Guía de desarrollo personal y social para la intervención con jóvenes

Alb 360

La guía de desarrollo personal y social para la intervención con jóvenes, la podemos llevar acabo dando una explicación  que implique  esos valores importantes.

En el transcurrir del tiempo, la adolescencia ha sido considerada como un trayecto de nuestras vidas de gran susceptibilidad ante el entorno. Esta vulnerabilidad y sus factores de riesgo han sido la impronta en numerosos proyectos sociales orientados hacia esa población.

La búsqueda es por minimizar situaciones difíciles como deserción escolar adicciones, embarazo precoz, o delincuencia, que constituyen el núcleo de estos programas. Abordar puntualmente estas consideraciones, aporta buenos resultados siempre que se establezcan pautas o  guía de desarrollo personal y social para la intervención con jóvenes.

Lo más idóneo es enfocarse hacia proyectos en los que  por encima de todo se resalten las potencialidades y recursos de esta población. Es lo más conveniente si queremos alcanzar su repercusión y posicionarlos como actores y promotores sociales dentro de su propio contexto, donde el desempeño en su hábitat es lo preponderante.

guia jovenes 1 guia de desarrollo personal y social para la intervencion con joven i220224

Siempre es importante tener presente una  guía de  de desarrollo personal y social para la intervención con jóvenes.

 

El trabajo con esta población amerita de un encuadre ajustado a la realidad, en donde métodos y técnicas propias constituyan el eje para la orientación, con apoyo en modelos previamente contrastados.

La base de conocimientos ya consolidados son motor que facilitan la intervención, tratamiento y apoyo de adolescentes en situación de fragilidad, no hay duda que una guía de desarrollo personal y social para la intervención con jóvenes es importante como podemos ver al final de esta explicación.

 

La adolescencia cambios significativos

Permanente transformación es la particularidad de una etapa en donde física, mental, psicológica, cognitiva  y socialmente se presentan alteraciones continuas, a veces muy radicales. Son momentos de presiones internas y externas, presiones naturales e inevitables. Esta etapa esta marcada por que es allí, donde se inicia el proceso de aprendizaje de la autonomía. Se cierran ciclos para dar paso a la incorporación al trabajo productivo.

La adolescencia cambios significativos

La adolescencia cambios significativos

Es una etapa de imprecisiones, pero en donde el adolescente es capaz de formular y comprobar hipótesis, capaz de establecer críticas sobre lo que considera sus valores familiares y sociales, capaz de evaluar lo que a su criterio es bueno o malo para sí. Lo más importante es que puede captar los conflictos por el generados, sobreponerse y derrotar lo absurdo e inadecuado.

 

Este aspecto de los procesos mentales en el adolescente es nuclear para la implementación de formas de trabajo desde la perspectiva de la inclusión juvenil, que propicia la evaluación de su protagonismo en el ámbito social y la real posibilidad de implementar ideas y estilos propios en su entorno.

Lograr la autonomía y formar la identidad son los dos procesos que dan fundamento a este periodo en donde los valores, principios y reglas impuestos por los progenitores son examinados y evaluados desde la perspectiva del adolescente,  que ya siente que no requiere de su supervisión y gestionan la creación de su propio marco de normas y valores, fuente principal en el desarrollo de su propia identidad.

Aquí juega papel de importancia las referencias. Los compañeros son el pivote emocional, como modelo y como audiencia mutua para la experimentación de nuevas conductas.

Es así como van aprendiendo de y con sus pares nuevas destrezas y comportamientos sociales, aprendiendo a controlar su conducta, a compartir caos, problemas, miedos  y sentimientos. Es la etapa en donde los amigos son lo máximo, más importante que la familia. La época también en que son más maleables modas e influencias culturales del momento.

La adolescencia cambios significativos

 El trabajo con jóvenes es una gran prueba y experiencia que implica empaparse de las innovaciones y últimas investigaciones en torno a esta etapa de nuestras vidas y del comportamiento de esta población, hay que actualizarse en prácticas favorecedoras en la crucial determinación de los objetivos de intervención.

El foco debe estar puesto en el logro de intervenciones transformadoras de la realidad social, intervenciones generadoras de cambios indudables en el desarrollo social general muy concretamente, cambios en participación de jóvenes en la sociedad.

guia jovenes 2 guia de desarrollo personal y social para la intervencion con joven i220224

Una guía de desarrollo personal y social para la intervención con jóvenes debe centrarse en ayudarlos en su crecimiento.

De continuo escuchamos sobre lo primordial de mejorar las habilidades sociales, es decir optimizar esas “herramientas” que nos abren las puestas a la interacción y a la comunicarnos con los demás. Su importancia estriba en que dichas habilidades permiten adquirir aptitudes como la empatía, autoestima y la potenciación de la inteligencia emocional primordial que conducen a seres más felices y libres. Desde la infancia estas habilidades forman parte de la cotidianidad de nuestras vidas, pero es en la adolescencia donde se convierte en crucial su aprendizaje.

 

Consideraciones para una guía de desarrollo personal y social para la intervención con jóvenes

En los talleres sobre habilidades sociales para adolescentes, se utilizan técnicas y dinámicas muy específicas. A continuación  algunos ejemplos de actividades para cultivar y desarrollar tan importantes habilidades:

  1. La médula está en las potencialidades

El paso hacia la adolescencia,  constituye una etapa de auto construcción de la identidad, con todo lo que significa su impacto en el desarrollo físico, afectivo, sexual y mental. Es una etapa en donde los padres y personas adultas tienden a subvalorar y en ocasiones, a marginar, aspectos sin dudas influyentes en la intervención a motorizar. Un factor de peso a tener en cuenta en la elaboración del programa de trabajo con jóvenes.

A los jóvenes hay que asumirlos como personas con voz propia y de pleno derecho en la sociedad, no más como personas que carecen de madurez. Investigaciones y proyectos con jóvenes destacan la necesidad de enfocar las prácticas hacia la derogación de tal paradigma y partir con pie firme desde las reales potencialidades que tienen como personas, en lugar de hacer espacio a sus carencias.

  1. Superar los estereotipos

Los medios de comunicación han contribuido a la generalización de algunos estereotipos, basándose en el modo de apenas un sector, lo que ha fomentado ciertas dificultades en el trabajo con jóvenes.

El empeño en la educación y la participación social, parte por saber alejarnos de calificativos y generalizaciones que estigmatizan a todo un colectivo. Las estrategias deben partir desde visiones que permitan a los jóvenes el alcance de herramientas que acrecienten sus fortalezas desde la inclusión activa, con la crítica responsable y respetuosa de los conciudadanos.  Acá el modelo hacia su propia edificación como integrantes plenos de la sociedad.

  1. Proyectos multi-dimensionales

La construcción de experiencias heterogéneas con diversos aportes, posibilitan la intervención desde la cooperación profesional multidisciplinaria, hecho que enriquece el robustecimiento de las propuestas, potenciando grandemente las posibilidades de participación los adolescentes.

  1. Recuperación de espacios que interesen a la juventud

La conquista de espacios para la práctica activa de actividades y asociaciones de esta población, constituye un modo ideal de transmitirles las posibilidades ciertas de su participación en la sociedad y encauzarles hacia el desarrollo  sus propias visiones.

El desarrollo de sus propios proyectos los moldea como personas emprendedoras, con capacidad para perseguir las metas personales, y los propios objetivos,   partiendo del trabajo en equipo, la solidaridad y otros importantes valores sociales.

guia jovenes 3 guia de desarrollo personal y social para la intervencion con joven i220224

La guía de desarrollo personal y social para la intervención con jóvenes debe incluir las nuevas tecnologías

  1. Jóvenes en la transmisión de conocimientos hacia la sociedad

En esta guía de desarrollo personal y social para la intervención con jóvenes no puede dejar de incluirse las nuevas tecnologías y su repercusión en la vida de los más jóvenes. Su aprovechamiento como instrumento transformador para la juventud y desde la juventud es posible si apoyamos su ejercicio como facilitadores en el aprendizaje de otras personas  en su comunidad, despejando los caminos para la formación y desarrollo personal y social de nuevos jóvenes y transmitiendo el valor de la educación y el trabajo entre generaciones.

Taller de desarrollo personal para jóvenes

Es importante crear algún tipo de taller de desarrollo personal para los jóvenes, ya que esto va a colaborar con todo lo anteriormente explicado, esto da un gran valor y guía para ellos.

 

 

Autor: Sofia Virima González R.

Fuentes:

https://es.wikipedia.org/wiki/Desarrollo_social

https://es.wikipedia.org/wiki/Adolescencia

Mas artículos que te pueden interesar:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

xxx