijo independizado que nos presenta su pareja formal del mismo sexo.

Tendemos a creer, erróneamente, que si nuestros hijos despliegan conductas homosexuales a temprana edad aún estamos a tiempo de “corregirlas”, pero el problema estriba justamente en esa necesidad de “corregir” algo.

Vamos a explorar de manera general cómo deberíamos reaccionar ante la homosexualidad dependiendo de si nuestro hijo es un niño, un adolescente o un adulto. Pero el común denominador en todos los casos debe ser una actitud absoluta de respeto sin que jamás caigamos en la tentación de corregir nada, pues, aunque nuestras intenciones puedan ser las mejores, está más que demostrado que no es saludable para la salud emocional de nuestros hijos.

Creo que mi hijo, que aún es un niño, puede ser homosexual ¿qué hago?

20171217 kikio327154 id136361 3 - Mi hijo es homosexual, y no sé cómo manejarlo - hermandadblanca.org

Muchos niños no se sienten identificados con el rol de género que la sociedad y los padres esperan de ellos.

Muchísimos padres de familia aseguran que, a partir de las actitudes de sus hijos desde la más temprana infancia, ellos ya sabían o sospechaban que probablemente se convirtieran en homosexuales. Algunos lo toman con naturalidad y si la noticia se confirma simplemente ya estaban preparados para ella. Pero otros hacen todo lo contrario, comienzan a ver actitudes qué consideran que no se corresponden al rol de género de sus hijos y de inmediato tratan de desalentarlas.

La sexualidad en los niños, hasta los 13 a los 14 años, no está lo suficientemente definida como para que podamos decir que son homosexuales o heterosexuales. En estas etapas previas, los niños simple y llanamente están explorando con libertad el universo simbólico del género y el amor. Aunque no podemos negar que existen algunas actitudes tempranas que definitivamente nos hacen pensar que hay algún tipo de propensión a la homosexualidad, difícilmente estás pueden ser interpretadas como problemáticas o conflictivas.

Por extraño que nos pueda parecer, tenemos que entender que los roles de género tal como los conocemos hoy en día, no son inherentes al sexo ni a la sexualidad. Así que si nuestro hijo de 8 años nos dice que de grande quiere ser bailarina o nuestra niña de 6 nos dice que de grande quiere ser un príncipe azul, tenemos que estar conscientes que en realidad equivale a que nos digan que quieren ser astronautas o veterinarios. A lo que nos estamos enfrentando es a exploraciones simbólicas de lo que ellos consideran los universos adultos que les llaman la atención.

20171217 kikio327154 id136361 4 - Mi hijo es homosexual, y no sé cómo manejarlo - hermandadblanca.org

Los niños tienen derecho a que les llamen la atención todo tipo de profesiones y roles

Además de que estas preferencias son cambiantes en el niño, enfocarnos en desalentar aquellas que nosotros consideramos poco congruentes con su sexo, de ninguna manera va lograr revertir alguna tendencia homosexual si es que está existe. Por el contrario, lo único que logrará será generar frustración, culpa y vergüenza en el niño. Tenemos que entender que ni a los 5 ni a los 11 ni a ninguna edad de nuestros hijos seremos capaces de cambiar o influir sobre sus preferencias sexuales futuras, y también entender que ese no es nuestro papel.

Muchos padres de familia se amparan bajo el argumento de que ellos no tienen problema con la homosexualidad en sí, pero quieren le a su hijo lo que ellos consideran que será una vida mucho más difícil a que si fueran heterosexuales. Pero si lo vemos con algo de objetividad, tendríamos que desalentar también cualquier otra conducta de nuestros hijos que fuera encontrar de las establecidas por la sociedad, mismas que muchas veces se caracterizan por ser rígidas, mediocres, y poco realistas.

En resumen, si tienes un hijo o hija pequeña que de una u otra manera se identifica con un rol de género contrario al establecido socialmente, esto de ningún modo es un problema ni en presente ni en futuro. Tu papel como padre es simplemente explicarle que la sociedad ha vinculado ciertas actividades y conductas con ciertos sexos, pero que cada individuo es absolutamente libre de decidir con cuál se siente más cómodo. En honor a la verdad, puedes ir anticipando a tu hijo que habrá muchas personas en el mundo que no estén de acuerdo con sus decisiones, y así lo preparas para enfrentarse a ellas y luchar por su lugar en el mundo, en lugar de forzarlo a que se adapte al lugar que el mundo quiere para él.

¿Qué hacer si descubro que mi hijo adolescente es homosexual?

20171217 kikio327154 id136361 5 - Mi hijo es homosexual, y no sé cómo manejarlo - hermandadblanca.org

La adolescencia se caracteriza por ser una edad de gran exploración sexual. Miles de personas tuvieron experiencias exclusivamente heterosexuales durante su adolescencia para descubrir en su adultez que eran homosexuales, y otras miles de personas tuvieron todo tipo de experiencias homosexuales que realmente no repercutieron en la forma en que se estableció su sexualidad adulta.

Sin embargo, pensar que las experiencias homosexuales en la adolescencia pueden convertir a una persona en homosexual, es un error muy común. las personas no se convierten en homosexuales porque tengan una o dos experiencias en la adolescencia; tenemos que recordar que nuestras inclinaciones sexuales corresponden a una muy compleja combinación entre nuestros gustos, nuestra personalidad y las vivencias de todo nuestro proceso de vida.

Así como desalentar que un niño de 7 años se vista de princesa no va a tener un impacto real en sus preferencias sexuales a futuro, escandalizarnos porque nuestra hija de 14 años tiene alguna experiencia erótica con una amiga tampoco va a tener un Impacto en sus preferencias reales cuando crezca, a lo mucho lograremos hacerla sentir mal sobre su sexualidad y provocarle un montón de problemas que sí son reales y no tienen nada que ver con la elección de la pareja en el futuro.

Todos los padres quisiéramos que nuestros hijos tuvieran la vida más sencilla posible. Y cuando en la adolescencia vemos la homosexualidad como algo mucho más real que en la infancia, nos llenamos de miedos y de paranoia pensando que la vida de nuestros hijos va a ser difícil o no va a ser la adecuada. Pero tenemos que recordar que estas paranoias son nuestras y no de ellos, y no tenemos por qué obligarlos a lidiar con ellas.

PUBLICIDAD GOOGLE

Si nuestro hijo o hija adolescente se ha identificado como homosexual, e incluso tiene una pareja del mismo sexo, nuestra reacción debe de ser exactamente la misma a la que tendríamos si se tratara de una pareja del sexo contrario. Debemos seguir fomentando la educación sexual, debemos seguir asegurando que se estén cuidando adecuadamente, que todo lo que estén haciendo lo hagan porque realmente lo quieren hacer y no por presión y, si acaso, indicarles que comprendemos que su situación particular se puede prestar al rechazo social, pero que estaremos allí para apoyarlos y defenderlos siempre que sea necesario.

Con mucha frecuencia, los padres de un adolescente homosexual opinan que su hijo o hija simplemente está confundido. En lo personal, me parece que estar confundidos es parte fundamental del proceso de la adolescencia. Todos pasamos por miles de confusiones a esa edad y nuestros hijos no son la excepción. Efectivamente, quizá nuestro hijo sólo está atravesando una etapa de exploración que no será definitiva en su vida. Pero eso no es pretexto para desalentarla. Esas confusiones en la adolescencia no son malas, todo lo contrario, son precisamente las que nos llevan a encontrar las respuestas que nos harán construir nuestra personalidad real más adelante.

Mi hijo es un adulto y se acaba de declarar homosexual ¿cómo debo reaccionar?

20171217 kikio327154 id136361 6 - Mi hijo es homosexual, y no sé cómo manejarlo - hermandadblanca.org

La familia siempre debe ser una fuente de apoyo.

Miles de personas están conscientes de su homosexualidad desde la infancia, pero sólo se atreven a confesársela a sus padres cuando son adultos independientes que ya no dependen de ellos, o cuando ya es muy evidente a partir de la falta de una pareja heterosexual.

También hay adultos que se dan cuenta que son homosexuales o bisexuales de manera completamente sorpresiva para ellos mismos. Sobra decir que, si no podemos cambiar el rumbo de las preferencias sexuales de nuestros hijos pequeños y adolescentes, mucho menos podremos hacerlo con nuestros hijos adultos.

Lo que sí debemos tomar en cuenta, es que muchas veces aceptarse y confesarse homosexual puede ser un trámite muy doloroso para las personas, y nuestro papel como padres no es ni cuestionarlos ni hacerlos sentir mal, ni mucho menos sugerir que están enfermos o confundidos. Sino brindarles todo nuestro apoyo para que el trámite, por el que de todas maneras tienen que pasar en aras de su salud emocional, les resulte lo menos doloroso posible.

Algunas personas no se explican cómo un adulto de 30 años que quizá hasta tuvo un matrimonio previo, de pronto decide que es homosexual. Pero eso es porque seguimos pensando en las preferencias sexuales y en el amor como algo que está completamente bajo nuestro control. Las personas cambiamos a lo largo de todo nuestro ciclo de vida y lo que puede ajustarnos a una edad quizá no nos guste a otra y viceversa. Indagar en las razones y motivos subyacentes a la homosexualidad o la heterosexualidad de una persona no la va a hacer más feliz, no la va a hacer un ciudadano más funcional, y aunque suene redundante, no la va a hacer cambiar de opinión.

En resumen, como padre de un hijo o hija homosexual, o que sospechas que es homosexual, tus principales reservas y preocupaciones se pueden corresponder a dos argumentos generales. El primero, es el de que la homosexualidad no es algo natural o bueno. Si este es el caso y realmente te sientes así con respecto a la homosexualidad, debes recordar que el problema es tuyo, no de tu hijo, y aunque te cueste trabajo, tienes que encontrar la forma de informarte para que comprendas realmente que gran parte de tus prejuicios son una construcción social de la que puedes deshacerte en aras de la armonía y la felicidad familiar.

Si tus reservas se corresponden con el argumento de que no quieres que tu hijo sufra lo que sufren los homosexuales en el mundo, tu trabajo no es desalentar la homosexualidad en tu hijo, sino fomentar que este sea un mundo amigable para todas las personas independientemente de cuál sea su elección de pareja y de vida.

 

AUTOR: Kikio, redactora en la gran familia hermandadblanca.org

 

PARA SABER MÁS:

Contratos (Familiares): Códigos Que Nos Impide Ser Lo Que Somos

La formación de los chakras y cuerpos sutiles en los niños

PUBLICIDAD GOOGLE
Sobre Kikio (Redactora GHB)
6 comentarios
  1. User comments

    Concigale un man cien vergon y los acueta

  2. User comments

    Manejarlo con mucha comprensión y Amor,bastante sufrimiento llevan esos seres en su alma por la incomprensión y falta de respeto hacia ellos por parte de la gran mayoría de la sociedad.

  3. User comments

    Con amor como a cualquier otro ser humano!

  4. User comments

    Les recomiendo quw se compren una soga bien larga y una rama de un arbol que este bien alta

  5. User comments

    SIN ANIMOS DE OFENDER NI ESCUPIR AL AIRE..CREO QUE LO MAS ACONSEJABLE SERIA APLICARLE AYUDA PSICOLOGICA MUY PROFESIONAL,Y MEZCLARLO CON AYUDA ESPIRITUAL……….SI ESTO NO FUNCIONA,,PUES QUE LASTIMA,PERO SE LO DEBE DE HECHAR DE LA CASA EN CASO DE SER MAYOR DE EDAD,SIENDO MENOR DE EDAD SEGUIR LUCHANDO CON LAS RECOMENDACIONES ANTICIPADAS HASTA QUE CUMPLA SU MAYORIA DE EDAD…….NO CREO CONVENIENTE MALTRATARLO DE PARTE DE SUS SERES MAS CERCANOS.

  6. User comments

    Siempre he tenido tres termino para este tipo de caso 1 el homosexual producto de defecto exagerado de horomonas femeninas,2 el homosexual producto de abuso sexual y maltrato en la infancia y el 3 el homosexual creado por la sociedad q nos rodea

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Send this to a friend