Reflexiones: La Gloria de Dios en la Biblia

Estudio Luminica

hermandad blanca reflexiones gloria dios juan sequera 01 reflexiones la gloria de dios i224421

La Gloria de Dios, denominada también posteriormente como Shejinah en hebreo, es uno de los misterios que me llama la atención en las escrituras Judeocristianas. Con ella se describe la presencia o manifestación de Dios en la tierra y en particular durante el éxodo Israelí  en el desierto y en el templo de Salomón en Jerusalén, aunque también tiene una presencia muy importante en las visiones del profeta Ezequiel y se menciona en otros libros del antiguo y el nuevo testamento.

A fin de precisar lo que me llama la atención de este misterio en cada uno de estos contextos, dividiré el artículo considerando las particularidades de la Gloria de Dios  en cada uno de ellos y daré algunos ejemplos de esas descripciones.

La Gloria de Dios en el Éxodo

hermandad blanca reflexiones gloria dios juan sequera 02 reflexiones la gloria de dios i224421

En Éxodo 13:21-22 la Gloria de Dios se manifiesta durante el día como una columna de nube que guía al pueblo de Israel en el desierto y también como una columna de fuego que lo guía durante la noche.

En Éxodo 14:24-25, al dañar las ruedas de sus carros desde la nube, la Gloria de Dios genera temor en el ejército egipcio que persigue a los israelitas. Lo cual hace pensar que la Gloria de Dios no era una visión exclusiva del pueblo de Israel.

En Éxodo 19:16-24, en donde se describe el descenso de Dios en el monte Sinaí, se hace una descripción bastante detallada de la Gloria de Dios.  Se dice que Moisés hizo salir al pueblo al pie de la montaña que se cubrió con una densa nube, que Dios descendió sobre ella en medio de fuego y que el monte se estremeció y humeaba. También se indica que Moisés le hablaba a Dios y este le respondía y que lo llamó a subir a la cumbre de la montaña. Moisés subió y Dios le indicó que los sacerdotes ni el pueblo podían traspasar los límites del pie de la montaña sin riesgo de morir, que bajara a informárselos y subiera de nuevo con Aarón.

En Éxodo 24:16-18 se hace una descripción similar a la anterior del descenso de la Gloria de Dios en la montaña. En esta oportunidad la nube permanece por seis días sobre el monte y al séptimo día Dios llama a Moisés a que suba y este permanece en el monte durante cuarenta días y noches.

hermandad blanca reflexiones gloria dios juan sequera 03 reflexiones la gloria de dios i224421

En Éxodo 33:18-23 Moisés le manifiesta a Dios el deseo de ver su Gloria y Dios le responde que no podrá ver su rostro, porque ningún hombre puede verlo y quedar vivo. Le dice además que cuando su Gloria pase él lo colocará en la hendidura de una roca que él cubrirá mientras pasa y después quitará su mano y Moisés podrá ver sus espaldas, pero no su rostro.

En Éxodo 40:34-38 se describe la presencia la Gloria de Dios como una nube cubriendo el tabernáculo. Se dice que Moisés no podía entrar al tabernáculo porque la nube estaba sobre él y había llenado toda la morada y que mientras la nube estaba allí de día y el fuego de noche los hijos de Israel no partían hasta que esta no se levantaba.

La Gloria de Dios en las visiones de Ezequiel

hermandad blanca reflexiones gloria dios juan sequera 04 reflexiones la gloria de dios i224421

Todo el capítulo 1 del libro de Ezequiel en el antiguo testamento está dedicado a la descripción de su visión de la Gloria de Dios en la cual recibe la encomienda de transmitir el mensaje de Dios a los hijos de Israel. La descripción de Ezequiel es muy detallada y entre otras características incluye las siguientes:

  • Un viento huracanado y una gran nube con fuego y resplandor en su entorno. Metal resplandeciente en su interior en medio del fuego.
  • Cuatro seres vivientes en forma de hombre, con piernas rectas y pezuñas como de becerro y de bronce. Cada uno tenía cuatro caras y cuatro alas, dos que cubrían sus cuerpos y dos que se extendían y debajo de las alas tenían manos de hombre. De las cuatro caras una era de hombre al frente, una de león a la derecha, otra de toro a la izquierda y la última de águila hacía atrás.
  • Sus alas extendidas se juntaban unas con otras y todos se movían al mismo tiempo y en la misma dirección y en medio de ellos había fuego como de carbones encendidos que se desplazaba entre ellos y de él salían relámpagos y los seres se movían como relámpagos.
  • En la tierra, junto y al frente de cada ser había una rueda, que era una rueda dentro de otra, con aros altos, aterradores y llenos de ojos. Las ruedas se desplazaban en todas direcciones junto con los seres, iban a donde ellos iban.
  • Sobre los seres había una bóveda como de cristal impresionante y debajo de bóveda los seres extendían sus alas rectas, como sosteniéndola. Cuando se desplazaban se escuchaba un ruido como de muchas aguas, como el bullicio de un ejército, de una muchedumbre, como la voz del Todopoderoso. Cuando se detenían bajaban sus alas.
  • Encima de la bóveda había la forma de un trono que parecía de zafiro. En el trono estaba alguien semejante a un hombre, con algo semejante a metal y apariencia de fuego que lo perfilaba alrededor. De la cintura hacía arriba y hacia abajo tenía algo que parecía fuego que tenía un resplandor alrededor de él, como el aspecto del arco iris.

hermandad blanca reflexiones gloria dios juan sequera 05 reflexiones la gloria de dios i224421

Similar a este primer encuentro, en el capítulo 10 se hace la descripción de otro encuentro de Ezequiel con la Gloria de Dios en el templo de Jerusalén. En este se habla de los cuatro seres del primer encuentro como querubines y hay un quinto ser que se describe como hombre vestido de lino que interactúa con los otros cuatro. En Ezequiel 43:1-5 se describe otra visión de la Gloria de Dios como la del primer encuentro en el río Quebar.

En Ezequiel 3:12-15 se describe otro encuentro de Ezequiel con la Gloria de Dios en el cual es levantado y trasladado a donde los cautivos de Israel en  Tel Abib. En Ezequiel 3:23 ve de nuevo la Gloria de Dios detenida en el valle.

En Ezequiel 8:1-4, estando en su casa con los ancianos de Judá, siente sobre él la mano de Dios y al mirar ve una forma como de hombre igual a la que había visto sobre el trono en su primera visión. Esa forma extendió hacia él algo semejante a una mano y lo tomó por un mechón de su cabeza y lo elevó entre cielo y tierra y lo llevó en visiones de Dios a Jerusalén, en donde estaba la mima Gloria de Dios que había visto en el valle.

La Gloria de Dios en otros libros del Antiguo Testamento

hermandad blanca reflexiones gloria dios juan sequera 06 reflexiones la gloria de dios i224421

En Levítico 9:23-24 se describe la aparición de la Gloria de Dios a todo el pueblo de Israel y como su fuego consumió el holocausto y el sebo del altar.

En Número 9:15-23 se describe en detalle como la nube (La Gloria de Dios) guiaba el éxodo de los hijos de Israel a través del desierto. Se dice que una vez erigido el tabernáculo la nube lo cubrió y que durante la noche había algo semejante al fuego sobré él. Que el pueblo se ponía en marcha cuando la nube se levantaba del tabernáculo y que se detenían y acampaban donde la nube lo hacía y permanecían allí mientras la nube estaba sobre el tabernáculo, no importaba si era un día, un mes o un año que la nube permanecía allí y partían cuando la nube lo hacía, fuera de noche o de día.

En Números 14:10 se dice que la Gloria de Dios se deja ver en el tabernáculo por todos los hijos de Israel. En Números 16:19 y 42 se describe que se deja ver por toda la congregación reunida en contra de  Moisés y Aarón. En Números 20:6 se describe su aparición a Moisés y Aarón

En Deuteronomio 31:15-21 Dios se aparece sobre la entrada del tabernáculo en una columna de nube para anunciarles a Moisés y Josué la muerte de Moisés y comisionar a Josué la conducción del pueblo de Israel. También para anunciarles que abandonará al pueblo de Israel por volverse a los dioses de las tierras adónde van y los males y angustias que esto les traerá.

hermandad blanca reflexiones gloria dios juan sequera 07 reflexiones la gloria de dios i224421

En 1 Reyes 8:10-11 se dice que la nube llenó la casa de Dios y que los sacerdotes no pudieron seguir haciendo el servicio porque la Gloria de Dios había llenado el templo. Esto mismo se describe en 2 Crónicas 5:13-14.

En 2 Reyes 2:11 Elías es arrebatado del lado de Eliseo por un carro de fuego con caballos de fuego y sube al cielo en un torbellino y nunca más se le vio.

En 2 Crónicas 7:1-3 Se describe que cuando Salomón terminó de orar descendió fuego del cielo y consumió el holocausto y los sacrificios y la Gloria de Dios llenó el templo y que todos los hijos de Israel vieron descender fuego y la Gloria de Dios sobre el templo.

En Isaías 19:1, en la profecía sobre Egipto, se dice que Dios cabalga sobre una nube veloz y entra a Egipto. En el capítulo 10 de Daniel se describe una visión de su encuentro con un hombre vestido de lino, cuya descripción es similar al encuentro de Ezequiel con el ser semejante a un hombre que se le aparece en su casa cuando estaba con los ancianos de Judá.

La Gloria de Dios en los Evangelios del Nuevo Testamento

hermandad blanca reflexiones gloria dios juan sequera 08 reflexiones la gloria de dios i224421

Evangelio de Mateo

  • En 16:27 se dice que el Hijo del Hombre (Jesucristo) vendrá en la Gloria de su padre con sus ángeles.
  • En 19:28 Jesús les dice a los apóstoles que cuando él se siente en el trono de su Gloria ellos también se sentarán en doce tronos.
  • En 24:30 Se dice que aparecerá en el cielo la señal del Hijo del Hombre y todas las tribus de la tierra lo verán viniendo sobre las nubes del cielo con poder y gran Gloria.
  • En 25:31 Cuando el Hijo del Hombre venga en su Gloria, y todos los santos ángeles con él, entonces se sentará en su trono de Gloria.

Evangelio de Marcos

  • En 8:38 Jesús dice que cuando venga en la Gloria de su Padre con los santos ángeles se avergonzará de aquellos que se hayan avergonzado de él y de sus palabras. Eso mismo se dice en Lucas 9:26.
  • En 10:37 Jacobo y Juan, hijos de Zebedeo, le piden a Jesús que les conceda sentarse a su derecha y a su izquierda cuando esté en su Gloria y Jesús les responde que eso no es de él concederlo, sino que es para quienes está preparado.
  • En 13:26 Al igual que en Mateo 24:30 se dice que el Hijo del Hombre vendrá en las nubes con gran poder y Gloria.

Evangelio de Lucas

  • En 21:27 Se repite lo dicho en Marcos 13:26 y en Mateo 24:30. Entonces verán al Hijo del Hombre, que vendrá en una nube con poder y gran Gloria.
  • En 2:9 Se presentó un ángel del Señor, y la Gloria del Señor los rodeó de resplandor; y tuvieron gran temor.
  • En 9:32 Pedro y los que estaban con él (Jesús) estaban rendidos de sueño; más permaneciendo despiertos, vieron la Gloria de Jesús y a los dos varones que estaban con él.
  • En 24:26 Jesús después de su resurrección les dice a los apóstoles, sin que ellos lo reconocieran: ¿No era necesario que el Cristo padeciera estas cosas, y que entrara en su Gloria?

Evangelio de Juan

  • En 1.14 El Verbo (Dios Creador) se hizo carne (Jesús) y habitó entre nosotros, y contemplamos su Gloria, como la Gloria del unigénito del Padre, lleno de gracia y de verdad.
  • En 2:11 Se dice: Este principio de señales hizo Jesús en Caná de Galilea, y manifestó su Gloria; refiriéndose a la conversión de agua en vino en las bodas de Caná.
  • En 5:44 ¿Cómo podéis vosotros creer, pues recibís gloria los unos de los otros, y no buscáis la Gloria que viene del Dios único?
  • En 7:18 Jesús le dice a los judíos en el templo: El que habla por su propia cuenta, su propia gloria busca; pero el que busca la Gloria del que le envió, éste es verdadero, transmitiéndoles que su mensaje es para la Gloria de Dios y no la suya.
  • En 8:54 Ante la pregunta de los judíos: ¿Quién pretendes ser?, Jesús respondió: Si yo me glorifico a mí mismo, mi gloria nada es; mi Padre es el que me glorifica, el que vosotros decís que es vuestro Dios.
  • En 11:3-4 Cuando las hermanas de Lázaro le comunican a Jesús su enfermedad, Jesús dijo: Esta enfermedad no es para muerte, sino para la Gloria de Dios, para que el Hijo de Dios sea glorificado por ella.
  • En 11:40 Ante la duda de Marta que Jesús pueda hacer algo por su hermano después de cuatro días de muerto, Jesús le dijo: ¿No te he dicho que si crees, verás la Gloria de Dios?
  • En 17:5 En la proximidad de su crucifixión Jesús dice: Ahora pues, Padre, glorificame tú al lado tuyo, con aquella Gloria que tuve contigo antes que el mundo fuese.
  • En 17:22 y 24 Jesús le pide al Padre por sus seguidores: (22) La Gloria que me diste, yo les he dado, para que sean uno, así como nosotros somos uno. (24) Padre, aquellos que me has dado, quiero que donde yo estoy, también ellos estén conmigo, para que vean mi Gloria que me has dado; porque me has amado desde antes de la fundación del mundo.

hermandad blanca reflexiones gloria dios juan sequera 09 reflexiones la gloria de dios i224421

Reflexión y Conclusión Final

A fin de construir una base sobre la cual reflexionar las diferentes descripciones que se dan en estos ejemplos de la Gloría de Dios, me pareció útil identificar algunas semejanzas y diferencias que observo entre ellas.

Semejanzas y Diferencias

En todas las descripciones del Éxodo y en casi todas las de los otros libros del Antiguo Testamento se describe la Gloria de Dios como una nube o columna de nube y fuego. En las visiones de Ezequiel también se observa este tipo de descripción y en algunas de los evangelios del Nuevo Testamento también se espera el regreso de Jesús sobre nubes.

En el Éxodo y en las visiones de Ezequiel también se asocia la llegada de la Gloria de Dios con fuego y gran estruendo. No así en el Nuevo testamento en donde se habla de “Gran poder y Gloria”.

Una diferencia interesante en las descripciones de Ezequiel es la presencia de los seres alados, que no se ve en las otras descripciones, aunque en el Nuevo Testamento se habla del acompañamiento de ángeles en la llegada de Jesús.

Una diferencia que me parece importante en el caso del Antiguo Testamento es que la Gloria de Dios es vista por todo el pueblo de Israel, lo que induce a pensar que no se trata de la visión de un profeta como es el caso de Ezequiel, del arrebato de Elías descrito en 2 Reyes 2:11 o de la visión de Isaías en 19:1.

Por esa diferencia, pareciera que la Gloria de Dios vista por los israelitas es algo físico y no metafísico. Además, Dios advierte que acercarse a ella puede causar la muerte, lo cual ratifica la posibilidad de ser algo físico que puede causar daño, esto genera la pregunta: ¿Por qué a Moisés y a Aarón no les causa la muerte y al resto de los israelitas sí?, en el caso del Nuevo Testamento la Gloria de Dios pudiera verse como un poder o un don divino y no como una presencia física.

En las visiones de Ezequiel se describe la presencia de un trono en la Gloria de Dios y Jesús también habla de un trono en el cual se sentará en su Gloria y en los evangelios Jesús dice con frecuencia que su gloria no es de él sino del Padre y que es el Padre quien lo glorifica.

hermandad blanca reflexiones gloria dios juan sequera 10 reflexiones la gloria de dios i224421

Conclusión

En la mayoría de las explicaciones que he visto sobre la Gloria de Dios, estas descripciones se atribuyen a alegorías o a visiones teosóficas, lo cual me parece valido desde el punto de vista profético, pero no para las descripciones en el Antiguo Testamento, que son ricas en percepciones físicas y no metafísicas.

Las explicaciones que he visto para este tipo de presencia(s) física(s) de Dios(es), que no es exclusiva de la Biblia, porque también se observan en escrituras antiguas de otras creencias, es atribuirlas a la visita de alienígenas o de seres de otros planos superiores al nuestro. En lo personal considero que ambas opciones pueden ser válidas, dado que pienso que en un universo tan grande como el nuestro no debemos estar solos y que la existencia de otras dimensiones o planos “conviviendo” con el nuestro es factible.

hermandad blanca reflexiones gloria dios juan sequera 11 reflexiones la gloria de dios i224421

_________________________

Referencias

Antiguo Testamento. Versión Reina-Valera. Actualizada. Editorial Mundo Hispano. 2003.

Nuevo Testamento. Versión Reina-Valera. Actualizada. Editorial Mundo Hispano. 2003.

La Toráh. Traducción Diego Ascunce. Edición Hora Mesiánica 2003. Revisión 2004 y 2005.

https://es.wikipedia.org/wiki/Libro_de_Ezequiel

https://es.wikipedia.org/wiki/Ezequiel_(profeta)

https://www.escuelabiblica.com/estudio-biblico.php?id=899

https://www.escuelabiblica.com/estudio-biblico.php?id=900

https://bendicionescristianaspr.com/ezequiel-1-la-vision-de-la-gloria-divina/

https://unanimes.org/estudios_biblicos/pdf/F.08.-_La_gloria_de_Dios.pdf

https://hermandadblanca.org/encuentro-personal-dios-maravillosa-oracion-hablar-dios/

https://hermandadblanca.org/dios-es-un-espiritu-universal/

__________________________

 Autor: Juan Sequera. Autor de la familia de Hermandad Blanca

 

4 comentarios

  1. Me pareció muy interesante su artículo, pero tengo una pregunta, con la finalidad de entender más acerca de la verdad. ¿Si es cierto que las descripciones de Dios son más bien de seres extraterrestres y ellos tuvieron una relación cercana con Moises en la que incluso hablaban, porque hay una idea tan errónea en la biblia acerca de un solo Dios, tantas particularidades acerca del bien y el mal? Y referente al Nuevo Testamento, si Jesús era un iluminado y se sobre entiende que sabe de estos seres superiores, porque no le dio a sus discípulos una enseñanza más específica o real, la biblia habla de un bien y de un mal, un cielo y un infierno. Aunque encuentren paralelismos con lo que creen, también hay enormes diferencias. A lo qué voy es si esos conocimientos surgieron de una misma fuente, porque difieren tanto.

  2. El cuerpo glorioso, el cuerpo arcoiris, es el aura resplandeciente cuando los siete chakras están en pleno funcionamiento. Es la Divina Presencia.

  3. Gracias Sra. Marina por leer el artículo y
    por su excelente comentario y por la referencia que hace sobre el pectoral de los sacerdotes, voy a investigar al respecto. Saludos

  4. Ha sido muy interesante el artículo, sobre todo la diferencia entre el Antiguo y el Nuevo Testamento; y de estas diferencias la antigua referencia parece ser más visible y material, y además veo que se trata de la "mostración" de Dios mismo y ante el cual o no se lo podía mirar o no se podía estar en el mismo lugar que El; el autor pregunta por qué (no recuerdo bien) Moises y alguien más no murieron, y me acordé del pectoral que usaban los sacerdotes y que está descripto creo que en Números, lo que no tengo conocimiento es si el Libro en cuestión es anterior o posterior al relato de Moisés.
    En cuanto al Nuevo Testamento coincido en que se trata de algo más metafísico, algo que no está en este mundo o modo de manifestación sino que pertenece a un estado de iluminación… Bueno, deseo agradecer al autor su trabajo. Saludos cordiales!!!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

xxx